GRUPO PLAZA

Los trenes del contrato son el modelo Citylink, que opera la línea 9 del tram de Alicante

Stadler tira de diseño valenciano y Albuixech confía en adjudicarse parte del contrato de 4.000 millones 

18/01/2022 - 

VALÈNCIA. La compañía ferroviaria Stadler arranca el año 2022 con buenas nuevas. La firma suiza engrosa de forma sustancial su cartera de pedidos y lo hace por todo lo alto: logra un 'megacontrato' de 4.000 millones de euros para la fabricación de 504 trenes para un consorcio de seis operadores alemanes y austriacos. Se trata del contrato más importante que consigue la multinacional en su historia, según destacan desde Stadler.

El diseño de los futuros trenes está basado en el modelo Citylink, desarrollado por ingenieros valencianos en la planta que la compañía tiene en la localidad de Albuixech. Una elección que da alas a la factoría valenciana para confiar en que parte de ese pedido se producirá en sus instalaciones por el know how 'made in Valencia' que hay detrás.

El 'megacontrato', que parte de una licitación del proyecto denominado VDV-Tram-Train, establece que Stadler fabricará 246 vehículos Citylink durante los próximos diez años por un volumen aproximado de 1.700 millones de euros, y la opción de adquirir hasta 258 vehículos adicionales. El consorcio está formado por las empresas Verkehrsbetrieben Karlsruhe (VBK), Albtal-Verkehrs-Gesellschaft (AVG), Saarbahn Netz, Schiene  Oberösterreich, el estado de Salzburgo y Zweckverband Regional-Stadtbahn Neckar-Alb y Stadler

Además de la fabricación, la firma también se encargará del mantenimiento de los vehículos por un período de hasta 32 años. Los primeros cuatro vehículos está previsto que se entreguen a Saarbahn en 2024. Aunque se trata de un pedido conjunto, cada tren se equipará de forma personalizada en función de las necesidades de cada operador. Los vehículos estarán compuestos de tres módulos. En función del destino y del cliente, podrá variar la longitud, el número de puertas, la altura de entrada y del acoplamiento, así como el diseño interior.

El modelo Citylink, que la compañía fabricará para atender este contrato, es un formato evolucionado de los trenes urbanos que la factoría valenciana diseñó y produjo para el TRAM de Alicante tras un encargo del Gobierno valenciano. En 2017, Stadler llegó a un acuerdo con Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV) para el suministro de seis trenes bimodales de este modelo, capaces de funcionar como tren y como tranvía, y que empezaron a operar dos años después la Línea 9 del Tram de Alicante, la que une Benidorm con Dénia.

Los trabajos de ingeniería se harán en Valencia

Por tanto, la elección de estos vehículos supone para Albuixech un espaldarazo al trabajo de los ingenieros valencianos. A lo largo de estos años, Stadler ha vendido más de 650 unidades de este modelo en seis países diferentes entro los que están Alemania, Reino Unido o México.

Aunque todavía no se ha concretado dónde se fabricarán los nuevos vehículos, la factoría valenciana asumirá las labores de ingeniería del contrato. Fuentes de Stadler Valencia dan por hecho que una parte de la carga de trabajo llegará a su planta de Albuixech por la experiencia y el conocimiento que tienen en el desarrollo de estas unidades. No obstante, todavía es una incógnita el volumen que será porque Stadler todavía no ha tomado una decisión al respecto y existen otras plantas en Europa más cercanas al destino final de los trenes. 

Foto: EDUARDO MANZANA

"Nos enorgullece haber ganado esta licitación internacional. Para diseñar un vehículo tren-tram se necesita experiencia y este contrato también requiere la capacidad de combinar soluciones estándar con soluciones personalizadas. En ambos ámbitos, Stadler siempre ha sido líder en la industria. Con el Citylink queremos ofrecer a nuestros seis clientes una solución de movilidad que conecte la ciudad y su área metropolitana sin necesidad de transbordo, proporcionando una forma de viajar sostenible y cómoda", destacaba en un comunicado Peter Spuhler, presidente del consejo de administración y CEO de Stadler.

La filial valenciana, con una plantilla cercana a los 1.500 empleados, cerró 2020 con una facturación récord de 361,9 millones de euros, un 38% más, y con una cartera de pedidos que superaron los 1.600 millones de euros, según sus últimas cuentas anuales depositadas en el Registro Mercantil. 

Además, en 2021 la planta valenciana celebraba la adjudicación de un buen pellizco del 'megacontrato' de Renfe, valorado en 2.726 millones de euros, para la adquisición de 211 nuevos trenes de Cercanías de gran capacidad. En concreto, se encargará de la construcción de 59 trenes por un montante que asciende a los 998 millones de euros. Un importante volumen de trabajo que permitirá a Stadler Valencia subirse a las Cercanías y ampliar su negocio en España, ya que hasta el momento se centraba en locomotoras y trenes de transporte urbano e interurbano, como metros y tranvías. Además, la planta prevé crear más de 500 puestos de trabajo directos, así como hasta 4.000 indirectos en la Comunitat.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email