Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

el 60% de establecimientos está al límite

El comercio de València reclama a Ribó mejorar las conexiones al centro para recuperar la afluencia

28/10/2020 - 

VALÈNCIA. El comercio del centro histórico de València acusa la ausencia de turistas y la implantación parcial del teletrabajo. Sus calles ya no cuentan con ese flujo de gente que diariamente llenaban de vida y ajetreo la ciudad. Una nueva realidad que ha generado una situación dramática para muchos negocios. Algunos ya han bajado la persiana y otros claman por una ayuda que reactive la actividad. La nueva imagen de la ciudad, con calles prácticamente desérticas, no ayudan a reflotar unos establecimientos que sufren a diario por el devenir de sus locales.  

Por eso, el comercio valenciano quiere que se mejoren las conexiones con el centro del cap i casal. Se trata de una medida con la que quieren recuperar la afluencia perdida y facilitar los desplazamientos. Cierto es que muchas personas ya no se mueven al centro porque no tienen necesidad, pero otras no lo hacen por la falta de accesibilidad. Por ello, desde la Asociación de Comerciantes del Centro Histórico de València reclaman al Ayuntamiento de València que mejore las conexiones con el corazón del cap i casal con el objetivo de incentivar de nuevo la actividad y levantar las ventasde cara a la campaña de Navidad, cita clave para el sector.

Y es que, según señalan, la situación de muchos es dramática con un descenso acusado del consumo y un escenario en el que el 60% de establecimientos se encuentra en estos momentos al límite, sin músculo financiero y abocado al cierre inminente. El verano ha sido complicado, el atisbo de esperanza que muchos veían se ha desvanecido. "La crisis está siendo devastadora", advierten. Y, en medio de esta encrucijada, los cambios propiciados por la Concejalía de Movilidad no han ayudado, señalan desde la asociación.

"Las nueve líneas de la EMT que modificaron su recorrido a su paso por el centro suponen tan sólo el 22% de los usuarios, una cifra que evidencia la caída notable en el número de viajeros, que no encuentra en el transporte público un medio eficaz, debido a los desvíos por Colón, y a una línea C1 poco efectiva, que sustituye a otras que antes acercaban al centro a unas 25.000 personas al día y que ahora mismo representa poco más de 1.000 personas", señalan desde la asociación. Y ahora, más que nunca, los comercios del centro de la ciudad necesitan recuperar el trasiego para poder levantar cada día la persiana.

Foto: KIKE TABERNER

Ante esta problemática, el colectivo reclama que las líneas 70-71-11 y 32 entren hasta la calle Poeta Querol, dado que son las que llevan al centro a un mayor número de viajeros, prescindiendo así de la necesidad de transbordo. Al respecto, el presidente de la Asociación de Comerciantes del Centro Histórico de València, Rafael Torres, urge a facilitar a los clientes "la accesibilidad al centro de la ciudad para poder realizar sus trámites y sus compras, máxime cuando estamos en una situación tan complicada como la actual".

Abaratamiento de los aparcamientos

Pero, además, la Asociación, integrada en la patronal Confecomerç, también ve prioritario el abaratamiento de los aparcamientos, al menos durante las dos primeras horas, para atraer desplazamientos y recuperar el dinamismo de la city valenciana. A su juicio, aquellos que son de gestionados a nivel público solo depende por parte del ayuntamiento de "voluntad política", mientras que para los privados podría gestionarse a través de un convenio, en el que el consistorio aportara una parte, "apostando así por una política activa que favorezca la vida del centro de la ciudad, frenando la ausencia de dinamismo que existe actualmente". 

"Debemos tener en cuenta la proximidad del período de Navidad, fechas señaladas que serán decisivas para muchos comercios, que han depositado su esperanza en esta campaña, y que puede representar su salvación o su cierre definitivo, ante una situación provocada por una pandemia que ha provocado importantes caídas de facturación, y una asfixia económica debido a los costes aparejados de los créditos solicitados durante el confinamiento", afirma Torres. 

Paralelamente, reclaman una fuerte campaña de incentivo comercial mediante el lanzamiento de bonos para reactivar las compras, una fórmula que ya han utilizado otras autonomías, como el País Vasco, y varios ayuntamientos españoles, con gran éxito."Si no recibe un balón de oxígeno pronto estaremos ante un escenario de pérdida de miles de puestos de trabajo y de un pequeño comercio, histórico, singular, patrimonial, irrecuperable", advierte Torres.

La Asociación de Comerciantes del Centro Histórico de Valencia pone el acento en conocer la realidad en la ciudad y, para ello, propone la elaboración de un estudio, que muestre una radiografía actual de la actividad económica y del comercio del centro, y su evolución en el marco de seis meses, para analizar cambios de hábitos de compra, distribución del gasto, evaluación por zonas comerciales, por formatos de comercio. Un documento que en el futuro sirva de base para definir nuevas actuaciones e implantar mejoras al modelo de ciudad que queremos. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email