Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

Hoy es 5 de marzo y se habla de pablo hasel LA MANADA retail fusión bankia caixabank
GRUPO PLAZA

la cifra de hospitalizados aumenta a 2.121 pacientes covid

Los hospitales, al borde de la saturación mientras el Consell retrasa la toma de medidas

Foto: Carlos Pascual
5/01/2021 - 

VALÈNCIA. Este lunes, los hospitales de la Comunitat Valenciana tenían 2.121 personas ingresadas por coronavirus. Una cifra que marca el tope de la segunda ola y que se acerca peligrosamente al máximo pico de la pandemia: 2.189 pacientes covid entre el 30 de marzo y 1 de abril. También sigue esta peligrosa línea el número pacientes en la UCI, que ha llegado a los 316 superando por primera vez desde el confinamiento la marca de los 300. Así, los hospitales valencianos se acercan poco a poco al temido estado de saturación, una circunstancia que ya ha empezado a dejar las primeras deficiencias en los centros sanitarios. 

Sin embargo, el Gobierno valenciano, que no tomó medidas excepcionales reseñables durante las fiestas a pesar de la constante subida en los contagios y las escalofriantes cifras de fallecimientos, que se mantienen en números críticos desde hace semanas, continúa esperando que se confirmen los peores augurios para endurecer las restricciones. Este lunes, tras apreciarse los primeros efectos negativos de la Nochebuena y la Navidad -los de Nochevieja tardarán aún unos días- y mientras otras CCAA anunciaban nuevas medidas e Inglaterra imponía el confinamiento total, Ximo Puig anunciaba, tras una reunión por la mañana con la consellera de Sanidad, Ana Barceló, "para evaluar la situación actual de la pandemia", que convocaba para este martes la Mesa Interdepartamental para la Prevención y Actuación frente a la covid-19, en la que se analizarán los últimos datos y se abordará la posibilidad de aplicar nuevas medidas.

Unas directrices, si las hay, que llegarán prácticamente con la quincena larga de fiestas navideñas finalizada, tras pasar Nochebuena, Navidad, San Esteban, Nochevieja y Año Nuevo, citas que preocupaban al Gobierno del Botànic y para la que poco antes de iniciarse se redujeron tanto el número de personas por reunión, que bajó de 10 a 6, como el toque de queda hasta las 12 de la noche. Queda la celebración, y no es baladí, del día de Reyes, en el que se producen muchas visitas familiares con roscón incluido.

Barceló y Puig, en una imagen de archivo. Foto: GVA

Respecto al posible retraso en la vuelta a las aulas tras las fiestas, como se ha hecho en Cataluña, donde ha aplazado hasta el lunes día 11, la Conselleria de Sanidad señalaba este lunes tras la reunión entre Puig y Barceló que, "a día de hoy", no contempla esa medida porque "las aulas se han demostrado como uno de los lugares más seguros".

Este lunes también se reunía el Consejo Interterritorial de Sanidad, en el que, según apuntaba el ministro Salvador Illa, algunas autonomías habrían propuesto medidas como cerrar grandes superficies y sólo abrir el pequeño comercio -el de menos de 400 metros cuadrados-, y establecer en el 30% como máximo el aforo en el interior de los bares, así como realizar más cierres perimetrales.

Algunos hospitales rozan el límite de capacidad

Según ha apuntado el Sindicato Médico, algunos de los hospitales de la ciudad de València están rozando el límite de su capacidad. Por ejemplo, el Hospital General, que cuenta ahora mismo con 144 pacientes ingresados por covid-19, 33 de ellos en la UCI. Este centro amplió sus plazas de cuidados intensivos en noviembre y las camas convencionales en diciembre. Sin embargo, todos estos recursos no han sido suficientes para frenar el azote de la segunda ola: el hospital tiene a 51 pacientes no-covid ingresados sin poder acceder a una cama.

También está pasando un momento complicado el Arnau de Vilanova, cuya zona covid ha alcanzado el 95% de la ocupación con un total de 89 ingresos. Además, la Central Sindical de Funcionarios (CSIF) ha explicado que 9 de las 12 camas UCI disponibles habitualmente en el centro ya han sido acaparadas por positivos en coronavirus. Es por ello que la dirección del hospital se ha visto obligada a improvisar nuevas plazas de cuidados intensivos, y ha habilitado tres quirófanos con dos camas en cada uno para este fin. Por el momento, una de estas seis plazas extraordinarias ya ha sido ocupada, por lo que el total de pacientes en la UCI por covid-19 asciende a 10. 

FOTO: EFE

En una situación parecida se encuentra también el Hospital Clínico, que con 169 ingresos por covid-19 se considera saturado. De todos estos casos, 27 presentan estado crítico y han sido trasladados o bien a la UCI o bien a la zona de reanimación. Además, 9 pacientes han tenido que ser realojados con sus respiradores en quirófanos que excepcionalmente se están utilizando como zona de cuidados intensivos. En este sentido, y según apunta el CSIF, este es el peor dato que ha registrado el centro a lo largo de toda la segunda ola. Del mismo modo, la atención primaria también se encuentra saturada, y los módulos de tarde no se recuperarán hasta el día 11 de enero.

Por su parte, el Peset Aleixandre ha llegado al límite con 100 ingresos por coronavirus y la UCI al completo. En previsiones de que la situación podía empeorar, el mes pasado este hospital amplió zonas de reanimación y también de corta estancia. Ahora, está estudiando habilitar algunos espacios del gimnasio para poder albergar a más pacientes en estado de gravedad. Finalmente, La Fe cuenta ahora mismo con 139 ingresos por covid y 21 pacientes en la UCI. La unidad de cuidados intensivos está exclusivamente destinada a los personas con coronavirus, y el hospital tan solo tiene capacidad para atender urgencias, urgencias diferidas, prioridad 1 o intervenciones quirúrgicas sin ingreso. En cuanto a la atención primaria, la cita se demora entre 10 y 15 días y la actividad diaria está saturada. 

Los hospitales comarcales también se resienten

En el hospital de Alzira se han registrado 97 pacientes por coronavirus, de los cuales 11 de ellos han sido derivados a la UCI. Esta circunstancia ha obligado a recortar algunos servicios, por lo que solo se permiten cirugías de prioridad 1 y cirugías mayores ambulatorias. En este sentido, la Central Sindical de Funcionarios ha denunciado una grave falta de personal para poder hacer frente a la situación que atraviesa el centro, e incluso ha denunciado que ya hay pacientes que tienen que permanecer en el pasillo de urgencias. No obstante, desde Sanidad señalaban que a lo largo de este lunes se han asignado cama a los pacientes que se encontraban pendientes de ingreso y que habían puesto en una situación crítica al centro durante este puente.

Por su parte, el hospital de Xàtiva tiene 80 ingresos por covid-19 confirmados, de los cuales 12 están en la UCI. Además, este mismo lunes todavía estaban pendientes de los resultados de otras 10 personas ingresadas en el centro. En cuanto al hospital de Gandia, se calcula que los ingresos actuales por coronavirus podrían superar los 120. A falta de datos del domingo, este centro internaba el sábado a 89 personas a consecuencia del virus, 14 de ellos en la UCI. Además, durante la semana ha registrado 4 fallecimientos.

Foto: EVA MÁÑEZ

Por último, el hospital de Llíria está prácticamente al completo tan solo con los pacientes del coronavirus. La unidad médica de corta estancia se encuentra totalmente llena, y tan solo se han podido reservar unas pocas camas para las intervenciones quirúrgicas básicas. Según apuntan los sindicatos, el lunes por la mañana la observación de urgencias estaba completa con 13 camas, y pacientes que acudieron al hospital por otros asuntos tuvieron que esperar su ingreso en sillones. La UCI, por su parte, tiene las 6 camas ocupadas, exactamnete igual que la reanimación, con otras 3. 

La provincia de Alicante, al límite

El Hospital General Universitario de Alicante ha activado un plan de contingencia para ocupar con pacientes covid todo el box de la UCI. Sin embargo, esto no ha sido suficiente, por lo que actualmente sigue ampliando nuevas zonas para los pacientes que requieren cuidados intensivos. En cuanto a cifras, el centro cuenta con 101 personas ingresadas por coronavirus, de las cuales 11 se encuentran en la UCI y 5 en cuidados intermedios. La ciudad de Elche también está ahora mismo "desbordada", tal y como apuntan los sindicatos. El Hospital General tiene 73 personas ingresadas por covid-19, de las cuales 12 están en la UCI.

El Hospital de Vinalopó se encuentra con la UCI totalmente llena, y ha tenido que poner en marcha un plan de contingencia para poder hacer frente a la situación que se presenta. Así, se han visto obligados a ampliar la zona de cuidados intensivos. Media planta ha sido cerrada para poder atender exclusivamente a los pacientes covid, que son alrededor de 50 en este momento. Además, hay 28 en observación por urgencias y otras 8 personas que todavía están esperando a ser ingresadas. Según apuntan los profesionales de la zona, los centros de salud están saturados y hace falta más personal para seguir adelante. 

FOTO: KIKE TABERBER

El Hospital de Orihuela ha duplicado su planta en tan solo una semana para poder atender a los pacientes de covid-19. En estos momentos, tienen a 40 personas ingresadas, y otras varias pendientes de recibir el ingreso. Nuevamente, los trabajadores se quejan de falta de personal e incluso lamentan que el volumen de trabajo es inasumible para los recursos que tienen. Y exactamente lo mismo sucede en el Hospital de Elda, donde lamentan que tan solo el 40% del personal se encuentra operativo. Así, denuncian demoras de hasta dos semanas en la atención primaria mientras se acumulan 40 personas ingresadas por covid.

En el hospital de Alcoi tienen 55 ingresos con 5 personas en la UCI; en el de La Marina Baixa 50 en planta y 9 en la UCI y, finalmente, en el hospital de Denia, 30 en planta y 13 en la UCI. Además, este último centro contabilizó el domingo un fallecido. 

Castellón también se acerca a la saturación

El Hospital de la Plana ha experimentado desde el sábado un aumento muy significativo de la presión sobre las Urgencias. Por el momento, cuenta con 41 ingresos en planta y 10 en la UCI. Según han informado desde el propio centro, si siguen aumentando los pacientes graves, será necesario habilitar otras zonas o empezar a trasladarlos a otros hospitales. El Hospital de Vinaròs tiene ahora mismo 64 ingresados, de los cuales 9 están en la UCI. Además, recientemente se vio en la obligación de trasladar a un paciente intubado al Hospital General. Finalmente, el Hospital General de Castellón presenta 98 ingresos y 11 casos en la UCI. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email