GRUPO PLAZA

Se pone en marcha Greta, el Scrap de las pymes y micropymes químicas

La Federación de Quimeltia crea el Scrap Greta con el apoyo de más de 200 empresas

19/01/2023 - 

VALÈNCIA (VP). La aprobación del Real Decreto 1055/2022 de Envases y residuos de envases, el pasado mes de diciembre, representa nuevas obligaciones para todos los actores de la cadena de valor de la industria, en especial para los fabricantes, importadores y envasadores de producto.

La nueva normativa introduce la obligación a aquellas empresas fabricantes, envasadoras y distribuidoras a responsabilizarse de la gestión de los envases y residuos de envases de sus productos puestos en el mercado. Esto se define en la legislación como Responsabilidad Ampliada del Productor (RAP) que consiste en que cada responsable de la puesta en el mercado de productos envasados se encargue de la recogida de todos los envases que pone en el mercado y de su adecuada gestión: reutilización, tratamiento, reciclado, valorización, etc. La legislación ofrece dos vías para que los productores puedan cumplir con estas obligaciones.

Por una parte, se podrá llevar a cabo mediante la constitución de un Sistema Individual de Responsabilidad Ampliada del Productor (SIRAP), de forma que es el propio productor el que organiza toda la gestión de recogida y tratamiento de los residuos de sus envases. Y, por otro lado, mediante la creación de un Sistema Colectivo de Responsabilidad Ampliada del Productor (SCRAP), de forma que diferentes empresas se unen colectivamente en un sistema que se responsabiliza de parte de sus obligaciones, encargándose de la recogida y tratamiento de los residuos de envases, así como de la ordenar y recopilar la cantidad de información que requieren las autoridades sobre cómo se ha realizado y que alcance ha tenido la gestión de estos residuos.

En este sentido, el presidente fundador de Quimeltia Pedro Rodríguez explica que la aparición de la figura del SCRAP no es algo nuevo,” este sistema de gestión de residuos ya es ampliamente conocido en otros entornos, como puede ser la gestión de residuos domésticos con ECOEMBES o la gestión de productos específicos como los fitosanitarios en SIGFITO o las medicinas en SIGRE. Sin embargo, hasta la fecha, no se había dado esta figura respecto a la gestión de envases industriales y comerciales, destinados a entornos profesionales. Es por ello por lo que, en este momento, se están empezando a constituir SCRAPs que puedan responder a las necesidades de los productores de los distintos sectores que se van a ver afectados por estas obligaciones”.

Señala Rodríguez que en la mayoría de las ocasiones en las que se aprueban novedades legislativas que suponen una gran transformación de las prácticas tradicionalmente empleadas en la industria, son las grandes empresas las que toman la iniciativa para adaptarse a la nueva normativa. “lo que se traduce en muchos casos, que las soluciones propuestas no siempre se adaptan a las necesidades específicas de las pymes y micro pymes. Esta situación las desplaza de la primera línea, viéndose resignadas a aceptar las reglas del juego establecido, con la implementación de soluciones que les suponen un gran esfuerzo económico y que no se adaptan a sus necesidades reales”.

Por ello, indica Rodríguez que es en este contexto donde nace GRETA, el SCRAP creado por empresas de la pequeña industria química, principalmente del sector de la detergencia, de todo el país. Una iniciativa impulsada por QUIMELTIA, Federación Nacional de Profesionales, Micropymes y Pymes del sector químico, tras atender las inquietudes transmitidas por sus asociados en todo el territorio nacional.

Apunta Rodríguez que GRETA destaca entre otros sistemas por tres pilares, “en primer lugar, busca la máxima eficiencia, gracias a la homogeneidad en los residuos a gestionar. En segundo lugar, mínimo coste, dado que la homogeneidad de los residuos hace que los esfuerzos no se dispersen y se concentren en obtener el precio más económico para las empresas que integran el SCRAP. Y, por último, una gestión transparente con gastos controlados limitando la inversión en elementos complementarios como publicidad, centrando todos los recursos en el objetivo principal: organizar una estructura de gestión de residuos eficaz y eficiente.

En la actualidad, el SCRAP GRETA cuenta con el apoyo de las más de 200 empresas, adhesiones que van aumentando día a día y que representan una nueva forma de gestionar los envases y residuos de envases.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme