Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

DEL 23 de DICIEMBRE AL 7 DE ENERO

Agenda Hedonista (Especial Navidad). Todo lo que yo haría si me quedara en València

Aquí va una lista de planes con los que disfrutar de las fiestas a dentelladas. Que de jingles ya vamos saciados

Por | 23/12/2019 | 10 min, 33 seg

VALÈNCIA. Navidad, Navidad; esa época. El mundo se divide entre los más entusiastas, que visten orejeras con pompón, y los Grinch, que resoplan mientras cargan las bolsas por las grandes avenidas. Poner el árbol se convierte en una declaración de principios. Sobre todo si se rodea de luces que parpadean, si se dejan platos de galletas con leche y si (horror) se cuelga un Papá Noel del balcón. A cada quien, lo que le funciona. Todo bien, todo guay.

Ahora imaginemos que toca pasar la Navidad en València, porque no tienes pueblo, porque no tienes pasta, o porque sencillamente no te apetece salir de tu plácida rutina. O sí, pero quieres hacerlo en la ciudad donde tanto disfrutas cada semana. Muy atento hedonista, ya que los planes gastronómicos no se despiden con las fiestas navideñas, sino que se atusan el pelo y se ponen el vestido de gala. Es el momento de pegarle dentelladas a la vida y de brindar con los seres queridos, no necesariamente por la Navidad o el Año Nuevo, sino por el hecho de seguir el baile que nos ha traído hasta aquí. Ha llegado la hora de cumplir una lista de propósitos que tienen la única y exclusiva finalidad de hacernos felices. Así que vamos a regodearnos en el pecado de la gula, y ya se verá si nos dejan carbón los Reyes.

La lista que viene a continuación reúne los planes que yo llevaría a la práctica si tuviera la suerte (¡inmensa!) de pasar la Navidad en València. Los hay para todos los gustos, desde los instructivos a los disruptivos, pasando por aquello que trasciende la gastronomía, pero no se escapa al hedonismo. Déjate de jingles y de renos, levanta la copa y el tenedor. 

1) Dale caña al turrón. Es una elaboración tan nuestra, tan territorial, que tenemos la responsabilidad de asegurar su legado. Especialmente el de los turrones artesanos. Como bien decía Marta Moreira en este artículo, "son los supervivientes de una tradición que hace ya mucho se rindió a la industria". Los hacen muy buenos en Galiana y Casa Ramos.

2) Disfruta de (tus propias) tapasEl 28 de diciembre es el Día de los Inocentes, sí, pero también el Día en el que crecerás como persona. Si te pasas por Convent Carmen, de 12 a 14 horas, podrás participar en el Taller de Tapas con Mahou (valorado en 20 euros). Esta actividad gastronómica consta de un breve repaso a la historia de la tapa, la explicación teórica de tres recetas y la puesta en práctica de las mismas, tutorizada por el jefe de cocina. Una vez estén finalizadas, se degustarán en maridaje con distintas cervezas Mahou.

3) Bebe birra. Jo, jo, jo. Levanta la jarra. Valencia está plagada de catas y de talleres, pero sobre todo, de buenas cervecerías artesanas, que ahora se identifican bajo el sello de calidad 'Valencian Craft Beer'. ¿David frente a Goliath? Tal vez, pero de momento combaten juntos Las Cervezas del Mercado, Birra & Blues y Tyris on Tap. Otro templo cervecero es Olhöps.

4) O prueba el guarapo. ¿Todavía no conoces esta revitalizante bebida de canyamel que nos trajeron los árabes en la Edad Media? Pues estás tardando. La parada de Jalil en el Mercat Central, Narig Fruitland, ha vuelto a poner de moda el invento. Este zumo de color verde, que recuerda más a la verdura que a la fruta, es rico en calcio, potasio, hierro y magnesio; ideal para que podamos sobrevivir tras una noche de excesos navideños.

