Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

ejemplo de vivienda de 90 metros cuadrados construida en los 70

Alquilar en el centro de València desgravará si el inquilino paga menos de 580 euros mensuales

15/02/2019 - 

VALÈNCIA. La consellera de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, María José Salvador, presidió este jueves la constitución del llamado Observatorio del Hábitat y la Segregación Urbana, que abordó en su primera sesión de trabajo la creación del Índice de Precios de Referencia del Alquiler. Se trata de "un mecanismo que ha articulado la conselleria como prevención ante la burbuja del alquiler", según subrayó el departamento.

De esta manera, se han delimitado las 51 zonas de "mercado tensionado" así como los precios máximos de referencia que estarán sujetos a las bonificaciones fiscales impulsadas por la Generalitat. Así, aquellos propietarios que tengan sus viviendas en estas zonas y se acojan a los precios marcados podrán deducirse hasta un 5% del tramo autonómico del IRPF, con un máximo de 3.000 euros anuales.

Para fijar tales precios máximos la administración ha elaborado unas tablas que cruzan tres aspectos: la zona en la que se encuentra la vivienda, sus metros cuadrados y su fecha de construcción. Haciendo uso de la tabla que se muestra a continuación (se trata de la del área metropolitana de València, el resto de áreas tensionadas tienen la suya propia) los propietarios pueden calcular cuál sería el precio máximo de su vivienda para acogerse a la deducción.

A modo de ejemplo, tal y como aparece marcado en el recuadro rojo del centro de la tabla, el propietario de un piso de 90 metros cuadrados situado en el centro de València -y construido entre 1961 y 1980- tendría que alquilar a menos de 583,2 euros mensuales (a un máximo de 6,48 euros el metro cuadrado), para acceder a la mencionada deducción.

El objetivo de la Generalitat con este índice, que será efectivo cuando se apruebe vía resolución, es "evitar subidas abusivas de los alquileres y mejorar las condiciones de acceso a la vivienda de alquiler en zonas que tienen un mercado tensionado". Además, el propósito final de la Generalitat es que estos precios "puedan tener un carácter obligatorio para poder limitar los incrementos abusivos de los precios de alquiler", si bien las competencias para imponer tal obligatoriedad las ostenta el Gobierno Central.

La Generalitat, según lo explicado este jueves, ha analizado más de 220.000 datos objetivos del Registro de Fianzas de la Comunitat Valenciana, así como los ficheros catastrales y datos geolocalizados, que han permitido tener más de 50.000 precios de alquileres de viviendas en la Comunitat Valenciana.

La aplicación creada permite tener los datos georeferenciados, lo que sitúa a la Comunitat "como autonomía pionera en tener un índice de estas características inspirado en el modelo que experiencias exitosas como Francia o Alemania", según el Consell.

A la constitución del Observatorio del Hábitat y la Segregación Urbana, cuya creación está contemplada en la Ley por la Función Social de la Vivienda, también asistieron el secretario autonómico de Vivienda, Josep Lluís Ferrando, el director general de Vivienda, Rafael Briet y la directora del Instituto Valenciano de la Edificación (IVE), Begoña Serrano, así como representantes de los principales agentes del sector, las organizaciones administrativas, sociales, empresariales y profesionales.

El Consell ha delimitado 51 zonas tensionadas en toda la Comunidad donde el precio del alquiler ha aumentado más de un 20% en los últimos tres años. La zona del área metropolitana de València es la que tiene un mercado del alquiler más tensionado, pero también destacan otras zonas como Alicante, Torrevieja, Dénia, Moncada o Gandia.

El estudio realizado por la Generalitat para elaborar el Índice de Precios de Referencia de Alquiler se puede consultar a través del visor desarrollado por el Instituto Cartográfico Valenciano (ICV). Según ha explicado Salvador, "toda la ciudadanía y también los propietarios y propietarias de vivienda que quieran alquilar pueden acceder a este visor y ver si se encuentran en una zona tensionada o cuáles son los precios de referencia". "Esta herramienta aporta transparencia al mercado y a la política de vivienda", indicó.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email