Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

la avsre busca sustitutos

Un centenar de los 1.000 vigilantes de la playa fichados por la Generalitat renuncian a su puesto 

14/07/2020 - 

VALÈNCIA. Apenas unas semanas después de que la Generalitat Valenciana contratara a 1.000 auxiliares en las playas para controlar el aforo de las mismas e informar de las medidas 'anticovid' implementadas por la administración empiezan a apuntarse las bajas. Más de un centenar de las personas escogidas han presentado ante la Agencia Valenciana de Seguridad y Respuesta a las Emergencias (AVSRE) su renuncia al puesto de trabajo, lo que supone más de un 10% respecto al total de contratos suscritos.

Son diversos los motivos aludidos por los empleados, según confirman a este diario fuentes conocedoras del proceso. Uno de los más repetidos es haber preferido otro trabajo tras ser uno de los elegidos por la administración valenciana. Otra causa de deserción recurrente es la concurrencia de motivos personales, pero también se han registrado casos en los que se ha aducido que la plaza adjudicada queda demasiado lejos del lugar de residencia habitual del auxiliar.

En este sentido, en la Agencia explican que desde el primer momento de la convocatoria se expuso que la movilidad sería provincial. Esto es, que a los aspirantes podían adjudicársele plazas siempre dentro de su provincia. Además, insisten, se recogieron las preferencias de ubicación de los futuros vigilantes, que se atendieron en la medida en la que fue posible.

Aunque todavía no existe un registro por localidades de estas deserciones, uno de los 'puntos negros' -donde más renuncias se han dado- ha sido Jávea. Allí precisamente destacan los problemas de movilidad, según fuentes de la Avsre, que ya trabaja con el propósito de llenar estas vacantes cuanto antes, si bien admiten las mismas fuentes que el procedimiento no es tan sencillo como en el sector privado.

"Lleva un procedimiento", aseguran, que no es todo lo ágil que gustaría a los gestores. Con todo, son rotundos al subrayar que estas plazas se acabarán ocupando sí o sí. Huelga recordar que en el proceso de selección, la Generalitat escogió a 1.250 personas -250 más de las necesarias- con el propósito de que constituyeran una reserva por si se daban casos de renuncias, entre otras eventualidades. "Ya esperábamos que pudiera ocurrir", apuntan. 

A estas dificultades se han añadido otras circunstancias incluso, como por ejemplo y a modo de anécdota, una pelea entre dos auxiliares contratados. Con todo, señalan en la Generalitat, se trata de un hecho puntual y concreto que no ha tenido mayor repercusión ni se ha repetido en ningún otro municipio.

7,4 millones de euros gastados en la medida

El programa implementado por la Avsre para el control de las playas está cofinanciado por la Unión Europea y ya alcanza el coste de los 7,4 millones, como publicó este diario. El presupuesto inicial para la contratación de este millar de desempleados de entre 18 y 30 años era de 6,3 millones de euros, procedentes de una modificación de crédito del capítulo de personal para la Agencia. Una cuantía que incluye el salario de dos meses y medio por empleado -del 24 de junio al 7 de septiembre- y que ascendería, por tanto, a 4.037 euros brutos incluyendo pagas extra y vacaciones.

A todo ello se suma un encargo reciente a la empresa pública Tragsa, aprobada por el Consell el pasado viernes, que asciende a 1,1 millones de euros más. Según fuentes oficiales de la Avsre, este dinero se dedicará fundamentalmente a la compra de material para el personal, como uniformes, equipos de protección individual, sombrillas y protector solar, entre otros fines. Además, explican, en esta partida también Tragsa cobra una parte por gastos de gestión y para poner en marcha el plan por parte del personal de la firma.

Desde la Agencia, no obstante, aseguraron a Valencia Plaza que no será la última contratación que se haga porque se tendrá que ir reponiendo material para estos vigilantes. Actualmente, a estos auxiliares ya se les ha repartido los uniformes, walkies y  recibieron formación previa durante una semana antes de entrar a trabajar el día 1 de julio.

Concretamente, estos vigilantes se encargan de "velar por el cumplimiento de las medidas de distancia social tanto en la zona seca como en los accesos por parte de los usuarios"; "realizar tareas enmarcadas en el ámbito de la comunicación e información del documento de Guía de Playas Seguras" elaborado por Turisme CV; "colaborar en el control de acceso y aforo de playas"; "asegurar el correcto uso por parte de los usuarios de las playas y de los itinerarios marcados"; "colaborar con los ayuntamientos"; contactar con el servicio del 112 en caso de ser necesario si se produce una emergencia; y notificar a la Policía local las incidencias. 

También se ocupan de verificar que otras restricciones de los planes de contingencia como la reducción de accesos de vehículos, informar sobre el uso de calzado, del uso adecuado de las instalaciones, que los usuarios utilicen ceniceros individuales, o de la prohibición del uso de colchonetas, pelotas o juegos de palas. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email