GRUPO PLAZA

nacho mas, CONECTOR DE OUISHARE EN VALENCIA

"Creemos que el informe de la CNMC sobre economía colaborativa incomodará a muchos sectores tradicionales"

23/11/2015 - 

VALENCIA. La economía colaborativa está en constante evolución y en pleno estudio por parte de Competencia con el fin de ver cómo empezar a regularla. Mientras, numerosas startups e iniciativas siguen poniéndose en marcha siendo Valencia una de las ciudades en la que más está proliferando este tipo de proyectos. OuiShare es uno de los actores que está empujando a la expansión de esta nueva forma de vida que prima el compartir antes que consumir como un fin. 

Esta comunidad de conectores de la economía colaborativa que nació en Francia llegó hasta España de la mano de Albert Cañigueral. Nacho Mas, cofundador de empresas como Valida Innovation, Canica Valor Estratégico o  Gigoing, también es conector de Ouishare en Valencia, donde dinamiza la comunidad local para convertirla en una ciudad colaborativa. 

-Valencia y economía colaborativa, ¿desde cuándo formas parte de la red de Ouishare?

- El primer evento de OuiShare que organicé en Valencia fue en noviembre de 2013, una conferencia de Albert Cañigueral con motivo del Día de la Persona Emprendedora, desde ese momento hasta hoy ya han pasado más de dos años, en los que todo ha ido evolucionando muy rápido tanto en la economía colaborativa como en Valencia.

- ¿Cuáles son los datos de economía colaborativa en Valencia?

- En el último estudio que hicimos en marzo de 2015 detectamos más de 50 proyectos sólo en la ciudad de Valencia, pero estas cifras van en aumento y la tendencia dice que finalizaremos 2015 con algunos más. El 80% de las empresas del sector de la economía colaborativa en Valencia tiene menos de dos años y el 40% tiene ya más de 1.000 usuarios registrados.

- ¿Qué se está haciendo en Valencia para fomentar la economía colaborativa?

- Desde OuiShare estamos liderando una serie de actuaciones para fomentar y divulgar la economía colaborativa en Valencia. Tenemos el apoyo firme de instituciones como la Fundación InnDEA del Ayuntamiento de Valencia, que están decididos a fomentar una ciudad colaborativa a través del empoderamiento de los ciudadanos, como se ha demostrado estas últimas semanas con el apoyo de la Jornada ‘De las Ciudades Inteligentes a las Comunidades Colaborativas’, organizada InnDEa Valencia y OuiShare y la apuesta por la producción colaborativa apoyando ‘BeMaker Fest’ donde la comunidad maker de Valencia mostró cómo impulsan la innovación, el diseño, la tecnología y la creatividad en Valencia.

Para el ejercicio 2016, estamos ideando conjuntamente apasionantes proyectos que darán mucho que hablar y que pondrán a Valencia en el foco de la innovación colaborativa.

-¿Qué te movió en tu caso a involucrarte en la economía colaborativa?

-Me involucré en la economía colaborativa a principios del año 2013, cuando todavía no estaba tan popularizada com ahora en España y mucho menos en Valencia. Tomé la decisión a partir de las experiencias colaborativas que tuvo uno de mis socios como mochilero viajando por el mundo. Pensé que si algo tan increíble estaba pasando allí fuera, ¿por qué no va a ser posible que suceda en Valencia? En esos momentos ya veía venir el auge del ecosistema emprendedor valenciano. Así me acerqué a OuiShare y meses después fui nombrado Conector de Valencia y comencé a crear y dinamizar la comunidad local.

-¿Vamos a un mundo en el que se rentabiliza todo lo que tenemos alrededor? 

-Quizás sería más adecuado decir que se aprovecha u optimiza el uso de todo lo que tenemos alrededor, se trata de ser más eficientes, de no sobreproducir cosas innecesarias teniendo recursos naturales limitados. Vamos hacia un mundo en que la gente prefiere usar que poseer. Como explica Albert Cañigueral en su libro ‘Vivir Mejor Con Menos’, consumir más no equivale necesariamente a vivir mejor, planteando un nuevo modelo en el que el consumo se entiende como un medio para el bienestar, y no como un fin en sí mismo. 

