GRUPO PLAZA

opinión

"Una nueva profesión, necesaria para nuestros entornos industriales"

Foto: EDUARDO MANZANA
7/04/2022 - 

Muchos piensan en los polígonos como las zonas alejadas de pueblos y ciudades, espacios sucios, grises, en algunos de ellos sabemos que se ejerce la prostitución, se hacen botellones los fines de semana, son zonas donde la gente incívica va a tirar sus muebles y restos de podas en momentos de poca concurrencia, y para otros simplemente es adonde se ubican las fábricas donde va la gente a trabajar y poco más.

Pero eso no siempre es así, o no debería ser así.  Hace ya casi 10 años, una persona de mi entorno profesional me dijo: “Están buscando gerente para la asociación de empresarios del polígono de Ford, quiero presentarte a la junta directiva”. Yo no tenía ni idea qué tipo de trabajo suponía gerenciar una asociación en un área industrial, pero la persona que me lo propuso era de mucha confianza y no dudé en reunirme con ellos para que me contaran qué necesitaban.

Me di cuenta de inmediato de que yo también tenía prejuicios en cuanto a los entornos industriales se refiere, que les daba menos importancia de lo que merecen, porque cuando esta junta directiva me explicó lo que necesitaban, me sorprendí de la importancia y el impacto que realmente podía tener una buena gestión, intuí muchas de las cosas que se podían/debían hacer, y que no se hacían, y algunas otras las he ido descubriendo con los años. Por eso la aprobación de la Ley autonómica 14/2018 para la Gestión y Modernización de Áreas Industriales, profesionalizando y dando entidad jurídica a la Gerencia, tiene vocación de convertirse en un verdadero revulsivo en cuanto al funcionamiento de las áreas industriales y con un impacto muy positivo para la competitividad de las empresas.

Pasamos el mismo tiempo de nuestras vidas en los entornos donde trabajamos que en nuestro hogar. Incluso más. Tenemos claro que nos gusta vivir en ciudades y pueblos que tengan servicios, que sean bonit@s, que tengan parques donde llevar a nuestros hijos, buenas zonas verdes para pasear, bares y restaurantes, calles limpias, mantenidas, que podamos acceder con facilidad y aparcar nuestro vehículo, buenas carreteras para acceder a la capital más cercana y a la zona donde trabajamos… entonces, ¿por qué no queremos lo mismo para los lugares donde pasamos casi un tercio de nuestras vidas?

¿Qué es lo que tenemos que esperar encontrarnos en un área industrial si trabajamos allí o vamos de paso? Pues unas adecuadas infraestructuras urbanísticas, calles sin socavones y baches que tambaleen nuestro coche, zonas de aparcamiento delimitadas y seguras, iluminación de las calles por las noches, servicios de restauración, hospedaje, bancarios o de cualquier otro tipo, protocolos de emergencias que nos alerten de cualquier medida que haya que tomar si ocurre alguna desgracia, calles señalizadas, mapas de ubicación de empresas, transporte público para acceder o para salir del área si se nos avería nuestro vehículo, y muchas cosas más que en su mayoría son responsabilidad, tanto su mantenimiento, como su mejora y ampliación, de la administración pública. Tanto es así que me atrevo a decir que el propósito último de una buena gestión de áreas industriales, es decir, una gestión profesionalizada de las mismas, es el uso eficiente de los recursos públicos.

 Ya sabemos qué ha pasado hasta ahora y sabemos qué queremos que pase a partir de ahora. Una cosa es no actuar por no conocer la situación y, otra muy diferente, obviar una evidencia. Las áreas industriales requieren de atención profesionalizada para su gestión y modernización, como muy bien dicta la ley valenciana. Pero, también exigen una unión empresarial que coordine con la administración todos aquellos proyectos que, por el bien común, conducirán a la reducción de costes, a la optimización, a la atracción de inversiones y a la generación de riqueza en nuestro territorio.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme