GRUPO PLAZA

estudio de bolsas y mercados españoles

La aportación del MARF a la economía española: 78.000 millones y 380.000 puestos de trabajo

16/06/2021 - 

MADRID (EP). Las empresas emisoras en el Mercado Alternativo de Renta Fija (MARF) aportan una cifra de negocio de 78.000 millones de euros a la economía española, en tanto que mantienen 380.000 puestos de trabajo y generan unas rentas de 21.000 millones, según el informe 'El MARF y su contribución al crecimiento empresarial" presentado este martes.

El estudio revela que el 24% de las empresas emisoras pertenece al sector de materiales básicos, industria y construcción; el 22%, a los sectores de productos y servicios de consumo, y el 16%, compañías ligadas al petróleo y la energía. En menor medida, también cotizan empresas proveedoras de servicios financieros, con el 10%; de servicios inmobiliarios, con el 9%, y de tecnología y telecomunicaciones, con el 5%. Por distribución geográfica, seis de las 100 compañías emisoras son portuguesas, una es holandesa y otra, británica, en tanto que la Comunidad de Madrid concentra el 48% de las compañías con sede en España; País Vasco, el 18%, y Cataluña, el 7%.

En lo que va de año, el MARF acumula un volumen emitido de 4.700 millones de euros y tiene una capacidad de financiación actual en términos de saldo vivo de 6.000 millones. "El MARF ha contribuido al crecimiento y la expansión de las empresas, pero también ha sido capaz de amoldarse a las urgentes necesidades de liquidez generadas por la pandemia canalizando ayudas públicas", ha señalado el director general de BME Renta Fija y del MARF, Gonzalo Gómez Retuerto.

Distribución de su capital

Asimismo, el informe destaca que casi la mitad de las compañías emisoras no financieras del MARF tiene más de 20 años de antigüedad, un tercio tiene entre 10 y 20 años de vida y el quinto restante, menos de 10. El 65% de ellas son empresas de gran tamaño, con más de 250 empleados, mientras que el 35% restante se reparte igualitariamente entre las medianas, de 250 a 50 trabajadores, y las pequeñas, de menos de 50.

Por distribución de su capital, el 65% de los emisores son compañías no cotizadas, lo que significa que el MARF supone para ellas la puerta de entrada a los mercados de capitales, mientras que el 31% cotiza en la Bolsa y el 4% restante, en BME Growth. "El MARF ha cumplido con éxito el objetivo con el que se creó a finales de 2013: facilitar una alternativa de financiación accesible para las empresas que les permitiera reducir su dependencia del crédito bancario", ha destacado en la presentación una de las autoras del informe y profesora de la Universidad de Sevilla, María José Palacín.

La directora general de Negocios del Instituto de Crédito Oficial (ICO), Rosario Casero, ha subrayado que ICO está plenamente comprometido con el proceso de diversificación de las fuentes de financiación empresarial, especialmente en las empresas medianas y pequeñas, proceso al que ha contribuido el desarrollo de los últimos años del MARF, como demuestra el estudio que hoy se presenta. En cuanto a las emisiones, el 45% del saldo vivo está colocado en pagarés; el 35%, en bonos, y el 20% restante, en titulizaciones y productos con garantía hipotecaria. El informe destaca que en los últimos años se han visto también bonos Contingentes Convertibles (CoCos), dos emisiones de cédulas hipotecarias y cinco operaciones de bonos verdes o sostenibles.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email