GRUPO PLAZA

CaixaBank y el Ivie presentan los nuevos resultados del ‘Observatorio GECE’ 

Las industrias de alta intensidad tecnológica pesan un 17% en el PIB y un 13,7% en el empleo valenciano

Las empresas consideradas ‘motor’ del crecimiento, tanto en los sectores intensivos en tecnología como en los menos tecnológicos, tienen un tamaño superior a la media, exportan más, tienen filiales en el extranjero y usan con mayor frecuencia órganos de gobierno profesionales

1/03/2022 - 

VALÈNCIA. Los sectores de la Comunitat Valenciana intensivos en conocimiento y tecnología son los que tienen mejores perspectivas ante los retos de la digitalización económica y los planes de apoyo de las instituciones europeas para afrontar la recuperación económica tras la covid-19. Se incluyen en ellos las actividades financieras, fabricación de vehículos de motor, industria química, servicios profesionales a empresas, así como actividades de programación y consultoría informática.

Sin embargo, la economía valenciana se caracteriza por una especialización sectorial poco intensiva en conocimiento y tecnología en comparación con España. El 66,2% del PIB atribuido al sector privado y el 72,4% del empleo se generan en sectores no intensivos en conocimiento, unos porcentajes superiores al 61% y el 67,9% de la media española, respectivamente.

Por el contrario, solo un 17% del PIB y un 13,7% del empleo proviene de sectores más intensivos en tecnología, lo que supone cuatro puntos menos que en la media nacional (21,7% y 17,2%, respectivamente). Esta especialización sectorial conlleva un mayor desafío para afrontar la recuperación económica tras la covid-19.

Tanto en los sectores intensivos en tecnología como en los menos tecnológicos existen empresas de referencia que pueden actuar de motor para favorecer la recuperación económica, tal y como se concluye en el primer informe de 2022 del ‘Observatorio sobre Gobierno, Estrategia y Competitividad de las Empresas (GECE)’, impulsado por CaixaBank y el Ivie (Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas) y presentado este martes en una rueda de prensa en la que han participado el director territorial de CaixaBank en la Comunitat Valenciana, Xicu Costa, y el director adjunto del Ivie, Joaquín Maudos.

El ‘Observatorio GECE’ identifica a este grupo de empresas que se caracterizan por combinar un alto nivel de competitividad con la capacidad de crecer a un ritmo superior a la media de sus respectivos sectores. El análisis de sus rasgos revela que se trata de empresas que tienen un tamaño superior a la media, exportan más, tienen filiales en el extranjero y usan con mayor frecuencia òrganos de gobierno profesionales

El director territorial de CaixaBank en la Comunitat Valenciana ha señalado que “el compromiso de nuestra entidad en este proyecto es decidido ya que consideramos que realizar este análisis de la realidad empresarial de nuestro territorio redunda en la creación de riqueza, generación de empleo y bienestar social por parte del tejido empresarial valenciano que, sin duda, constituye una de las principales palancas para salir de esta crisis”. “Se demuestra que poner el foco estratégico en factores como la digitalización, la implicación con la tecnología y el conocimiento, la internacionalización, el dimensionamiento de estructuras de capital social y el compromiso con el gobierno corporativo tiene una correlación directa con la mayor competitividad y el crecimiento empresarial que son bases fundamentales para la recuperación económica”, ha apuntado Costa.

Por su parte, el director adjunto del Ivie y catedrático de la Universitat de València ha destacado en su intervención que “con los documentos del ‘Observatorio GECE’ contribuimos a un mejor conocimiento del tejido productivo de la Comunitat Valenciana. Es conocido que tenemos un problema de baja productividad que explica una parte importante de la brecha en PIB per cápita que nos separa de la media nacional (nada menos que 12 puntos). Por eso es fundamental que nos preguntemos qué factores explican esa baja productividad, porque solo identificándolos seremos capaces de corregir el problema. Y este es precisamente el foco del ‘Observatorio GECE’, donde regularmente monitorizamos a una muestra representativa de las empresas valencianas, las comparamos con la media nacional, e identificamos a aquellas que mejor lo hacen (las más competitivas) para aprender de sus mejores prácticas”.

Motores de la recuperación

Alejandro Escribá, investigador del Ivie y coordinador del Observatorio, ha sido el encargado de presentar las principales conclusiones del análisis ‘Motores de la recuperación: caracterización y rasgos de las empresas valencianas de alta competitividad y crecimiento’, último informe elaborado por el ‘Observatorio GECE’. En su intervención ha destacado que las empresas denominadas ‘motor’ tienen un tamaño superior al promedio de sus sectores, y una orientación exportadora mucho mayor, que se muestra tanto en ventas al exterior, como en filiales en el extranjero.

En el caso de los sectores intensivos en conocimiento, las empresas ‘motor’ tienen un volumen de ventas de 6 millones de euros de media, frente a los 5,3 del total de empresas. Además, cerca del 20% de las empresas ‘motor’ son exportadoras, frente al 12,4% de la media y casi el 8% tiene filiales en el exterior, casi el doble del 4,5% del total de empresas.

Por su parte, en los sectores de menor intensidad tecnológica, el tamaño medio en ventas de las empresas motor se sitúa en 6,8 millones de euros, frente a los 4,7 del total. Asimismo, un 20,9% son exportadoras (frente al 15,3 del total).

El documento del ‘Observatorio GECE’ también analiza las características del gobierno corporativo de las empresas más competitivas y capaces de crecer, y concluye que disponen de estructuras más formales, con más accionistas y menor concentración de capital, aunque todavía existe margen de mejora. El 22% de las empresas ‘motor’ en los sectores intensivos en tecnología y conocimiento disponen de consejo de administración, frente al 20,2% de media del total de empresas. En los sectores menos intensivos en tecnología y conocimiento, el 17,4% de las empresas ‘motor’ cuentan con consejo de administración, 1,2 puntos porcentuales por encima del total de empresas.

Según se desprende de las conclusiones del informe, estas empresas, denominadas ‘motor’, son un buen referente para afrontar los desafíos de la digitalización y la sostenibilidad, así como las oportunidades que estas ofrecen.

Para el coordinador del Observatorio GECE, “la Comunitat Valenciana todavía cuenta con una realidad empresarial alejada de estos perfiles, por lo tanto, la recuperación post-COVID exige un cambio de perspectiva en los actores económicos, especialmente, en el ámbito del accionariado de las empresas y los sistemas de gobierno, para que no resulten limitadores”.

Mesa redonda – Perspectivas de dos empresas casos de éxito

Tras la presentación del ‘Observatorio GECE’ y los principales resultados del primer análisis de 2022, ha tenido lugar una mesa redonda moderada por Felipe Pulido, director Comercial de Empresas de CaixaBank en la Comunitat Valenciana, en la que han intervenido Javier Mira, CEO y presidente de FacePhi; y Toño Pons, presidente y consejero delegado del Grupo Importaco. La combinación de perspectivas de dos empresas de gran éxito, pero con realidades muy diferentes, ha aportado luz sobre las similitudes en muchos rasgos y factores internos que aportan valor y rigor para una buena gestión empresarial.

FacePhi es una empresa líder en tecnología para la verificación de identidad de usuarios, especializada en onboarding digital y soluciones biométricas de autenticación, que opera en un sector de alta intensidad tecnológica y de conocimiento y que cotiza en el mercado BME Growth. Su presidente, Javier Mira, ha explicado que estos últimos años han sido claves para afianzar el crecimiento de FacePhi en el mercado internacional. “Durante este tiempo hemos seguido apostando por el desarrollo de nuestra tecnología, que ya es una de las más seguras y completas del mercado, incrementando así nuestro nivel de competitividad. Para lograrlo nos hemos apoyado en nuestro equipo, ampliando nuestra estructura técnica y comercial, lo que nos ha permitido acelerar al máximo nuestra tasa de crecimiento en ventas, con un aumento del 60,74% en nuestra cifra de negocio respecto a 2019. Para este año 2022 nuestro objetivo es seguir creciendo y poder llegar a más industrias, regiones y clientes más rápido.”

Por su parte, Importaco es una de las principales empresas familiares valencianas, líder en alimentación y bebidas, un sector de menor intensidad tecnológica, y que está especializada en la comercialización de frutos secos y agua mineral natural. Para su presidente y consejero delegado, Toño Pons, "los elementos diferenciadores que nos han permitido crecer como compañía han sido el talento interno y la apuesta por el conocimiento especializado, la focalización en la calidad y la innovación como premisa para ofrecer productos excelentes y saludables, y la integración de la sostenibilidad en nuestra estrategia de negocio como garantía para un desarrollo sostenible".

En la mesa redonda se ha debatido sobre los aspectos comunes y los matices diferentes en sus estrategias de crecimiento, buenas prácticas de gobierno corporativo y la perspectiva de la propiedad de dos empresas con elevados niveles de crecimiento y competitividad, que las sitúan en el grupo de referencia de las empresas ‘motor’ por su capacidad para liderar la recuperación económica y ofrecer modelos de benchmarking para otras empresas

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme