GRUPO PLAZA

Se colocará sobre la cubierta del edificio de servicios

4 empresas se unen a la CEL de Fuente del Jarro, la primera impulsada por la gestora de un polígono

10/11/2021 - 

VALÈNCIA. La Asociación de Empresarios de Fuente del Jarro (Asivalco) ha impulsado la creación de la primera Comunidad Energética Local (CEL) promovida desde la entidad gestora de un polígono empresarial. Se trata de una iniciativa piloto en la que, por el momento, participarán cuatro empresas ubicadas cerca del área donde se colocarán las placas solares. El objetivo es valorar el impacto de esta medida sobre la factura y el rendimiento que ofrece a los usuarios, y estudiar la posibilidad de ampliarla en el futuro a comunidades más grandes.

Asivalco inició hace unos meses el proceso de consulta para conocer cuáles serían las empresas del parque interesadas en participar en esta iniciativa y, de ocho que en un principio barajaron la posibilidad, finalmente se han lanzado cuatro. Las placas solares se colocarán encima de la cubierta del edificio de servicios del polígono y, por cuestiones técnicas, los usuarios deberán estar en un radio inferior a los 500 metros de distancia. 

Las comunidades energéticas locales son una forma de colaboración entre diferentes empresas o entidades que se involucran en la producción, distribución y eso de la energía, con el objetivo de alcanzar una serie de beneficios tanto económicos, como ambientales y sociales. De hecho, este tipo de infraestructuras pueden facilitar un ahorro de hasta el 50% en la factura de la luz dentro de las franjas de uso más caras.

Así lo señalan desde Asivalco, quienes matizan que la inversión en las placas solares podría estar amortizada en menos de un lustro: "Un usuario individual puede ver compensada la inversión en un periodo de siete a ocho años, aunque en el caso de las comunidades de energía el tiempo se reduce a entre tres y cuatro", explica a este respecto el gerente de la asociación, Joaquín Ballester

De todos modos, este primer experimento auspiciado por una comunidad de empresarios ha sido financiado al 50% por el Instituto Valenciano de la Competitividad Empresarial (Ivace), que en este año 2021 ha puesto en marcha una línea de ayudas de dos millones de euros para impulsar propuestas relacionadas con el desarrollo de comunidades energéticas locales. 

Beneficios comunitarios

Según apunta Ballester, la transición ecológica en forma de placas solares es un proyecto al que ya se están sumando algunas de las principales empresas ubicadas en Fuente del Jarro, con instalaciones autosuficientes orientadas a abastecer su propia actividad. Sin embargo, destaca que el trabajo en red compartido entre varios usuarios puede llevar a más beneficios como, por ejemplo, intercambiar los excedentes de la producción de electricidad.

Ubicación de la CEL, sobre la cubierta de servicios

Y es que, cuando un productor de energía presenta excedentes, por norma general debe venderla a la gran distribuidora por un precio que en la inmensa mayoría de las ocasiones roza lo simbólico. Sin embargo, actualmente ya se está trabajando en la posibilidad de poner cuotas flexibles de consumo entre todos los usuarios con acceso a una misma comunidad. De esta manera, unos podrán beneficiarse de los excedentes de los otros ya sea en forma de transferencias de energía o por compraventa a precios más competitivos. 

Un ejemplo práctico de ello serían las franjas horarias. Si una empresa requiere de mucha energía durante un día a la semana, el resto podrían transmitirle sus excedentes para no obligarla a contratar más potencia con la distribuidora. Y, del mismo modo, si una empresa cierra un determinado día o consume menos energía durante unas cuantas horas, puede intercambiarla o venderla al resto de la comunidad energética. 

En este sentido, el proyecto empieza como una apuesta pequeña para ver cómo funciona. Y, en caso de que coja altura, la asociación de empresarios no descarta ampliar el número de placas para que más empresas interesadas puedan pasar a formar parte de la comunidad. Una iniciativa que va en la línea de las principales preocupaciones que ha manifestado la entidad a lo largo de los últimos años: el impulso a la transición energética, economía circular e integración de la innovación en los procesos industriales. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email