X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 21 de febrero y se habla de Compromís compromis primarias FORD ALMUSSAFES ghatto
GRUPO PLAZA

entrevista

Eduardo Navarro (Sherpa Capital): "Buscamos empresas con capacidad de crecimiento"

1/12/2018 - 

VALÈNCIA. Hablar de Eduardo Navarro es hacerlo de uno de los profesionales españoles más reputados del private equity o capital privado. El fundador y presidente de Sherpa Capital hizo un alto en el camino en sus múltiples reuniones para visitar las instalaciones de Valencia Plaza en uno de sus viajes a la ciudad que le vio nacer.

A lo largo de una hora fue respondiendo a todas y cada una de las cuestiones que le planteo este diario, desde Nextil -la otrora Dogi- hasta su visión sobre el capital riesgo pasando por Indo y, entre otras, las inversiones de Sherpa Capital. A continuación la charla mantenida con Navarro: 

-Nextil perdió 6,5 millones hasta septiembre, pero enderezó el Ebitda, elevó un 15,6% las ventas, sigue de compras –la última la portuguesa del sector del lujo Sici- y, entre otros aspectos, ha duplicado la plantilla, ¿por qué el mercado no termina de recogerlo?
-Ya me encantaría a mí (sonríe). Nosotros tenemos en Nextil un proyecto a largo plazo y no nos preocupa el corto. Hemos tenido un 'tropiezo' con la lira turca porque allí tenemos mucha parte de la producción;  nos ha impactado un par de trimestres nada más pero enderezaremos el rumbo. Estamos más contentos que nunca y más pronto que tarde el mercado acabará recogiéndolo; pero insisto somos gente de largo plazo.

-¿Cómo fue la compra de Nextil entonces llamada Dogi hace cinco años?
-Adquirimos una compañía que no tenía ni pies ni cabeza, que de ser una empresa de tejido ha pasado a convertirse en una de prenda tras la transformación que le hemos dado. Es una compañía nueva que está creciendo al 20% y que lo hará más todavía porque la gente cada vez viste ropa más deportiva y nosotros somos muy fuertes en prendas elásticas. Acometimos una reorientación estratégica a través de un proceso de transformación y ajustando costes, por lo que el mercado ya valorará el buen trabajo que estamos haciendo.

-Por cierto, ¿por qué el nombre de Nueva Expresión Textil (Nextil)?
-Queríamos que fuera Nextil porque era un nombre bastante bonito; mientras que Dogi tenía connotaciones negativas del pasado. El cambio de nombre nos ha ayudado a visualizar más la compañía y ha sido un cambio muy relevante de cara a la comunicación con clientes, bancos, mercado... Estamos muy contentos la verdad.


-Son interproveedores de Benetton, Calzedonia, Desigual, El Corte Inglés, Inditex, Mango... ¿alguno más a la vista?
-Jajaja (sonríe). Siempre queda alguno pero ahora en serio tenemos un gran grupo entre las principales firmas del sector textil. No nos podemos quejar la verdad.

-Acaban de anunciar una ampliación de capital para financiar su política de expansión y adquisiciones, ¿en qué sectores están mirando?
-Queremos seguir potenciando los sectores donde estamos (tejidos y prendas) y continuar creciendo en el lujo porque los márgenes son mejores y los clientes más largoplacistas.

-Cambiando de tema, ¿fue Indo su mejor operación?
-De momento sí aunque viendo a Nextil no sería de extrañar que en un futuro acabe siendo mejor operación.

-Por cierto, ¿por qué a Indo la excluyeron de bolsa y a Dogi no?
-Básicamente fue un tema jurídico porque Dogi estaba fuera de concurso de acreedores e Indo no.


-Ambas compañías entraron a través de Sherpa Capital, ¿por qué momento atraviesa la firma que fundó hace más de una década?
-Estamos en un momento bastante dulce, creciendo mucho y en los últimos tres años hemos triplicado el tamaño, cristalizando operaciones que teníamos en cartera desde hacía mucho tiempo. Asimismo hemos duplicado el equipo, mientras que nuestra base de inversores cada vez es más internacional e institucional (fondos de pensiones, aseguradoras...). La mayoría del dinero de Sherpa Capital viene de fuera y dicen de nosotros en el extranjero que somos uno de los cinco fondos más rentables de Europa.

-¿Qué datos nos puede aportar de Sherpa Capital?
-Tenemos en plantilla unos 25 empleados y tiene un músculo de 350 millones de euros de los lleva invertido una buena parte.

-Estará cansado de vivir a caballo entre Londres, Amsterdam, Madrid y València... 
-Jajaja (sonríe). El mundo es cada vez más global. Cuando vamos a comprar una empresa normalmente quien está detrás es de fuera de España y allí tenemos que ir a negociar.

-Por cierto, ¿qué parámetros tiene en cuenta a la hora de comprar una empresa?
-Lo más relevante es que tenga capacidad de crecimiento, con una estrategia y un equipo ganador. Tener un gran equipo es fundamental y buscamos precisamente eso: gente que nos ayude a transformar las compañías donde entramos y ahí está el caso de Nextil. Somos más gestores que financieros puros.


-¿Cuántas compañías tienen en el radar actualmente?
-Siempre tenemos muchas, cuyos parámetros son que facturen por valor de 40/50 millones de euros y lo que pretendemos es que lleguen hasta los 200 millones o así. La creación de valor no viene de la compra/venta, no, sino de la transformación. Sinceramente no nos gusta hacer 'trading' con las empresas (sonríe).

-¿En qué está invirtiendo Sherpa Capital Private Equity?
-El ADN de ese fondo es el de consolidar sectores donde haya muchas pymes y no muy grandes, algo que pasa mucho en la Comunitat Valenciana donde hay un montón de empresas con una facturación entre 20/30 millones de euros. Por eso nosotros vamos comprando poco a poco para hacer una de 100 millones. El fondo lleva ya invertidos unos 300 millones de euros.

-Por último, como experto conocedor del 'private equity', ¿cómo ve el sector en un año que apunta en España hacia un récord histórico con más de 6.000 millones de euros?
-Estamos en un momento muy dulce porque nuestro sector es muy peculiar: cuando hay dinero no hay operaciones y cuando hay operaciones no hay dinero, que por otro lado no es el caso en estos momentos. Actualmente hay mucho dinero porque hay un cambio de la estrategia de los inversores. De ahí que nosotros hemos aprovechado en un nicho de mercado donde no tenemos competencia como son las situaciones especiales. En definitiva, aprovechamos para comprar pequeñas empresas y transformarlas.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email