GRUPO PLAZA

las empresas desistieron del contrato de señalización debido al alza de los costes

Un concurso en València queda desierto al renunciar, una tras otra, las cinco adjudicatarias

25/07/2022 - 

VALÈNCIA. El Ayuntamiento de València se ha visto obligado a declarar desierto el concurso de servicio de mantenimiento de la señalización de tráfico y balizamiento en la ciudad, licitado por 8,27 millones de euros, debido a que las cinco empresas que presentaron oferta han ido renunciando tácitamente de forma sucesiva al no presentar la documentación exigida cuando se les adjudicaba el contrato.

El motivo, según explicaron algunas de ellas a Valencia Plaza, es el alza de los costes desde que se convocó el concurso en noviembre de 2021. "No sale a cuenta meterte ahí, los precios han aumentado un 45% y no sabemos cómo va a evolucionar la cosa", explicaban desde una de ellas.

Al concurso se presentaron cinco ofertas y todas ellas fueron aceptadas y calificadas por la mesa de contratación, que las ordenó de mayor a menor puntuación, otorgando la máxima a Visever, que fue propuesta para la adjudicación. Sin embargo, llegado el momento de formalizar el contrato, cuando la compañía debía presentar la documentación pertinente, no lo hizo, y la mesa de contratación tuvo que dar por retirada la oferta, tal como establece el pliego de cláusulas administrativas del concurso.

La oferta propuesta para la adjudicación pasó a ser la segunda calificada, la UTE Ferrovial-Pavasal, pero ocurrió lo mismo. Requerida para presentar la documentación, no lo hizo, por lo que también se le dio por retirada. E idéntica situación se dio con la tercera, Proseñal; la cuarta, Tevaseñal, y, finalmente, con Señalizaciones y Obras Fernández, que había quedado en última posición.

El alza de los costes en los últimos meses, especialmente tras el estallido de la guerra de Ucrania, se perfila como uno de los motivos, según las fuentes consultadas. "Hemos desistido por el aumento de los precios", señala un trabajador de una de las empresas en cuestión: "Este concurso salió el año pasado, han pasado seis meses", recalca, y durante este tiempo muchas cosas han cambiado.

Según explica, el contrato recoge una cláusula de revisión de precios, pero durante los primeros ejercicios estos deberían mantenerse: "Nosotros no sabemos cómo va a evolucionar todo, igual el año que viene...". "No sale a cuenta meterte ahí, los precios han aumentado un 45%", destaca en ese sentido. Y como motivo adicional, recalca, este contrato obligaba a subrogarse al personal de la compañía que presta el servicio de mantenimiento de la señalización. Condición que también desincentivaba la prestación del servicio, indica.

No es el primer caso de concurso que quedan desiertos al quedar los precios de licitación desfasados debido a la inflación. El Organismo Autónomo Municipal de Parques y Jardines, dependiente del Ayuntamiento de València, también vio como en el concurso para la compra de fertilizantes las dos empresas que se presentaron acabaron retirándose.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme