X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

recibe peticiones por 18.000 millones

El Tesoro Público no se achanta por el coronavirus y coloca 5.000 millones en deuda a 30 años

25/02/2020 - 

MADRID (EP). El Tesoro Público ha colocado este martes 5.000 millones de euros en nuevas obligaciones a 30 años, con una demanda de 18.000 millones de euros, a pesar de la volatilidad de los mercados por la crisis del coronavirus, que llevó ayer a las bolsas mundiales a registrar fuertes pérdidas en un nuevo 'lunes negro' después de que Italia confirmara los primeros contagios y fallecidos por el virus chino.

En concreto, la demanda ha alcanzado los 18.000 millones de euros, más de tres veces superior a lo finalmente adjudicado, y la rentabilidad de la emisión ha sido equivalente a 86 puntos básicos por encima del tipo mid-swap (tipo de referencia del mercado interbancario de permutas de tipos de interés), según ha adelantado 'Bloomberg'.

No obstante, tanto el importe adjudicado como las peticiones se han situado muy por debajo de la última emisión sindicada por el Tesoro en el mes de enero, cuando superó los anteriores récords de demanda al alcanzar los 53.000 millones de euros con una nueva referencia a 10 años, y llegó a adjudicar 10.000 millones de euros.

Situación "óptima"

Fuentes del Ministerio de Asuntos Económicos indicaron a Europa Press que el Tesoro ha valorado la situación y, a pesar de las actuales turbulencias, ha evaluado el apetito de los mercados y considera que la situación es "óptima" para lanzar bonos a largo plazo.

La nueva referencia, con fecha de vencimiento en 2050, cuenta con Barclays, BBVA, BNP Paribas, Crédit Agricole, JP Morgan y Banco Santander como colocadores, y está dirigida tanto a clientes minoristas como a clientes profesionales.

Esta nueva emisión del Tesoro se produce en una semana en la que no hay subastas ordinarias previstas, por lo que la última vez que el organismo acudió a los mercados fue el pasado 20 de febrero, cuando colocó 4.552,61 millones de euros en bonos y obligaciones a 5 y 10 años, dentro del rango previsto (entre 4.000 y 5.000 millones), y con una demanda que casi duplicó el importe adjudicado.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email