GRUPO PLAZA

un primer pacto pasará 12 millones de la deuda de la marina que HABRÁ QUE REPONER 

Cinco millones para el personal de À Punt, el escollo final de los presupuestos  para el Botànic

Foto: KIKE TABERNER

Unides Podem-EU confirmó que votará la enmienda de sus socios para inyectar 12 millones pero pide subir cinco más para personal

22/12/2021 - 

VALÈNCIA. Salvado el escollo de la tasa turística con un acuerdo para desarrollar la ley que la regule en 2022, una enmienda de Unides Podem-EU de cinco millones más para el presupuesto de personal de À Punt queda como el único gran punto de discordia entre los socios del Botànic a pocas horas de la votación final de este miércoles. El pacto sobre la bocina ni se descarta ni se da por hecho.

El partido morado confirmó este martes que apoyarán la enmieda conjunta del PSPV y de Compromís para destinar 12 millones de euros más a la Corporación Valenciana de Mitjans de Comunicació que, eso sí, se deberán destinar a producciones de nueva creación para cumplir así el objetivo de fortalecer el sector audiovisual. 

El dinero será el que la Conselleria de Hacienda tenía destinado a completar los 24 millones de euros que le toca pagar a la Generalitat de los 68 que quedaron por pagar al fondo oportunista TCA Taconic del derivado financiero para cubrir la deuda impagada del Consorcio Valencia 2007 una vez el Gobierno central se hizo cargo de los 380 millones de euros de deuda.

Desde la conselleria de Vicent Soler recordaron que los partidos pueden hacer esos movimientos durante la tramitación parlamentaria pero también que ese compromiso no cambia y que durante el año se tendrá que hacer una modificación de crédito, como se ha hecho en este 2021, para pagar. Es decir, que deberán salir de otro sitio.

Pactados esos doce millones, Unides Podem EU dejó en cinco millones su enmienda inicial de 17. Estefanía Blanes defendió la necesidad de ese aumento para cumplir con el mínimo legal que debe tener el presupuesto de la cadena (un 0,3% del presupuesto financiero de la Generalitat) pero, sobre todo, porque aseguró que existe una faltta de personal. "Las bajas por covid-19 o por enfermedad no se están cubriendo", señaló, tras recordar que el personal de informativos debe de ser propio.

Desde la oposicion, el PP asumió la doble negativa a ambas enmiendas. Rubén Ibáñez calificó de "engaño" la de los 12 millones por entender que no va al sector audiovisual (que dijo que ya tiene una línea propia de 6,5 millones) sino a  cubrir la deuda de À Punt. "Va para tapar el gran agujero que con mucho esfuerzo están construyendo en la televisión", afirmó tras asegurar que las pérdidas son ya de 79 millones por una "nefasta gestión" en la que incluyó los contratos de directivos que ha cuestionado Antifraude. 

Además, el popular afeó a Soler que permita que el dinero salga de ese convenio firmado con el Gobierno central y el Ayuntamiento para el pago de la deuda de La Marina. "En menudo lugar le deja que ni su grupo respete su firma", señaló.

Pero, además, le auguró a Blanes que sus socios no le aceptarán esa segunda enmienda y señaló que, de hacerlo, unidos esos 17 millones a los 30 que asumirá la Generalitat del desajuste por el IVA deducible elevaría la aportación a 47 millones. "Eso es casi otro presupuesto", sentenció.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme