GRUPO PLAZA

exposición de Roberto Rodríguez

Jumanji en colores neón: es tiempo de caza en la galería Plastic Murs

26/10/2016 - 

VALENCIA. A partir del próximo viernes 28 de octubre la galería Plastic Murs (C/Denia, 45) se convertirá en una jungla. Los característicos leones, tigres y panteras de Roberto Rodríguez Redondo tomarán el espacio expositivo del barrio de Ruzafa con una muestra salvaje en la que, bajo el título Tiempo de caza, se presentará un bestiario un tanto diferente. Como si se tratara de una revisión en colores neón de la obra del pintor Henri Rousseau, el artista presenta piezas como ‘A la caza del tigre’, una superposición de tablas de madera pintadas con spray, o prints como ‘Wolf’, distintos soportes con los que formará su selva particular y que podrá visitarse hasta el próximo 3 de diciembre. 

Un juego entre el cazador y el cazado es el que propone el artista asturiano, licenciado en Bellas Artes por la Universidad del País Vasco, la persecución entre el espectador y el animal salvaje. Rodríguez combinó durante los primeros años de su carrera sus proyectos personales con su labor como diseñador para distintas compañías, como Alai Skateboards o, en los últimos años, como jefe de diseño de LEPARC studio. Entre la pintura, la ilustración y el diseño, el de Avilés aplica los aspectos visuales del skate o del ámbito del surf, sus colores saturados y dibujos, a escenarios naturales, cargándolos de una artificialidad casi psicodélica.

“Supongamos que las fieras pintadas por Roberto Rodríguez podrían ser inofensivas y hasta tiernas en la escena, paralizadas o avanzando hacia nosotros. Nuestras formas de manipular la naturaleza son muy sibilinas y hacemos del encuentro maravilloso una cuestión idílica. Pero lo que fascina es la maravilla, lo que atrae y engaña, aunque haya tanta pintura de caza que se haya fijado en lo contrario ad paradiso”, explica Ricardo Forriols, vicedecano de Cultura la Universitat Politècnica de València.

De la abstracción pasó a una producción de carácter figurativo, evolución cuyo resultado es el que se podrá ver desde este viernes en Plastic Murs. Psicodelia con tintes asiáticos que bebe de piezas como ‘Tigre de una tormenta tropical’ (1891) o ‘León hambriento atacando a un antílope’ (1905), un reencuentro con Rousseau más de un siglo después de su producción que no sabe a nostalgia sino a rotunda modernidad. “Lo que hay en la pintura nos mira, y en estas obras de clara factura sintética, más”, indica Forriols.

Las hojas de (David de) Limón

Por su parte, Espai Russafa, ubicado junto a Plastic Murs, acogerá a partir del próximo 4 de noviembre Las Hojas Limón, fruto de las últimas inquietudes y de los proceso creativos de David de Limón, “influenciados en esta etapa actual, por la Cultura Jamming, subvertising o contrapublicidad”, indica el curador de arte Fran Picazo. La obra en su formato exterior es una oda al bombing, técnica que establece la repetición en masa de firmas o figuras, obras que resultarán más que reconocibles para aquel que vaya a visitar la exposición, pues forman parte del tejido callejero valenciano desde hace años.

David de Limón ha jugado siempre a ocupar aquellos espacios olvidados incluso por los propios artistas callejeros, recovecos que esconden muchas de sus obras. “Su intención siempre a sido la de aportar a esos espacios vacíos un contenido basado en el descubrimiento, la creación y la reivindicación, que haya en la sonrisa o la reflexión, un momento de conexión con la persona que pasa junto a ellas”, indica Picazo. Para esta exposición, ha trasladado sus dibujos al papel, seleccionando para su composición la combinación de una técnica mixta de tinta china y pinturas con base de agua en colores flúor con una concepción compositiva basada en el uso de geométricas y plásticas planas. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme