GRUPO PLAZA

El suelo tiene una extensión de 50.000 metros cuadrados

Riba-roja aprueba la compra de cuatro parcelas en el antiguo PAI de Pacadar por 4,1 millones

22/06/2021 - 

VALÈNCIA. Riba-roja de Túria ha acordado la compra de cuatro parcelas ubicadas en el PAI de Pacadar, donde estaba prevista la construcción de cerca de 555 viviendas en bloques de 5 alturas y de renta libre que, finalmente, no se ejecutarán tras la anulación del plan urbanístico. El montante global de la adquisición se ha fijado en 4,1 millones de euros, y suma un total de 50.000 metros cuadrados, aproximadamente.

El presupuesto saldrá directamente de las arcas municipales, al mismo tiempo que la mercantil encargada de desarrollar el proyecto se ha reconocido en deuda con el ayuntamiento por valor de otros 1,2 millones de euros. De este modo, cuando la cantidad quede compensada, el consistorio tan solo abonará 2,8 millones. 

El informe de la arquitecta municipal justifica la necesidad de la compra en que el área se encuentra junto a la parte central casco urbano del municipio, donde hay más actividad económica y densidad de población. En este sentido, recomienda la construcción de espacios abiertos y zonas verdes y ajardinadas. Por su parte, la policía local también ha emitido informes que reflejan la necesidad de más plazas de aparcamiento en el entorno. 

Por todo ello, el Ayuntamiento destinará la parcela de 50.000 metros cuadrados a una conversión en suelo dotacional. Así, podrá albergar servicios "demandados por la población" como culturales, deportivos, zonas verdes o aparcamientos. Así, tratará de combinar un desarrollo urbanístico de la zona con una perspectiva sostenible y ecológica.

Uno de los principales proyectos es la zona sanitario-asistencial, con un nuevo centro de salud, una residencia para la tercera edad y personas con diversidad funcional y también un centro de día, lo que además se complementará con espacios al aire libre donde se podrán llevar a cabo actividades relacionadas con áreas bio-saludables, ejercicios de rehabilitación o talleres, entre otros.  

La intención del consistorio pasa por ubicar en la zona usos culturales, con un anfiteatro al aire libre, un ágora y, en general, espacios de reunión donde se puedan llevar a cabo actividades culturales, representaciones de teatro, actuaciones o conciertos, entre otros, además de áreas deportivas al aire libre integradas en el área dotacional urbana, como la práctica de la galotxa, cursos de yoga o entrenamiento funcional. Además, se podrán habilitar parques infantiles, con juegos y mobiliario urbano adaptado a diferentes edades y con una perspectiva de diversidad funcional.

Según ha explicado el consistorio, la adquisición era la única forma de recuperar el débito que mantiene la promotora del proyecto urbanístico con el ayuntamiento, en el que se incluye una sentencia judicial, los impuestos municipales, intereses y recargos. El PAI de Pacadar está revocado por el incumplimiento de las obligaciones de la promotora como la urbanización de la zona, la cesión al ayuntamiento de la parcela edificable urbanizada o la planta baja prevista.

El alcalde de Riba-roja de Túria, Robert Raga, ha calificado de "extraordinaria" la consecución de los terrenos: "Nuestro municipio recupera 50.000 metros cuadrados que albergarán en un futuro infraestructuras sanitarias, sociales y dotacionales, alejadas de la pretensión inicial del anterior gobierno del PP de construir más de 550 viviendas con una densidad poblacional insostenible". 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme