X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

tendencias escénicas

'Anestesiadas' celebra el despertar de las mujeres frente a la dictadura de la imagen

La comedia de Sònia Alejo y Rafa Calatayud se estrena en Auditori Torrent este fin de semana

25/12/2019 - 

VALÈNCIA. Los protagonistas de la tragicomedia Anestesiadas han pasado en su gran mayoría por el bisturí de un cirujano. Hay una madre actriz, que ha recurrido a los retoques hasta quedar irreconocible ante el espejo, para poder mantener su carrera. Hay una hija también actriz, pero de la industria del porno, que ha potenciado sus curvas. Un hijo transexual que ha cambiado de género. Y una hija que es cirujana de trasplantes.

La anestesia ha estado presente en momentos decisivos de sus vidas. Pero el título de esta obra de teatro, programada con ecos de inocentada el 28 de diciembre en el Auditori Torrent, también se deriva de su sentido figurado: el del letargo de una sociedad frente a los cambios sociales.

Sònia Alejo y Rafa Calatayud han escrito a cuatro manos esta pieza que aborda desde el humor debates actuales como el paso del tiempo, la dictadura de la imagen, la obsesión por sentirnos deseados y el empoderamiento de las mujeres para decidir sobre su cuerpo.

Y todo en el contexto de un encuentro familiar de un clan disfuncional y disparatado, al que dan vida las actrices Cristina García, Lola Moltó, María Juan y Arantxa González, y los actores David Nácher y Rafa Calatayud. Este último, que además dirige la obra coral, en una aparición sorpresa al final.

Comercial en el buen sentido

En el montaje resuena el tipo de comedia absurda y alocada del autor Christopher Durang. No en vano, Calatayud ha adaptado numerosas obras del dramaturgo estadounidense: Teràpies, Titànica, Naturalesa i propòsit de l’univers, Bebé y Crisis de identidad.

“Este montaje es un producto comercial en el buen sentido. No es una comedia ligera, sino que explora cómicamente asuntos de entidad, como los desencuentros familiares y la necesidad de pertenecer a algún lugar. La propuesta tiene un puntillo surreal, porque sus personajes son muy excéntricos y extremos, pero no perdemos el contacto con la realidad y el conjunto transmite un mensaje de aceptación”, detalla el director, dramaturgo y actor.

Alejo se explaya más con el trasfondo de Anestesiadas y considera que en último término, la pieza anima a “aferrarse a lo sencillo y huir de los artificios”. Frente a la importancia que se le da habitualmente a los aspectos superficiales y el acallamiento de las emociones en la sociedad contemporánea, su texto propone “sentarse en la mesa y compartir un momento de charla en el que se huya de los patrones que nos marcan las costumbres y las convenciones, porque lo importante es quedarse con la esencia del trato entre las personas”.

Tablas en las tablas

Para la dramaturga, este proyecto ha sido un cambio absoluto de registro. Alejo, ganadora este año tanto del premio de la Crítica Valenciana en la categoría de Literatura Dramática por La vida inventada de Godofredo Villa, como del Premi de Teatre Infantil Escalante por su obra Cremallera, tiene un estilo poético, contemporáneo y fragmentado.

“Es un código que no controlo mucho todavía. Al aceptar este encargo me tiré a la aventura para probar otros terrenos dramatúrgicos”, comparte la coautora, que además de escribir teatro, ejerce la presidencia de la Associació Valenciana d'Escriptores i Escriptors de Teatre (AVEET).

Uno de los principales factores que le animaron a salir de su zona de confort fue el protagonismo que Anestesiadas da a actrices de mediana edad. La castellonense, que inició su carrera en las artes escénicas como actriz, lamenta que apenas haya audiciones para personajes escritos para ser encarnados por mujeres a partir de los 45. “Pero la nueva remesa de dramaturgas surgidas esta última década va a ir revirtiendo la situación. Muchas empezamos a escribir porque no encontrábamos personajes que hablaran desde nosotras, así que al mismo tiempo que vayamos madurando iremos encontrando personajes femeninos que acaben con esa discriminación por edad”.  

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email