-Algunos llaman a la economía colaborativa economía de alquiler…

-Efectivamente cuando alguien pone en alquiler algún bien es porque existe esa disponibilidad para su uso ya que no se está utilizando todo el tiempo. Pero no podemos reducir la economía colaborativa a las prácticas del alquiler entre particulares porque también abarca áreas como las finanzas colaborativas para financiar proyectos entre personas; el conocimiento abierto, en el que los usuarios de plataformas como Wikipedia ponen su conocimiento a disposición de otros; y la producción compartida donde los makers aprovechan las ventajas de trabajar con hardware abierto para innovar y co-crear de forma colaborativa.

-¿Evolucionará la economía colaborativa hacia un nuevo estadio?

-Estamos todos expectantes, es como un experimento, nadie sabe lo que va a pasar. Esto no ha hecho más que empezar y ya está evolucionando hacia un nuevo estadio. Como explica muy bien Javi Creus, autor de Pentagrowth, cambia el rol que podemos tener en nuestra sociedad y economía: ‘el modo de producción ciudadano’.

En este modelo la gente usa la tecnología que tiene a su alrededor para conseguir lo que necesita de otros ciudadanos, generando ingresos y ocupación en la propia gente. Se trata de un modelo más eficiente fundamentado en nuevas fuentes de confianza a través de reglas abiertas a todos.

- Actualmente, ¿cuáles son los temas candentes y de discusión de la economía colaborativa?

- Los temas regulatorios nos van a acompañar durante mucho tiempo. Últimamente es tendencia el estudio de nuevos sistemas organizativos, en los que se puede llegar a desintermediar por completo, de forma que los propios usuarios prestadores de servicios, sean los propietarios de las plataformas y por tanto los beneficios generados no van a parar a grandes fondos de capital riesgo que invierten en startups, sino que serán para los propios usuarios copropietarios.

-¿Cuáles son los modelos de economía más en auge actualmente?

-Lo más reciente, y que seguramente supondrá un cambio radical en muchos aspectos, es Blockchain, una tecnología de base de datos distribuida, utilizada por la red Bitcoin y que se puede aprovechar como sistema de autentificación e intercambio descentralizados, sin la intervención de un Estado, un notario o una empresa. Son los propios participantes los que se reconocen una identidad unívoca, intercambian valor entre ellos, y albergan la base de datos distribuida en todos los ordenadores que participan en dicha red.

-¿Cuál es actualmente el usuario tipo de este tipo de servicios?

- Citando de nuevo a Javi Creus, se trata de una generación joven, educada y conectada que no encuentra en el marco actual su oportunidad para aportar valor e incidir en la realidad. Esta generación sintoniza a la perfección con los “pilares” sobre los que se asienta el consumo colaborativo: tecnología, sostenibilidad, ahorro y comunidad. 

-¿Qué aporta la economía colaborativa a una ciudad?

- La economía colaborativa puede aportar soluciones relacionadas con la sostenibilidad de la ciudad en diferentes aspectos como clima y energía, gobernanza y participación ciudadana, planificación urbana, movilidad y transportes, compra sostenible, educación, etc.

-Parece que en Valencia es virar de la smart city a la ciudad colaborativa. ¿Cómo podría conseguirse?

- Se trata de intentar converger las tecnologías inteligentes y las comunidades colaborativas en el diseño de una ciudad que empodere a sus ciudadanos, para que puedan ser más eficientes con el uso de plataformas abiertas, permitiendo generar valor y confianza entre los ciudadanos, produciendo abundancia, es decir, facilitando el modelo del ciudadano productor.

-Barcelona es una ciudad pionera en España, por ejemplo, con los Fab Lab. ¿Tenéis la intención de realizar sugerencias al Ayuntamiento  y a la Generalitat en esta línea?

-Es un tema que ya llevábamos un tiempo sugiriendo a las distintas administraciones. Ahora se está retomando con fuerza a nivel local. Los responsables de innovación del ayuntamiento apuestan por una ciudad maker y tecnológica creada de forma colaborativa con las comunidades y aquí estamos nosotros dispuestos para colaborar. Tienen muy claro que para conseguir una ciudad colaborativa, necesitamos contar con la participación de todos.

-¿En qué posición se encuentra Valencia en economía colaborativa en España? ¿Y respecto a otros países?

