Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

Sassoli a los gobiernos de la Unión: "Encontrad fórmulas comunes para financiar nuestra recuperación”

9/04/2020 - 

BRUSELAS. “Los gobiernos nacionales tienen una gran responsabilidad. No es cuestión de solidaridad sino de conveniencia, de trabajar en beneficio de todos, dada la interconexión de las economías europeas, para salir de una situación dramática”. El presidente del Parlamento Europeo, David Sassoli, ha sido contundente y ha afeado a los Estados miembros de la Unión Europea (UE) la falta de acuerdo durante la reunión del Eurogrupo, que ha mantenido reunidos durante toda la tarde y la noche del martes al  miércoles a los ministros de economía de los países de la zona euro. 

El Eurogrupo, que vuelve a reunirse este jueves, no llegó a un acuerdo de mínimos para proponer al Consejo Europeo que se celebrará en unos días, una salida a la crisis sanitaria y económica. Los ministros de la zona euro llegaron divididos a la reunión, entre un grupo del norte que exige aplicar los instrumentos financieros ya existentes para los países que los necesiten, con un alto coste de devolución, y un grupo del sur que exige nuevos instrumentos de recuperación para compartir la deuda de una pandemia externa, de la que nadie tiene la culpa. "Nuestros ciudadanos, empresas, familias y jóvenes están preocupados ante un futuro incierto porque en todos nuestros países esta crisis, y la emergencia sanitaria, destruirá millones de puestos de trabajo”, explica Sassoli en su comparecencia por vídeo.

Sassoli expresaba de nuevo lo que el Parlamento aprobó hace dos semanas, al mostrar su apoyo total a la Comisión Europea, al Banco Central Europeo (BCE) y al Banco Europeo de Inversiones (BEI). Las instituciones comunitarias están dando una respuesta rápida a la pandemia para inyectar liquidez a gobiernos, empresas y trabajadores. Pero estas cantidades “no serán suficientes sin la participación de los Estados miembros”, añadía Sassoli, ni siquiera con el presupuesto de la UE como avalista, ya que se nutren principalmente de la aportación de los gobiernos nacionales. 

Por eso, el presidente del Parlamento ha hecho un llamamiento apelando a la conciencia de los gobiernos nacionales, que tienen la última palabra de salir de esta crisis juntos y de forma solidaria, en igualdad de condiciones. “En las últimas semanas, cuando Europa ha actuado, sus respuestas han estado a la altura del desafío”. El presidente recuerda todas las medidas políticas llevadas a cabo, suspendiendo el Pacto de Estabilidad y flexibilizando las medidas de contención del gasto público. ”Pensemos en la relajación de las normas sobre las ayudas estatales, que ha permitido a nuestros países realizar importantes intervenciones para apoyar a sus ciudadanos y empresas”. 

Al mismo tiempo, Sassoli se lamentaba de la inacción de los Estados para acordar una acción conjunta que ayude a salir de la crisis. “Donde Europa no ha actuado, la respuesta ha sido débil o inexistente. Para ello, los gobiernos nacionales deben asumir una gran responsabilidad. Porque es ahora cuando necesitamos las herramientas para superar esta emergencia y comenzar con un plan de reconstrucción”, añadió.

Como ejemplo de la dramática situación, el presidente del europarlamento aportó la información facilitada por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) de que “2.500 millones de personas en todo el mundo experimentarán efectos negativos debido a la crisis. ¿Cuántos millones de personas se verán afectadas en Europa? Tenemos el deber de protegerlos, en el norte, sur, este y oeste”. Sassoli recuerda las medidas más importantes aprobadas en los últimos días por la Unión: el fondo de ayuda para el empleo (SURE); la flexibilización de las condiciones para la utilización del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE), para los países que lo deseen; la refinanciación del Banco Europeo de Inversiones (BEI) destinada principalmente a proteger a las pequeñas y medianas empresas, y la “bazuca” del BCE para apoyar la liquidez de los bancos y para la compra de bonos públicos y privados.

No obstante, apeló a que se necesita algo más, alineándose con Francia y España al reclamar un fondo de Recuperación económica, una especie de Plan Marshall para todos. “Necesitamos crear un fondo para la recuperación económica, para compartir el coste de la reactivación de nuestras economías”. Sassoli apela aquí a la necesidad de que los Estados miembros aporten parte del fondo porque no será suficiente con el presupuesto de la UE: “Esto requerirá mucho dinero, el presupuesto de la UE es demasiado limitado y no será suficiente. Necesitamos encontrar nuevas formas, extraordinarias y compartidas, de financiarlo”. 

El presidente del Parlamento ha proclamado lo que la presidenta de la Comision Europea, Úrsula van der Leyen, viene repitiendo desde hace más de un mes: “No se trata sólo de una cuestión de solidaridad, sino que redunda en beneficio de todos, habida cuenta de la profunda interconexión de las economías europeas. El colapso de un país tendría inevitablemente consecuencias dramáticas para todos los demás”. Por ello apeló una y otra vez a “la respuesta del Eurogrupo”.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email