Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

historias del diseño valenciano (III)

EXPO 92 diseño y arquitectura de Valencia 

La Exposición Universal de Sevilla aglutinó una interesante propuesta basada en el trabajo conjunto de Emilio Giménez, Vicente Navarro, Carmen Calvo o el colectivo Gesto

19/08/2020 - 

VALÈNCIA.-«Una taza de plata». Con esta imagen vívida recuerda el diseñador Vicente Navarro el Pabellón de la Comunitat Valenciana en la Exposición Universal celebrada en Sevilla durante 1992. El estudio encabezado por el interiorista valenciano recibió a principios de los 90 el encargo de asumir el diseño interior del edificio proyectado por el arquitecto Emilio Giménez (fallecido en 2014) y la dirección global del proyecto DOM (Diseño de Objetos y Mobiliario), iniciativa nacida desde Gesto Design Management (Carlos Tíscar, José Sánchez y Vicente Blasco). El proyecto de la Generalitat contó con la colaboración del artista plástico Jordi Ballester, responsable de la marca del pabellón (de formas geométricas y con una tipografía basada en las vanguardias europeas), así como de algunas de las exposiciones programadas. 

El pabellón que nunca regresó

El edificio de Giménez se proyectó bajo un carácter efímero ya que, en un principio, se planteó su repatriación tras el cierre de la Expo. Finalmente fue vendido por un precio simbólico al Ayuntamiento de Sevilla. Los arquitectos Robert Primo y Lluis Trullenque fueron en aquellos años colaboradores de Emilio Giménez, con quien habían trabajado anteriormente en la restauración del Palau del Marqués de la Scala o Baños del Almirante. El proyecto inicial del pabellón incluía la colocación de una gran escultura de Miquel Navarro en su exterior, que fue sustituida por un conjunto de campanas góticas, modificación que a Giménez «no le agradó en absoluto», como admite Primo. 

Robert Primo recuerda cómo desde las primeras reuniones con Rafael Ferrer Ombuena, subsecretario de Joan Lerma y director del pabellón, las directrices fueron concisas aunque un tanto ambiguas: «conseguir un edificio representativo del espíritu de la Comunitat, así como del estatus de la arquitectura valenciana del momento». Un pabellón desmontable para su posterior y nunca ejecutado traslado. «Desde el principio tuvimos dudas de que esa idea se convirtiera en realidad», admite Primo. Los arquitectos echaron mano de una estructura metálica atornillada levantada en un año. El aspecto exterior se obtuvo gracias al uso de paneles de aluminio blanco. Un ejemplo de «arquitectura contemporánea con aire mediterráneo».

Lea Plaza al completo en su dispositivo iOS o Android con nuestra app

El propio Vicente Navarro califica el proyecto de Giménez de pabellón «contenido, sin una espectacularidad notoria pero con un tratamiento de los espacios característico en los proyectos de este arquitecto. En definitiva, un proyecto delicado, equilibrado y de prestigio para la Comunitat Valenciana».

* Lea el artículo completo en el número de agosto de la revista Plaza

Noticias relacionadas

Pirotecnia en crisis

Pot començar la mascletà?

Por  - 

El parón global en los espectáculos de fuegos artificiales provocado por la pandemia amenaza con arrasar el know-how acumulado durante décadas en la pirotecnia valenciana, cada vez más débil pese a haber sido una referencia mundial en los ochenta

ya a la venta el número de noviembre

El Casal España Arena de València, portada de Plaza 

Por  - 

En 2023 abrirá sus puertas el nuevo estadio del Valencia Basquet, el Casal España Arena de València. Pero el sueño de Juan Roig es más que una cancha de baloncesto, será una referencia cultural para la ciudad. Además, hablamos de cómo la covid-19 a diezmado el sector pirotécnico, recuperamos la biografía del anarquista Orquín, entrevistamos a Valeria Vegas (guionista de 'Veneno') y mucho más

la opinión publicada

El virus que robó la Navidad

El problema no es ya un segundo confinamiento, sino si habremos aprendido algo, y no repitamos el error de pasar de medidas draconianas a una desescalada acelerada con el fin de salvar la temporada de ventas navideñas, celebrar las Fallas o cualquier otra ocurrencia

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email