GRUPO PLAZA

pierde 18 millones el año de la pandemia 

La EMT pide al juzgado que cite a los dos 'mulas' que centrifugaron los cuatro millones del fraude

26/03/2021 - 

VALÈNCIA. La EMT de València ha solicitado a la justicia la citación de los dos ciudadanos chinos propietarios de sendas empresas que recibieron los cuatro millones de euros del fraude más tarde centrifugados entre una veintena de sociedades. La empresa municipal pide así que el juzgado que instruye la causa de la estafa cite a ambos intermediarios al objeto de avanzar en la investigación.

Así lo recoge la EMT en su informe anual de estado de la información no financiera del pasado ejercicio, en el que dedica un apartado exclusivo al fraude perpetrado en 2019 contra la firma que preside Giuseppe Grezzi. Aquí, el documento explica que la justicia de Hong Kong en su momento ya "identificó a las personas físicas representantes legales de las sociedades receptoras de los fondos de EMT y se dictó sentencia en rebeldía condenatoria de las dos sociedades".

Aquel fallo del Tribunal Superior de Justicia hongkonés condenaba a Zuo Jialiang, titular de la emprsa JG Trade Co, Limited, a pagar a la EMT 1,6 millones de euros mientras que Li Yuanxin, titular de Shengyi Trading Limited, debía abonar a la EMT de València 2,4 millones de euros. Con un único problema: los titulares de estas dos empresas a las que llegó el dinero de la estafa están en paradero desconocido y han sido declarados en rebeldía. 

Los investigadores creen que estos dos ciudadanos chinos son con toda seguridad mulas, lo que en el argot policial se refiere a los testaferros elegidos por los auténticos estafadores. Desde estas dos empresas se centrifugaron los cuatro millones de euros recibidos directamente de la EMT entre una veintena de sociedades más, por lo que la pista del dinero se ha perdido y su recuperación material se considera ya casi inviable en la empresa municipal, que gerencia Marta Serrano.

En este sentido, el informe de la EMT recoge que "la sentencia resulta inejecutable" no sólo porque no se encuentre a los dos testaferros, sino también "dada la extinción de estas sociedades". De ahí que la empresa municipal del Ayuntamiento de València haya solicitado "en el procedimiento de instrucción penal que se sigue en España, que sean citados los dos ciudadanos chinos representantes legales de las dos sociedades".

La causa, investigada por el juzgado de instrucción 18 de València, mantiene abierta la fase de diligencias previas. "Estamos pendientes de la decisión del juzgado sobre la búsqueda de los ciudadanos chinos", prosigue el documento. En cuanto a el reflejo interno del fraude, el escrito señala que los hechos "fueron aperturados como un nuevo siniestro en agosto de 2020, en la póliza de responsabilidad civil de directivos", dado que la empleada que presuntamente fue engañada por los estafadores para transferir el dinero de manera irregular pertenecía al grupo de dirección.

La EMT pierde 18 millones el año de la pandemia

Por otro lado, la EMT llevará al consejo de administración del próximo lunes las cuentas anuales del pasado ejercicio, según las cuales la empresa tuvo casi 18,5 millones de euros de pérdidas por la situación provocada por la pandemia de coronavirus, que ha reducido la afluencia de pasajeros sobremanera. Así, la facturación de la empresa municipal se desplomó a casi la mitad desde los 46 millones de euros de 2019 a 23,5 millones en 2020.

A la disminución de ingresos por la caída del pasaje y de ingresos por publicidad durante la pandemia, se suman otros gastos adicionales derivados de la pandemia, como el refuerzo de la limpieza, la adquisición de equipos de protección individuales y mamparas para los autobuses que han ascendido a 1,3 millones.

También cabe reseñar el incremento de más de dos millones de euros en los gastos de personal, debido fundamentalmente a la aplicación del Convenio Colectivo, la recuperación del poder adquisitivo de la plantilla tras los recortes salariales entre 2012 y 2015 y el incremento salarial del 2 % previsto en los Presupuestos Generales del Estado de 2020. 

El incendio del pasado 5 de diciembre no ha tenido impacto negativo en las cuentas debido a la póliza de seguro contratada. Los daños provocados por el incendio en las instalaciones y autobuses ascendieron a los 237.000 euros, pero el seguro ya ha avanzado un primer pago de 600.000 euros, del total de dos millones de euros por el que están asegurados los autobuses y las instalaciones, según los cálculos realizados por los técnicos de la empresa.

Noticias relacionadas

la agencia de protección de datos ve infracciones graves en la empresa

Dos años del fraude de la EMT sin recuperar un solo euro

Por  - 

El hurto fraudulento de 4,04 millones en la EMT supuso una grave crisis política. Mientras que la empresa achaca la responsabilidad únicamente a la directiva engañada, la Agencia de Protección de Datos abre expediente sancionador a la firma por infracciones graves de seguridad.

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email