GRUPO PLAZA

Se instalarán zonas de juego, de descanso y deporte al aire libre

De "autopista urbana" a bulevar: Ausiàs March perderá seis carriles y dará prioridad al peatón 

21/09/2021 - 

VALÈNCIA. Adiós a los doce carriles que cruzan la Avenida Ausiàs March. El Ayuntamiento de València quiere convertir lo que considera una "autopista urbana" en un entorno mucho más amigable para el peatón, con espacios verdes y una accesibilidad adaptada a las circunstancias actuales. Es por ello que ha preparado un presupuesto de 600.000 euros para adjudicar la redacción del proyecto de remodelación de la vía.

Según ha explicado el concejal de Hacienda, Borja Sanjuán, en sustitución de la concejala de Urbanismo, Sandra Gómez, el pilar principal de la remodelación será la reducción de carriles para vehículos que, en principio, pasarán de doce a seis, recortando especialmente por las vías de servicio. Asimismo, también será relevante la eliminación de las pasarelas, que dejarán de ser necesarias en un contexto en el que hay menos distancia entre aceras. 

El espacio recuperado de los vehículos se dedicará a los peatones y otras formas de movilidad. Así, el anteproyecto que por el momento baraja el Ayuntamiento contempla un carril bici bidireccional que se colocará sobre una de las dos aceras ampliadas.

En cuanto a las nuevas aceras, más grandes que las que existen en la actualidad, estas contendrán nuevas especies vegetales que ayudarán a reducir no solo la contaminación ambiental sino también la acústica. Del mismo modo, el anteproyecto contempla plazas y zonas de encuentro, zonas de juego, instalaciones deportivas al aire libre, parques biosaludables e incluso zonas de "microdiversidad". 

La vegetación no solo estará presente en estas aceras, sino también en la propia mediana entre calzadas para separar ambos sentidos. Además, esta vegetación que ayudará a reducir la temperatura general del entorno también estará acompañada por la instalación de materiales y texturas orientadas a mitigar el efecto "isla de calor". Un fenómeno que se produce en las ciudades precisamente por el exceso de tráfico, asfalto y, en general, falta de plantas. 

Simulación del proyecto

Según se desprende del anteproyecto, además, en las aceras se instalarán sistemas urbanos de drenaje sostenible para el agua de lluvia, así como superficies permeables directamente sobre el terreno. En cuanto a las especies en sí mismas, estas serán autóctonas y de bajo mantenimiento. Del mismo modo, se fomentará la nidificación de especies animales con su plantación y se habilitarán zonas para el paseo de mascotas. Y, aunque el anteproyecto no aporta más detalles, sí que avanza que habrá "espacios con presencia de agua"

Coser las "cicatrices" entre barrios

Más allá de la renaturalización y de la mejora de la calidad ambiental, otro de los objetivos de la remodelación de la avenida Ausiàs March es "cerrar cicatrices" entre barrios y servir como punto de encuentro para la ciudadanía. En este sentido, Sanjuán ha considerado que las vías con muchos carriles para vehículos funcionan como una "segregación entre vecindarios" hasta el punto de crear "dos ciudades diferentes". 

Asimismo, también ha defendido que la renaturalización no será una actuación aislada, sino que servirá para vertebrar los barrios del sureste de la ciudad desde una perspectiva más amable y transitable. Así, el proyecto conectará el parque central con Ausiàs March hasta crear un "corredor verde" que atravesará toda la zona con una intención paisajística y verde.

"Las grandes vías no son solo cosa de los barrios del centro con mayor poder adquisitivo", ha sentenciado Sanjuán. Así, aboga por trasladar este modelo a todos los sectores de la ciudad, lo que "mejorará la calidad de vida de la gente que vive en estos entornos". Del mismo modo, también ha defendido la retirada de las pasarelas como elementos que "crean inseguridad y separación".

Simulación frontal de los carriles

En lo que tiene que ver con intervenciones para mejorar la accesibilidad, el anteproyecto contempla la longitud reducida de los pasos a nivel, mobiliario adaptable y una distribución adaptada a las personas con diversidad funcional. Además, también incorporará elementos de "accesibilidad cognitiva". La nueva avenida también contará con entornos de descanso y tendrá todo el espacio para viandantes correctamente segregado del tráfico.

Con todo, el objetivo es hacer no solo un entorno menos contaminante y accesible, sino que también sea atractivo para la mejora de la actividad comercial en la zona y mezclas de usos y actividades en la vía pública. 

Peligro de atascos

El Partido Popular, por su parte, ha considerado que el nuevo proyecto de remodelación de Ausiàs March es "una batalla de egos entre PSOE y Compromís" que "pagarán los vecinos". Además, defienden que no se han resuelto cuestiones importantes como los aparcamientos disuasorios o la mejora del transporte público en la zona sur de València. Según sus cálculos, por esta vía pasan cada día 126.000 vehículos, lo que podría desencadenar problemas de atascos. 

Según los 'populares', no se han llevado a cabo suficientes estudios de movilidad para saber cómo podría afectar este cambio en el entorno, "ni tampoco se ha contado con la opinión de los vecinos", aunque el proyecto nace de los presupuestos participativos de la ciudad.

Ciudadanos, del mismo modo, también ha pedido más consenso con los vecinos antes de llevar a cabo una obra de estas características, y ha recordado las polémicas que suscitaron otras intervenciones similares como la de la calle Colón, la plaza del Ayuntamiento, la Avenida del Cid o "la auténtica chapuza que supuso el anuncio de transformación de Guillem de Castro hace unos meses", han recalcado. Y también han recordado que la avenida Ausiàs March "es una arteria de entrada y salida a la ciudad". 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email