Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

análisis

AT&T, valor de alto riesgo para los jubilados

16/10/2020 - 

MADRID. El operador de telecomunicaciones más grande de Estados Unidos AT&T es una apuesta de gran recompensa, aunque potencialmente de alto riesgo para los jubilados. Con un rendimiento de dividendo anual del 7,39%, ofrece uno de los mejores rendimientos disponibles de entre las principales acciones con un largo historial de pago de dividendos.

Pero ese retorno no viene sin riesgo. Las acciones de la compañía con sede en Dallas han perdido más de una cuarta parte de su valor desde el comienzo del año, ya que los inversores ven una gran incertidumbre en torno a esta icónica marca pues sus operaciones principales luchan por producir crecimiento, y la compañía acumula una enorme carga de deuda. 

Desde el brote de COVID-19, el operador se encuentra sometido a una presión significativa, ya que muchos clientes dejan de pagar sus facturas, lo que tensa aún más sus flujos de efectivo. En julio, AT&T dijo que 338.000 suscriptores regulares de telefonía móvil dejaron de pagar por su servicio debido a la crisis del COVID-19. La compañía dijo que otros 159.000 clientes de banda ancha y 91.000 suscriptores de televisión también suspendieron los pagos en el segundo trimestre. AT&T y otros transportistas han prometido no cancelar el servicio a las personas afectadas por la crisis del virus.


La pésima actuación de AT&T estos últimos cinco años también es un reflejo de la estrategia de adquisición cargada de deuda de la compañía, que hasta ahora no ha logrado desbloquear valor. Su unidad DirecTV ha perdido millones de suscriptores en los últimos años pues los espectadores se cambian a servicios de entretenimiento bajo demanda como Netflix.

La compañía de servicios de comunicación adquirió al proveedor de televisión por satélite por 49.000 millones de dólares en 2015, un acuerdo que apenas podría reportar 20.000 millones de dólares, según el Wall Street Journal. En 2018, la adquisición de AT&T por parte de Time Warner por 80.000 millones de dólares aportó a su cartera la HBO, el estudio cinematográfico Warner Bros. y canales por cable como la CNN.

Para los inversores, la decisión en este punto es si AT&T transformará con éxito su negocio y será capaz de competir con los nuevos actores del sector del entretenimiento como Netflix, y si tal éxito permitiría mantener su pago trimestral de 0,52 dólares por acción.

Haris Anwar es analista senior de Investing.com

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email