GRUPO PLAZA

Todavía está pendiente la firma de los convenios, por lo que se ejecutarán a partir de 2023

El Gobierno desbloquea los 300 millones extra de los PGE de 2022 y alarga su ejecución hasta 2025

Foto: KIKE TABERNER
30/11/2022 - 

VALÈNCIA. Casi un año después, el Consejo de Ministros de este martes autorizaba la firma de los convenios con los 300 millones de euros que el Gobierno central regaló a la Generalitat Valenciana en los pasados Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2022 para que gastara libremente en infraestructuras. Un montante 'extra' para la Conselleria de Obras Públicas que, hasta ahora, no se había concretado y que ha retrasado su ejecución, pese a ser una asignación para invertir a partir de este mismo año. 

Sin embargo, finalmente será en 2023 cuando la Administración valenciana empiece a invertirlos, según reconoció el propio presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, con plazo máximo hasta 2025. Eso sí, todavía queda pendiente la rúbrica de los acuerdos, ya que únicamente se ha autorizado la firma. Será a partir de ese momento cuando el Ejecutivo Central procederá a la transferencia de las subvenciones. 

En concreto, se destinarán 200 millones a financiar infraestructuras y 100 millones para innovación en materia de movilidad. Gran parte de este 'bonus' irá a la provincia de Alicante para paliar su infrafinanciación. Una compensación que ya 'vendió' Puig en 2022 y que ha vuelto a comprometer este mismo año para intentar calmar a los empresarios alicantinos ante lo que consideran un "ninguneo" a la provincia en los PGE de 2023.

En un principio, estaba previsto que en enero de este año se cerraran los convenios entre la Generalitat y el Gobierno para poder acometer y determinar el calendario de las inversiones, pero desde la Conselleria que dirige Rebeca Torró reconocían que las trabas jurídicas a la hora de definir la fórmula legal para el envío de los fondos han demorado el proceso. También, apuntaban a que se trataba de la primera vez que se hacía una transferencia así y a nivel administrativo era complicado articularla.

Foto: KIKE TABERNER

Desde entonces se han sucedido varias reuniones para concretar y ultimar las actuaciones. "Esta aportación extraordinaria de fondos es una buena noticia que permitirá impulsar de forma decidida la vertebración territorial de la Comunitat Valenciana, aumentando las conexiones y las vías de comunicación que necesita nuestro tejido productivo y mejorando las opciones de movilidad de la ciudadanía, en general", destacaba este martes el jefe del Consell.

Compra de tranvías e integración tarifaria

En concreto, el primer convenio estará destinado a financiar con 100 millones de euros la implantación de soluciones de movilidad, como la adquisición de material rodante tranviario, despliegue de sistemas de transporte público a la demanda o de política tarifaria.

Así, se incluye la financiación de la compra de 16 nuevos tranvías de la serie 4500, ampliable a otros 12, que se incorporarán al parque móvil de Metrovalencia y TRAM d’Alacant para sustituir las unidades más antiguas, cubrir las necesidades derivadas de los proyectos de ampliación previstos en las redes de ambas explotaciones y reforzar el actual servicio, según explica en un comunicado el Mitma.

Por otro lado, se contempla financiar un transporte discrecional a demanda mediante vehículos de hasta 9 plazas para las zonas rurales de débil tráfico, que sea complementario al transporte regular existente. Hasta que este sistema esté plenamente vigente, se financiará la concesión directa por la Generalitat Valenciana de ayudas temporales para facilitar la puesta en marcha de este nuevo servicio.

También, está incluida la integración tarifaria en las áreas metropolitanas de València y Alicante a través de la tarjeta Suma. Se compensará así el déficit de explotación a operadores de transporte público de la Comunitat Valenciana que tengan tarifas especiales para los jóvenes de hasta 30 años, detalla el Ministerio que dirige Raquel Sánchez.

200 millones para infraestructuras

El segundo convenio permitirá instrumentar una subvención nominativa de 200 millones del Mitma para la ejecución de infraestructuras en el período 2022-2025, según se había previsto en los presupuestos generales del Estado de 2022. La Generalitat ya ha elaborado un listado de obras para invertir esta cantidad en materia de carreteras, metro y tranvía.

Algunas de las propuestas incluidas, según avanzó la Conselleria a este diario, son el bulevar entre Castellón y Vila-real que contempla una pasarela con Almassora; la ronda de Benimarfull en la CV-700 o la ronda norte de Albalat de la Ribera. 

Desde el Ministerio avanzan que el grueso de la inversión se destinará a obras de conexión de la línea del tranvía de Alicante con la estación intermodal de Adif y a la construcción de un paso inferior bajo la línea ferroviaria Alcoi-Xátiva en el municipio de Agres.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme