X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 21 de febrero y se habla de Compromís compromis primarias FORD ALMUSSAFES ghatto
GRUPO PLAZA

nueva edición en marzo

Estos son los premios del próximo SplashSagunt

6/02/2019 - 

VALÈNCIA. La organización del SplashSagunt Festival del Còmic de la Comunitat Valenciana anuncia ya los premios que va a entregar en la próxima edición, que será la sexta y se celebrará los días 22, 23 y 24 de marzo en el Casal Jove del Port de Sagunt. 

La Mejor Obra Nacional es El tesoro del Cisne Negro, de Paco Roca y Guillermo Corral, y la Internacional, Lo que más me gustan son los monstruos, de Emil Ferris. Bernardo Vergara recibirá el Premio Humor Gráfico, el de Una vida de viñetas para Rubén Pellejero, y a la Trayectoria Internacional a la alemana Isabel Kreitz. Miguel Angel Giner se lleva el premio al Mejor Guión por El día 3, y Javier y Juan Gallego el de Entender el presente por el álbum Como si nunca hubieran sido. Además, como siempre el Splash reconoce la labor divulgadora del programa de Radio 3 La hora del bocadillo, de Laura Barrachina, y del experto Antonio Guiral. 

Todas las novedades del Splash 2019 se van a ir desvelando durante este mes y con la presentación completa de sus contenidos en València la primera semana de marzo. Como es marca de la casa el Splash reunirá a los más destacados autores y autoras del noveno arte en España y contará también con presencias internacionales, para tres intensísimos días con el cómic como único protagonista. Talleres, charlas, actividades para niños, cine, conciertos, exposiciones… una 'fiesta del tebeo' para mayores y pequeños.

Noticias relacionadas

SILLÓN OREJERO

El Gran Libro Yum Yum, primer cómic de Robert Crumb, virgen y de 19 años, para enamorar a su mujer

Por  - 

En 1963, Robert Crumb tenía 19 años y era virgen. Su padre era una figura distante que no le prestaba atención y su madre, católica que no quería divorciarse, se dedicaba a ver la televisión las veinticuatro horas del día colocada de pastillas. En el colegio, todos marginaban a Crumb, que encajaba todos estos golpes y los descargaba en sus viñetas. En su primera obra ya disparaba contra los padres y los jóvenes pedantes y banalmente bohemios que le rodeaban para mostrar su adoración por las mujeres de grandes dimensiones

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email