GRUPO PLAZA

Pascual, "optimista" ante el curso universitario: "Mi esperanza es iniciarlo con presencialidad completa"

Foto: ROBER SOLSONA/EP
6/06/2021 - 

VALÈNCIA (EP). La consellera de Innovación, Universidades, Ciencia y Sociedad Digital, Carolina Pascual, se muestra "optimista" ante el inicio del próximo curso universitario 2021-2022 y asegura que su "esperanza es que se pueda empezar con presencialidad completa" en los campus de la Comunitat Valenciana.

Así lo aseverado la responsable de política universitaria del Consell, que afirma que su departamento está manteniendo reuniones de coordinación con los responsables de las universidades para planificar el arranque del curso.

"Vamos a tender a la máxima presencialidad posible, todo dependerá de las circunstancias sanitarias y del porcentaje de vacunación, pero quiero ser optimista y en septiembre el escenario será muchísimo mejor. Mi esperanza es que se pueda empezar el curso con presencialidad completa en las universidades y en el momento en el que comiencen las clases habrá que tomar decisiones y reconducir alguna si es necesario, pero el escenario es positivo", ha manifestado en una entrevista concedida a Europa Press.

En la línea de lograr esa "máxima presencialidad en las aulas", Pascual ha avanzado que la Conselleria de Universidades, de forma conjunta con la de Sanidad, va a trabajar en el documento del Ministerio de Universidades aprobado en comisión de salud de medidas de prevención e higiene frente a la Covid para el curso 2020-2021. Tomándolo como "marco, la administración sanitaria autonómica "va a trabajar en un protocolo propio" atendiendo a la voluntad de acercarse a la mayor presencialidad posible.

Asimismo, la consellera ha comentado que, si sigue el actual ritmo de vacunación "bastante rápido", es previsible que en el mes de septiembre la gran mayoría del personal universitario esté vacunado siguiendo la estrategia nacional, decidida por el Ministerio, de inmunizar por franjas de edad.

Por todo ello, Carolina Pascual ha considerado que el panorama con el que se van a encontrar los jóvenes que realizarán las Pruebas de Acceso a la Universidad los próximos días 8, 9 y 10 de junio va a parecerse más a "retomar la normalidad", aunque, "por supuesto" con medidas de prevención y seguridad mayores que antes de la pandemia.

Respecto al desarrollo de la Selectividad, ha comentado que este año "aún estamos en una situación en la que hay que tomar todas las precauciones, pero no es tan complejo como el año pasado, cuando salíamos de un confinamiento, en un contexto de excepcionalidad total y absoluta y sin vacuna".

Un total de 24.557 estudiantes de la Comunitat Valenciana se presentan a las PAU, 500 alumnos más que el año pasado, en el que ya se produjo un incremento notable de matriculaciones. Habrá un total de 55 tribunales y, después de un año en el que hubo que trasladar los exámenes a los institutos por seguridad frente al virus, ahora regresan al escenario tradicional de las sedes universitarias.

Drones para evitar aglomeraciones

Pascual ha destacado la ayuda que va a prestar la Agencia Valenciana de Seguridad y Respuesta a les Emergencias y de las policías locales de distintos municipios para "intentar que no se produzcan aglomeraciones, tanto en los accesos como en las salidas".

En este sentido, ha apuntado que se dispondrá de drones para hacer esas tareas de seguimiento. Otra de las acciones será el refuerzo por parte de FGV de la línea que lleva al campus de Burjassot.

"Se está llevando a cabo una labor de coordinación entre los distintos departamentos de la Generalitat para garantizar que las pruebas se realizan sin incidentes y los pequeños contratiempos que puedan ir surgiendo los resolveremos poco a poco. Mantendremos, por supuesto todas las condiciones de seguridad, pero con cierta tranquilidad y retomando un poco lo que había antes de la pandemia", ha declarado.

Preguntada por si cree que habrá una 'generación Covid' de alumnos perjudicados desde el punto de vista académico por la crisis, la consellera ha recalcado que estos años "no se han perdido en absoluto".

"Cuando uno tiene una dificultad puede verlo como algo muy complicado o como una oportunidad de cambio y de resurgir. Quizás los estudiantes han aprendido algún contenido menos o de una forma diferente, pero, a cambio, han aprendido otras competencias que no hubieran adquirido sin no se hubieran visto abocados a esta situación tan excepcional", ha argumentado.

"Valor distintivo" de una generación

"Al final --ha continuado-- el currículum se va a creando al largo de la vida, no solo depende de los contenidos teóricos, sino de habilidades personales que se es capaz de desarrollar, es un valor algo distintivo de esta generación".

Finalmente, Pascual ha resaltado "el trabajo excepcional" que han hecho las universidades valencianas ante el coronavirus, puesto que se vieron obligadas de la noche al día a proporcionar toda su docencia online".

"Nuestras universidades públicas son presenciales y si hemos sacado una conclusión de todo esto es que las relaciones personales no son sustituibles, pero es verdad que se pueden complementar. El reto es aprovechar las ventajas de la tecnología para ser creativos. Se trata de hacerlo mejor, el haber tenido esta situación de ruptura de esquemas mentales nos tiene que servir para conseguirlo", ha concluido.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email