GRUPO PLAZA

el ejecutivo estudia alguna flexibilización leve pero mantener interiores y reuniones vetados

El Consell se inclina por mantener las restricciones más días para evitar el efecto vacacional de Fallas

9/03/2021 - 

VALÈNCIA. La Mesa Interdepartamental contra la covid-19 del Gobierno valenciano mantendrá una reunión esta semana, posiblemente el jueves, para determinar si aplica alguna relajación respecto a las medidas que se adoptaron el pasado 1 de marzo, cuando se permitió la apertura de las terrazas de la hostelería al 75% hasta las 18 horas y se amplió el horario de los comercios hasta las 20 horas.

Así, según fuentes del Ejecutivo de distinto signo político, el pensamiento mayoritario va dirigido a día de hoy al mantenimiento del grueso de las restricciones. Tal y como informó Valencia Plaza, la preocupación está instalada en el Botànic debido, entre otras cuestiones, a los días no lectivos establecidos para las Fallas la semana que viene y la Magdalena esta semana. 

Pese a que el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, recomendó días atrás que no hubiera días festivos puesto que las celebraciones no tendrán lugar, la gran mayoría de Consejos Escolares Municipales así como las universidades, han mantenido el calendario previsto, en muchos casos al considerar que este planteamiento se ha hecho de manera muy tardía.

De esta manera, sólo en València capital, unas 250.000 personas entre alumnos, docentes y trabajadores vinculados a centros educativos, tendrán vacaciones la próxima semana y, en muchos casos, serán prolongadas: concretamente de martes a domingo. Una situación que pesa en la balanza del Consell para inclinarse en prorrogar las medidas de contención en lo que se refiere al contacto social: prohibición de apertura de los interiores en la hostelería y el veto a las posibles reuniones de no convivientes en domicilios.

Un razonamiento en el que también cuenta la posición firme que el presidente Puig ha liderado para la Semana Santa, contactando con otros responsables de CCAA para confluir en la decisión de que se mantengan las restricciones de movilidad durante ese periodo festivo. Con el proceso de vacunación adquiriendo mayor velocidad y con los buenos datos de incidencia acumulada -65 contagios por cada 100.000 habitantes-, Puig no quiere dar ningún paso en falso que pueda comprometer la posición de la Comunitat, especialmente después del trágico mes de enero sufrido por no endurecer las restricciones.

Foto: EDUARDO MANZANA

Más aún con el temor de que las nuevas cepas -algunas de las cuales presentan resistencia a las vacunas- pudieran de expandirse en la Comunitat Valenciana si se produce una relajación en las medidas, una posibilidad que podría suponer un doloroso paso atrás en la recuperación de cara al verano.

Con este escenario, Puig, y sus socios en el Botànic, Compromís y Unides Podem, parecen coincidir en seguir optando por la prudencia en los próximos días. Según apuntan fuentes del Ejecutivo, podría producirse alguna relajación de las medidas en algún ámbito -el deportivo es una posibilidad-, si bien no parece que en la hostelería, más allá de subir al 100% el uso de terrazas y tal vez ampliar su horario, pueda haber cambios en la apertura de interiores, al igual que en las reuniones de no convivientes en domicilios. El propio Puig, preguntado en el programa Espejo Público de Antena 3 este lunes, insistió en que revisará la situación con los informes de Sanidad, si bien recordó que en los espacios cerrados se producen más contagios: "No podemos dar pasos atrás", recalcó.

"Demasiada gente con vacaciones y demasiados días", resumía con sencillez un alto cargo socialista a este diario al ser preguntado por la posible relajación de las medidas, lo que evidencia la preocupación extra que supone una suavización de restricciones que contribuya al contacto social, tal y como también deslizaba el presidente de la Generalitat.

Más funcionarios con días libres pendientes

Por otro lado, está por ver si a los empleados públicos del sector de la Enseñanza se les unen en los festivos, concretamente el del día 18 de marzo, otros funcionarios de la Administración. Aunque parece ser que la postura será que ellos mismos acaben tomando la decisión, sumándose o no al festivo. 

Tal y como informó este diario, la intención de la Conselleria de Justicia y Administración Pública es que la mencionada fecha, víspera del día de San José, pase a ser laboral y no festivo para los funcionarios autonómicos como estaba previsto al no celebrarse las Fallas. Sobre esto habrá una reunión de la mesa sectorial correspondiente este martes. 

Esta misma semana, el miércoles, también habrá reunión con el colectivo sanitario para abordar si el día 18 hay festivo en este grupo, tal y como estaba previsto. En Castellón, se aplazó el día libre fijado inicialmente para el 12 de marzo como es tradición en la víspera de la fiesta grande de la Magdalena.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email