Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

dotado en 20.000 euros

Javier de Isusi, Premio Nacional del Cómic 2020: "Hace más de 30 años que estamos en precariedad continua"

'La divina comedia de Oscar Wilde'  le ha llevado cinco años de trabajo a su autor. El premio servirá para poder trabajar en su siguiente proyecto "de forma más holgada"

22/10/2020 - 

VALÈNCIA (EP). Javier de Isusi, que ha sido galardonado con el Premio Nacional del Cómic 2020 por la obra La divina comedia de Oscar Wilde (Astiberri), ha afirmado este jueves que el sector del cómic "nunca ha estado boyante".

"Desde hace unos 30 o 40 años estamos en la precariedad continua", ha indicado Javier de Isusi en declaraciones a Europa Press, en las que ha explicado que, para él como autor, la crisis derivada de la pandemia de la Covid-19 no ha comportado "cambios". "Yo he seguido trabajando igual, igual", ha subrayado.

En este sentido, el autor ha apuntado que el coronavirus ha afectado "mucho" a las librerías, algunas de ellas, incluso "han tenido que cerrar" sus puertas. "Necesitamos que todo esté engrasado. Los autores, la editoriales, las distribuidoras y las librerías. Todo tiene que funcionar", ha señalado, para después comentar que, en general, los autores han seguido creando.

De Isusi, que está a punto de publicar un nuevo cómic el próximo mes de noviembre, ha asegurado que no se esperaba ser premiado con el galardón que concede el Ministerio de Cultura y Deporte, y que está dotado con 20.000 euros. No obstante, ha confesado: "Sí pensaba que de todos los libros que he hecho, si había uno que podía ser premiable era este".

"Pero bueno, de ahí a esperártelo hay un trecho largo porque somos muchos autores y son muchos los libros", ha manifestado el autor de La divina comedia de Oscar Wilde, que le ha llevado casi cinco años de trabajo.

Preguntado sobre qué supone para un artista de su trayectoria ser reconocido con un Premio Nacional, Javier de Isusi ha destacado "el nivel de proyección que tiene" este galardón y la "visibilidad" que te otorga recibirlo.

Finalmente, ha explicado que la dotación económica le servirá para afrontar el próximo cómic "de una manera más holgada". "Esto nos da un respiro para poder afrontar el próximo cómic que haga con cierta tranquilidad porque es un proceso muy largo. La historia, la argumentación, el guión", ha concluido.

Noticias relacionadas

SILLÓN OREJERO

Hasañas, con ese, una parodia del racismo y la épica militar franquista de Hazañas Bélicas

Por  - 

Es un cómic poco conocido, pero lo publicó Amaika, la editorial de El Papus, a la que le pusieron una bomba en un atentado fascista por el que nadie fue condenado, no recibieron indemnización alguna y los heridos figuraron como "accidente laboral"; la editorial que tuvo ojo para fichar en Argentina para su cabecera Hara-Kiri, porno y gore, a un dibujante que quería burlarse de lo que había leído en el tebeo Hazañas Bélicas. Con desprecio a los militares y a la guerra, fue precursor del humor sangriento y cruel, donde nunca faltaban mutilados.  

sillón orejero

Odio, de Peter Bagge, no tuvo serie en HBO, pero Peep Show le hizo justicia

Por  - 

Este año se han cumplido 30 años de la aparición de 'Odio', un cómic con un humor abrasivo sobre la Generación X, entonces un monigote que agitaban los medios de comunicación rindiendo culto a lo joven, pero que el dibujante de Seattle se dedicó a poner en su lugar ensañándose con sus miserias. Pudo llevarse a la MTV y a HBO, pero los proyectos nunca salieron. Como consuelo, la única serie equiparable fue 'Peep Show', también de un humor descarnado, esta vez británico, sobre los nacidos en los 70.

sillón orejero

El género de terror en los cómics americanos antes de la censura de los 50

Por  - 

Asesinos daltónicos, monstruos del pantano, matrimonios deseando asesinarse, conjuros llegados del tercer mundo... A principios de los 50, un tercio de los cómics eran macabros y de terror. Era una época en la que se vendían casi 100 millones de tebeos al mes, pero el mismo terror que causaron en los jóvenes que se arremolinaban en los kioscos para comprarlos, era proporcional al pánico que se desató en las parroquias. Leerlos ahora, sin embargo, resulta tremendamente actual por la forma en que el género de terror ha sobrevivido hasta hoy. 

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email