Hoy es 14 de junio y se habla de Plaza kento documental oposiciones
GRUPO PLAZA

Intersindical advierte que se opondrá por vía legal porque "no es una reversión"

Podem rechaza crear una empresa pública que gestione el Hospital de Torrevieja

Foto: CORTS
21/04/2021 - 

VALÈNCIA. "Estamos muy preocupadas. Nos preocupa mucho la vía que se quiere tomar para la reversión del Hospital Torrevieja; el modelo que se pactó en el Botànic era el que se siguió en Alzira". Así de contundente se pronunció este martes la síndica de Unides Podem, Pilar Lima, en la rueda de prensa tras la Junta de Síndics sobre la decisión que ha adoptado la Conselleria de Sanidad que dirige Ana Barceló de crear una empresa pública de salud que gestione los departamentos de salud y servicios que se encuentran en proceso de reversión hacia una gestión pública. 

La crítica no es nueva. El pasado sábado la portavoz y coordinadora del partido en la Comunitat Valenciana ya censuró en sus redes sociales esta decisión de Sanidad. "Reversión es devolver a la gestión pública 100% y no crear una empresa pública de salud". 

Incluso, advirti que los tres partidos que integran el Botànic "nunca" pactaron en el acuerdo de gobierno seguir una fórmula diferente a la emprendida con la reversión del Hospital de La Ribera. "Nunca se pactó que se siguiera otra fórmula distinta a la que marca la ley vigente de salud de la Comunitat aprobada en la anterior legislatura: MODELO ALZIRA. Tenemos un acuerdo botánico".

La crítica a sus socios de Gobierno, el PSPV, por su gestión al frente de la Conselleria de Sanidad fue todavía más allá: "Mal el proyecto decreto de ley. La creación de la empresa publica fragmenta el sistema sanitario todavía más y posibilita la creación de nichos sanitarios autónomos. Una pésima manera de desprivatizar que va a crear más problemas que beneficios".

Con todo, el malestar de los morados no solo viene motivado por esta decisión, sino que fuentes del entorno de la dirigente advierten también que desconocían "por completo" los planes del departamento gestionado por los socialistas y se "encontraron" el decreto que da vida a la citada empresa de salud en la propia web de la Conselleria de Barceló. 

Tampoco la idea de Sanidad agrada a Compromís, si bien su diputado y Carles Esteve, se muestra por el momento más prudente a la hora de valorar la fórmula de la Conselleria: "De momento nadie nos ha comunicado oficialmente que la Conselleria quiera integrar el departamento de Torrevieja vía una empresa pública. La forma de revertir debería ser la misma que en Alzira, con un diálogo social fluido con las personas implicadas que facilite que la integración sea la mejor posible y atendiendo a la experiencia que tenemos con el proceso de reversión". "En todo caso, es un tema que en el seno del Botànic no está cerrado", concluye este parlamentario en declaraciones a este diario. 

Intersindical advierte que se opondrá "legalmente"

Pero no solo este partido que forma parte del Gobierno ha criticado duramente los planes de Sanidad. Intersindical emitió un comunicado en el que rechaza la creación de la Empresa Pública de Salud, que consideran "el último botón de muestra del carácter antidemocrático y de la inoperancia para gestionar la sanidad valenciana de dicha Conselleria". 

"Antidemocrático porque se hace, como tantas otras cosas, sin consultar, ni siquiera comunicar, a los sindicatos y resto de agentes sociales, una medida a la que ya se habían negado rotundamente hace un par de años; porque generará de forma irreversible diferencias de salario y condiciones laborales entre el personal de la sanidad valenciana estableciendo dos regímenes jurídicos completamente distintos dentro de la misma Conselleria; y porque incumple la promesa, hecha mil veces por el President de la Generalitat, de revertir las concesiones, ya que esto no es una reversión, es un cambio de cromos", señala el comunicado. 

Asimismo acusan a la Conselleria, pero también al Gobierno del Botánico de ser "inoperantes" porque "en seis años ha sido incapaz de revertir la lamentable situación de la sanidad que había dejado el PP" y, ahora, esta medida la excusan por la situación de pandemia a pesar de que este "es un problema que arrastra la sanidad valenciana desde hace más de 20 años". "Intersindical Salut se opone y se opondrá por todos los medios, incluidos los legales, a esta pretensión de la Conselleria de Sanidad".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email