5) Contrata un menú de Navidad. Lo de siempre, que vienen todos a cenar, y cae sobre ti la faena. Si este año pasas de cocinar, o bien recurres a un catering, o reservas en alguno de los restaurantes con menús especiales para estas fechas. La FEHV se ha encargado de recopilar las propuestas de 29 establecimientos en su Catálogo de Invierno, que incluye menús de Navidad y de Nochevieja, con una horquilla de precios entre los 14 y los 95 euros. Y si no, también puedes husmear entre los restoráns de la semana. Los hay de todos los gustos.

6) O aprende a cocinar. Opción 'B': manos a la obra. No es tan difícil salir del paso en una cena, y están dispuestos a demostrártelo en la tienda Tescoma Valencia. El 27 de diciembre, de 18.30 a 19.30 horas, organizan un taller de Platos Fáciles para esta Navidad, a cargo de Carmen (El Pucherete de Mari). A lo largo de una hora, se explicarán diferentes y originales recetas, adecuadas a cualquier nivel de cocinillas (por solamente 5 euros). No es el único desafío que plantean, ya que el día 3 de enero, en el mismo horario, volverán a celebrar otra formación, esta vez centrada en El Roscón de Reyes. ¿Te imaginas lo bien que quedarías?

7) Lee sobre los mejores restaurantes, y elige los que te apetece probar el próximo año. ¿Qué mejor manera de hacerlo que comprando el Anuario Hedonista 2020? Dice Lidia Caro que es "una sillita al sol": 170 páginas de amor sincero por la gastronomía, que nos hemos currado los que trabajamos para este medio. También es un regalo excepcional. Lo puedes comprar en los quioscos y librerías, en El Corte Inglés, y la Fnac, o en la tienda online oficial.

8) Come dulces navideños. Y déjate de monsergas y de complejos. Algunas recetas de repostería solo pueden disfrutarse durante estas fechas, como la coca Cristina o de Sagí, incluso la Casca que precedió al Roscón de Reyes. Merece mucho la pena el Panettone de Momplà y San Bartolomé, donde también hacen muy buenos los pastissets de boniato. Y yo (si me quedara en la ciudad) no me perdería la Navidad Crujiente de Leyla Ruiz.

9) Vete de compras al Mercat Central. Y para no perderte, aquí tienes la hoja de ruta de Paula Pons. Nada más típico, más característico de la Navidad, que cargar las bolsas entre sus puestos, y mejor si puede ser en familia. "Es hora de pasar por el templo de la Plaza Brujas y encargar carnes, turrones y marisco, los tres Reyes Magos de la orgía gastronómica que atiborrará nuestras mesas en poco más de diez días", escribe. Pues eso, estás convocado.

10) Escucha música en directo... mientras comes algo. Estamos en una ciudad de gran tradición orquestal, en realidad la que más Sociedades Musicales tiene, así que no es de extrañar que los instrumentos se prodiguen por los bares. Y más que deberían hacerlo. Tienes La Viti, Cruz del Sur Shambala y Mar d'Amura (cada uno en su rollo) para escuchar música en directo a la vez que picas. Y luego, por supuesto, La Fábrica de Hielo, donde además se ha instalado el camión de comida de La Regional. Abre el Día de Navidad.

11) Pasa tiempo con tus hijos. Y ya que esto va de gastronomía, te invitamos a  inscribirlos en algún taller de cocina, como el que organiza Valencia Club Cocina el 23 de diciembre, de 17.30 a 20 horas (30 euros la plaza). Los participantes aprenderán a elaborar unas deliciosas trufas navideñas y una bebida 'Rodolfo'. En Convent Carmen también organizan su propia formación, dirigida a niños de entre 6 y 12 años, que practicarán recetas fáciles para las fechas navideñas. Será el día 27, de 12.15 a 13.45 horas, y el precio es a partir de 8 euros.

12) Entrégate al arte. Si todavía no conoces MuVIMENT, la nueva cafetería del MuVIM, ahora tienes una excusa para hacerlo. Además de ofrecer platos frescos y saludables, se trata de un proyecto singular, donde está integrada la programación cultural. Hay sesiones de música electrónica, actividades para toda la familia y exposiciones de arte. El día 25, a partir de las 18 horas, tendrá lugar el Oven Art Daytime. Será una actividad festiva, similar al tardeo entre obras de arte, con entrada totalmente gratuita (pero aforo limitado).

13) Pasea por los mercadillos. Que además hay muchos. Puedes elegir entre la Mostra de Artesanía en el Mercado de Colón, o el Mercado de Navidad que organizan en la Ciudad de las Artes y las Ciencias, con demostraciones y talleres para toda la familia. También está el mercadillo alrededor de la Lonja de València y, a partir del 3 de enero, vendrá el Mercado de Reyes del Cabanyal. En todos ellos se puede comer bien, probando dulces o tropezando con embutidos, y hasta dando gracias por la invención de los food trucks. Por su parte, el Mercado de Tapinería de Valéncia celebra el 'Ho, ho, ho Mercat de Nadal'.


14) Prueba los platos de otras gastronomías. En serio, ¡hazlo! Las tradiciones de España resultan muy pródigas, pero el viaje por otras culturas siempre nos enriquecey aquí está la prueba. Del pavo relleno a los dulces de mantequilla, pasando por los sándwiches, las hojas de col y el mole poblano. Todos ellos son igual de tradicionales para estos momentos del año y (qué suerte tenemos) se pueden encontrar en los distintos restaurantes de València.

15) RE-descubre el barrio chino. En sintonía con el punto anterior, no tengas miedo a lo desconocido. El Barrio Chino de València, cuya arteria central es la calle Pelayo, está cambiando muy rápido. Nuevas propuestas como el hot pot (¡todo a la olla!) o el pot rice (arroz, claro) se abren paso. ¿Quién dijo que en Navidad no se podían levantar los palillos?

16) Rinde culto al aceite y el café. Ha llegado el momento de que algunos alimentos adquieran la importancia que siempre han tenido, pero que nunca les hemos dado. En concreto, es hora que empecemos a preocuparnos por la variedad de aceite que echamos en el plato, y para ello está la guía yovirgenextra, que incluye las mejores referencias de la Comunitat. También deberíamos exigir buen café de especialidad, ya sea en los bares, o regalándonos los utensilios necesarios para que las tazas de casa mejoren su calidad.

17) No te dejes el vino. Son fechas para recomendar contención con la bebida, pero si eres amante del vino, ni se te habrá ocurrido renunciar a las copas. Los templos clásicos de la ciudad siguen rezando. De hecho, los socios de Espacio40 Arte y Vino tendrán su brindis de honor el viernes 27, a las 19.30 horas, limitado a los miembros del club (con acompañante). Las bodegas de Valencia también seguirán organizando visitas guiadas previa contratación. Y en general, los wine bars de la ciudad (que alguno hay) estarán de lo más tintineantes.


18) Aprovecha para el circo. Estas Navidades, Dinamic estrena un espectáculo en el teatro La Plazeta, bajo el título 'Ante The Magnificent'. Con toques acrobáticos y cirquenses, se tratra de un show que empieza antes de llegar a la pista, ya que a lo mejor te has encontrado a sus personajes por las calles. Del 25 de diciembre al 4 de enero, con pase a las 20 horas (y también a las 12 los sábados), se representará una función dirigida a todos los públicos. Puedes comprar las entradas aquí y (chis), con el código 'guiahedonista', te hacen descuento.

19) Paella y puchero. Pues eso, por ir terminando, los dos reyes de la fiesta. Aquí tienes un enlace a nuestras paellas recomendadas. Y aquí una guía de los cocidos que nos conmueven, además de un buen tratado sobre historia, elaboración y posibilidades. 

Y... 20) Termina con chocolate¿Hace falta añadir algo más?

Feliz Navidad, Hedonista
Da buena cuenta de quién eres

Comenta este artículo en
next