GRUPO PLAZA

EL SINDICATO advierte de que la decisión de desmantelarla supone un riesgo para los pacientes

CSIF alerta del cierre de la Unidad de Preingresos en el hospital de Alzira

Foto: KIKE TABERNER
5/07/2021 - 

VALÈNCIA (EFE). El sindicato CSIF ha pedido a la Dirección del departamento de salud de la Ribera la reapertura como tal de la Unidad de Preingresos, también conocida como Primera Central, y el mantenimiento del personal.

La central sindical advierte de que la decisión de desmantelarla supone un riesgo para los pacientes, ya que se quedan sin el espacio donde atenderlos de manera adecuada después de ingresar en Urgencias y mientras esperan cama en planta.

Entre los profesionales también ha generado malestar por el desmantelamiento, y 17 de sus componentes han pedido el traslado a otros destinos.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) explica que esta unidad fue inaugurada en diciembre de 2018 y supuso una inversión de 170.000 euros en obras, además de conllevar la dotación de personal de enfermería, auxiliares y celadores para atenderla las 24 horas de cada jornada durante los 365 días del año, de manera ininterrumplida.

El sindicato señala que desde entonces la unidad ha sufrido diferentes cambios  organizativos, y antes de la virulencia de la pandemia llegó a cerrarse por las noches, fines de semana y festivos y, en la práctica, “a ser utilizada como un pool para cubrir las incidencias de falta de plantilla en hospitalización y urgencias”.

Foto: KIKE TABERNER

En la tercera ola de la covid-19 se acondicionó como circuito de urgencias no respiratorio, para atender a pacientes que ingresaran con otras patologías y que necesitaban atención inmediata.

La central sindical lamenta la decisión adoptada por la Dirección de convertirla en una prolongación del hospital de día para realizar tratamientos como los de reumatología, lo que, en la práctica, supone desmantelar la unidad.

CSIF advierte que esta situación implica “una serie de irregularidades que vulneran la normativa que rige la posesión de una plaza vacante vinculada a un servicio de hospitalización”.

La situación actual en la planta de preingresos es tan grave que 17 de sus componentes, prácticamente todos los profesionales de la unidad, han solicitado por escrito a la Dirección de Enfermería el cambio de servicio. Lo han hecho manifestando su disconformidad y malestar por la decisión adoptada por la dirección de mantener cerrada la unidad las noches y festivos, al pasar a prestar únicamente los servicios de hospital de día.

El sindicato, ante esta situación, ha remitido un escrito a la Gerencia del departamento exigiendo “una solución definitiva con carácter inmediato para el personal de la Unidad de Preingresos, que tenga en cuenta su opinión, y que sea compatible con la oferta de empleo que se les realizó en su momento”.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email