GRUPO PLAZA

Con una inversión estimada de 32 millones de euros

Obras Públicas proyecta 17 nuevos aparcamientos disuasorios junto a paradas de tren y metro

16/12/2021 - 

VALÈNCIA. La Generalitat Valenciana quiere seguir dando impulso al Plan de Movilidad del área metropolitana de València, el cual se presentará en breves. Y, para ello, ya está adelantando algunos de los proyectos que se contemplan dentro del documento y que están orientados a mejorar la conectividad de la zona, especialmente a través del transporte público. Así, una de las actuaciones que empiezan a ver la luz es la construcción de nuevos aparcamientos disuasorios, 15 en total, que se colocarán junto a paradas de metro y cercanías para favorecer la intermodalidad. 

El objetivo de estos nuevos espacios para el estacionamiento, tal y como explicó el conseller de Obras Públicas, Arcadi España, es animar a los usuarios a que cojan el transporte público en lugar de trasladarse hasta València en coche para trabajar, estudiar o pasar el tiempo libre. De este modo, la intención es que las personas puedan acercarse cómodamente en vehículo privado hasta las paradas y luego dejarlo allí de manera totalmente gratuita antes de subirse al tren o al metro. 

La fórmula mediante la cual se garantizará la gratuidad del estacionamiento todavía está por ver, pero Obras Públicas trabaja en una serie de tecnologías para asegurar que tan solo los usuarios efectivos del transporte tengan acceso a estos aparcamientos disuasorios. Por el momento, una de las opciones favoritas es acceder con la propia tarjeta de transporte, aunque todavía hay margen para soluciones imaginativas.

Por lo que respecta a la ubicación de los nuevos aparcamientos, seis están en València capital y el resto repartidos por todo el área metropolitana. Concretamente, los de la ciudad se han proyectado una junto a la estación de Renfe Font de Sant Lluís, otra al lado de la parada de Metrovalencia de Faitanar, y tres más en la zona de las universidades: Hermanos Machado, Universitats y Serrería, entre la Politècnica y el campus de Tarongers. Asimismo, a las afueras también se contempla una zona de aparcamiento para la parada de Les Carolines-Fira, en Benimàmet. 

Fuente: GVA. Elaboración propia

Por su parte, las del área metropolitana de València se repartirán entre los municipios de Silla, Albal, El Realón -que da servicio a los términos de Alcàsser y Picassent-, Torrent, Paterna, el polígono Fuente del Jarro también en Paterna, Riba-roja, L'Eliana y Bétera. Además de dos nuevas estaciones de Renfe en las áreas industriales de Silla y Loriguilla que se inaugurarán ya con el aparcamiento construido. 

En este sentido, muchos de los estacionamientos ubicados en el área metropolitana se han proyectado en zonas cercanas a diseminados y urbanizaciones, barrios donde el acceso a las paradas de tren y metro se hace especialmente complicado a pie. Así, la intención es evitar que los vecinos y vecinas se desplacen en coche hasta València por falta de otras alternativas, y que en su lugar simplemente opten por dejarlo en la estación. 

Tres actuaciones en marcha

Según adelantó Arcadi España durante la presentación el proyecto, el presupuesto estimado para todas estas actuaciones asciende a los 32 millones de euros. Además, también resaltó que la red de aparcamientos disuasorios no es una "intención a futuro", sino que ya se han puesto en marcha algunas de las intervenciones. Concretamente, las de Bétera, Riba-roja y Albal, siendo esta última la más avanzada de todas ellas. De hecho, la conselleria de Obras Públicas ha adelantado que el aparcamiento de esta parada entrará en funcionamiento durante el año que viene.

En total, el presupuesto para la ejecución de esta obra ascenderá hasta los 690.000 euros. Por su parte, los proyectos de Riba-roja y Bétera todavía están en fase de estudio, aunque ya se ha estimado un presupuesto de 1 millón y 670.000 euros respectivamente. En este sentido, el conseller explicó que las tres actuaciones se encuentran financiadas a través de fondos europeos, por lo que no podrán retrasarse más allá del año 2025. 

Por su parte, el resto todavía están en una fase muy incipiente de estudio. Con todo, España destacó que uno de los primeros pasos será ponerse en contacto con los Ayuntamientos implicados para pactar las condiciones en las que se desarrollarán los aparcamientos dentro de sus términos municipales, con el objetivo de alcanzar el máximo nivel de colaboración entre las instituciones.

Foto: GVA

Estos quince nuevos aparcamientos disuasorios se sumarán a los dos grandes espacios que ya existen en Empalme-Palau de Congessos y Quart de Poblet. Además, dentro del proyecto también se contempla la ampliación de las plazas en algunas de las zonas ya existentes junto a determinadas paradas, como por ejemplo en las estaciones de Alginet, Paiporta, Aldaia, Chiva, Cheste, Rocafort, Alboraia, Bétera, Benaguasil o Museros, así como Massalfassar y Puçol. 

Asimismo, el conseller Arcadi España también resaltó que los nuevos espacios para vehículo privado no solo estarán orientados a los coches y motocicletas, sino que también ofrecerán servicio para las bicicletas, patinetes eléctricos y otros tipos de movilidad personal. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email