GRUPO PLAZA

acercamiento este jueves en una nueva reunión entre puig y cantó

Ciudadanos no rechazará los presupuestos del Botànic y negocia enmiendas parciales

6/11/2020 - 

VALÈNCIA. El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y el coordinador autonómico de Ciudadanos, Toni Cantó, mantuvieron este jueves una reuniónc para hablar de los Presupuestos de la Generalitat Valenciana para 2021 que deben aprobarse en la cámara en las próximas semanas y cuyo proyecto fue presentado el pasado viernes.

Fuentes conocedoras del encuentro, aseguraron que ha existido "buena sintonía" entre ambos dirigentes de cara a una acercamiento para las cuentas del próximo año. Así, por segunda vez desde que entrara en Les Corts, Ciudadanos estaría dispuesto a no presentar una enmienda a la totalidad de los presupuestos, cuyo plazo concluye este viernes. La primera fue en 2015, cuando el partido naranja que actualmente dirige Toni Cantó entró en el Parlamento valenciano con 13 diputados. 

Un gesto de buena voluntad de cara a negociar posteriormente enmiendas parciales respecto a diversas partidas que, desde la formación naranja, consideran que deben modificarse para mejorar la situación económica y social de cara a la recuperación de la pandemia.

En este sentido, fuentes de Ciudadanos confirmaron que en el encuentro se ha transmitido a Puig la intención de no presentar enmiendas a la totalidad como sí hizo durante cuatro año seguidos: de 2016 a 2020. "Necesitábamos que Presidencia nos diera algunas garantías como que no van a aceptar subir los impuestos, tal y como les pedimos en la propuesta que trasladamos hace un mes", explicaron las fuentes consultadas por este diario. 

Así, conviene apuntar que Cantó ofreció a Puig una propuesta centrada en cinco ejes prioritarios el pasado 19 de octubre en el que ponía sobre la mesa, además del rechazo a la subida de impuestos, "mejorar la Sanidad y la protección a los mayores" para lo que planteaban incrementar 5.000 plazas al año en residencias y contratar a 4.000 médicos y 4.000 enfermeros, lo que supondría una inversión de 200 millones de euros al año. Un punto en el que el líder de Ciudadanos este jueves profundizó con el jefe del Consell para avanzar en la colaboración público privada en las residencias y que servía como otro compromiso para no presentar una enmienda a la totalidad. 

La posibilidad de que los socialistas cerraran la puerta en rotundo a la subida de impuestos supondría, además, que rechazaran tanto la propuesta que realizó Compromís hace aproximadamente un mes, como las propuestas registradas este miércoles por Unides Podem. Eso sí, fuentes del partido del puño y la rosa advierten de que estarían dispuestos a aceptar este ofrecimiento siempre que no afectara a las rentas medias. Es decir, en el PSPV se muestran conformes a no subir los impuestos a las rentas medias, si bien no descartan avanzar en la "fiscalidad progresiva" como recoge la Constitución. O lo que es lo mismo, subir los impuestos a los que más cobran. 

Por su parte, la coalición valencianista y los morados han propuesto crear dos tipos nuevos en el tramo autonómico del IRPF para aquellos que cobren más de 140.000 euros al año. Si bien Compromís no ha determinado el porcentaje a gravar, Unides Podem plantea que aquellos que sumen una renta superior a 140.000 euros e inferior a 175.000 euros paguen un 26% en el tramo autonómico, y aquellos que cuenten con una retribución anual que supere los 175.000 euros paguen un tipo del 27%. 


Del mismo modo, según fuentes del partido naranja, Cantó y Puig coincidieron en la necesidad de modernizar y reforzar la educación con el "impulso a la FP dual y crear un plan de digitalización"; seguir profundizando en la línea de ayudas a los autónomos y al ocio nocturno -sectores especialmente dañados por la pandemia-; destinar más presupuestos a la Agencia Valenciana de la Innovación; y ofrecer ayudas al sector del turismo o poner en marcha el bono comercio para comprar en el comercio de proximidad. Unos puntos clave para que el partido naranja dé su visto bueno a las cuentas que desde los socialistas aseguran que ya se encuentran incluidos en los presupuestos. Algunas partidas de las ya existentes, incluso, podrían mejorar su dotación inicial mediante enmiendas parciales, si bien estas serían fruto de una negociación parlamentaria que finalizará el próximo 12 de diciembre.  

Este acercamiento entre Puig y Cantó viene produciéndose desde hace semanas, si bien se ha concretado apenas unas horas después del último conflicto entre la vicepresidenta del Consell y líder de Compromís, Mónica Oltra, y el conseller de Hacienda, el socialista Vicent Soler, a cuenta precisamente del presupuesto. En esta línea, la coalición valencianista ha mostrado en diversas ocasiones su malestar con la creciente sintonía entre PSPV y Ciudadanos, especialmente en este asunto, al considerar que la negociación de las cuentas solo debe realizarse entre los tres partidos que componen el Botànic sin que participe ningún grupo de la oposición. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email