X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 11 de diciembre y se habla de hoteles RTVV retail CONSELL
GRUPO PLAZA

el presidente recomienda paciencia ante la junta de accionistas

Amper, una cotizada reconvertida al 'value investing'

28/06/2019 - 

VALÈNCIA. "Amper tiene mucho recorrido en bolsa pese a la depreciación de sus acciones en el último año", así defendía ayer su presidente, Clemente Fernández, en la junta de accionistas de la tecnológica. Lo hacía atribuyendo el descenso que acumula en los últimos doce meses -un 15,4% al pasar de cotizar de los 0,3056 euros a los 0,2585 euros de ayer- a la complicada situación de los mercados.

Todo ello pese a que el pasado año catapultó su beneficio por más de cuarenta -pasó de ganar 1,1 millones en 2017 a 40,7 millones en 2018- gracias a la venta de su negocio del Pacífico Sur como contó entonces este diario. Y a que entre enero y marzo de este año completó un trimestre sin precedentes en todas sus magnitudes -ganando un contrato detrás de otro-, al presentar un beneficio neto de 3,6 millones (+36,5%), unas ventas de 41,35 millones (+46,4%) y un Ebitda de 4,33 millones (+144%).

El mercado se ha "secado", en general en todas las acciones, y "no entra dinero" sobre todo en los dos últimos meses, lo que no implica que la compañía no esté generando valor, argumentó el presidente de Amper (AMP) al ser preguntado por uno de los asistentes a esta reunión por el descontento "generalizado" de los accionistas ante la pérdida de valor de los títulos.. Y no le falta razón a Fernández porque la media diaria anual de negocio situada en los 3,07 millones de títulos, según datos de Infobolsa, la volvió a superar ayer al mover cas 4,10 millones de acciones por primera vez desde los 3,38 millones de 'ampers' que se intercambiaron en la sesión del pasado 12 de abril.


El presidente de AMP defendió las desinversión del Pacífico Sur-región en la que vendió su negocio en una operación completada el último día de 2018-, que "ha servido para dar el vuelco a la compañía y quitar la deuda, lo que coloca a la empresa en una situación positiva porque "tiene caja y no apalancamiento" como bien apuntó el primer ejecutivo de la tecnológica. Asimismo justificó las perspectivas de la firma y consideró que la inversión es a largo plazo (como las cotizadas que están en el radar del 'value investing').

Por otro lado defendió los esfuerzos de la empresa en Investigación y Desarrollo (I+D), plan que no incluía anteriormente en su estrategia, y cuya incorporación prevé que aportará beneficios. Y de hecho antes de comparecer ante los accionistas, Amper remitía un hecho relevante a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) donde informaba de la firma de un contrato valorado en 7,2 millones de euros procedente de su trabajo en I+D. Así lo explicaba posteriormente Fernández en la junta, que por otro lado aprobó el plan estratégico 2018-2020, dado que el acuerdo alcanzado consiste en un sistema que funciona con un dron que supervisa de forma autónoma torres de control y que puede "fotografiar un parque entero en una mañana".

Amper acabó cerrando la sesión bursátil de ayer subiendo un 3,19%, hasta alcanzar los 0,259 euros, por lo que todavía mantiene una revalorización del 8,16% en lo que va de año, lo que ha impulsado su capitalización hasta la frontera de los 278 millones de euros.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email