-Teniendo en cuenta el número de usuarios de las principales plataformas, Valencia se sitúa como la tercera ciudad de España tras Barcelona y Madrid. Según un estudio de mercado reciente de Nielsen, España está casi un 10% por encima de la media europea en intención de compartir o alquilar bienes de forma colaborativa. Se prevé un aumento del 25% del consumo colaborativo en España para este año, siendo el quinto país de la Unión Europea con mayor potencial de crecimiento. En cuanto al emprendimiento, España ocupa el tercer puesto europeo con la creación de más 500 empresas alrededor de estos servicios.

-La CNMC lanzó una encuesta sobre economía colaborativa. ¿Sabéis algún dato o habéis tenido desde Ouishare algún contacto con ellos? ¿Os han dado plazos?

-Tienen el compromiso de publicar el informe antes de que acabe el año y nos consta que está siendo un trabajo largo y laborioso. Nuestra apuesta es que el resultado va a incomodar a muchos sectores tradicionales.

-Inversores como Cabiedes dicen que la economía colaborativa es muy eficiente. ¿Se tiene registrada cuál ha sido la inversión en España en economía colaborativa este año y si ha subido respecto al anterior?

-No contamos con un registro unificado de inversiones por lo que es difícil calcular las cifras totales reales, pero sí que podemos ilustrar algunos casos que se han hecho públicos de operaciones que se han cerrado durante 2015 hasta la fecha de hoy.

A nivel internacional durante este año destaca otra inversión en Blablacar, esta vez de 160 millones de dólares. La inversión del año en España ha sido Wallapop, plataforma móvil de compraventa de objetos de segunda mano basada en la geolocalización, que consiguió cerrar su segunda ampliación de capital por 40 millones de dólares. 

peerTransfer es la compañía líder en transferencias bancarias de estudiantes en el extranjero y ha conseguido 22 millones de dólares. Kantox, dedicada al intercambio de divisas entre empresas sin intermediación bancaria, ha recibido este año 11 millones de euros provenientes de dos fondos de inversión

Otra operación importante fue la inversión de 4,7 millones de dólares que recibió la española de reputación online Traity, aunque esta fue en el año 2014. Durante 2015, Socialcar ha recibido 800.000 euros procedente de inversores españoles.

En este año también destacan operaciones de startups más jóvenes como la plataforma de crowdlending Finanzarel con 277.000 euros, Glovo que ha conseguido 140.000 €, PopPlaces 207.000 euros a través de equity crowdfunding, Nautal 266.000 euros, Splitfy (antes Regalamos) 150.000 €, Entrenar.me 205.000 euros, Parkfy 65.000 euros y Relendo que está en proceso de cerrar una ronda de inversión en los próximos meses.

Foxize School, una de las escuelas de negocios más innovadoras de España, ha conseguido obtener 205.850 euros de inversión a través de la plataforma de crowdfunding ‘Crowdcube’. Arboribus, la plataforma de crowdlending que permite la financiación de empresas consolidadas mediante préstamos realizó su segunda ronda de inversión por un valor de 260.000 euros

-Se habla de que en el futuro tendremos mucho micro empleos basados en la economía colaborativa. ¿Nos vemos en este extremo?

-Lo de tener muchos micro empleos, para algunos ya no es el futuro, es el presente. Aunque estos micro empleos no tienen que estar necesariamente todos basados en la economía colaborativa, habrá algunos que sí y otros que no.

Además, hay que tener en cuenta que cuanto más compartas, más abundancia generas y más gente compartirá contigo. Tu moneda es la confianza. Si generas confianza y valor, podrás conseguir muchas cosas sin necesidad de dinero.

En OuiShare Fest Barcelona estos días se ha repetido varias veces que se acaba el trabajo tradicional y empieza la vida productiva.

-¿Qué proyectos de economía colaborativa destacarías en Valencia?

Cualquier listado que pueda hacer será injusto, porque hay muchos destacando por distintos motivos en diferentes aspectos, pero si no me queda más remedio, me decantaría por Relendo, Entrenar.me, Splitfy, Shipeer, Zank, Apparcando, Beroomers, Moneda Social Orué, De Armario a Armario, La Colmena que Dice Sí, Chiquiemprendedores, Fab Lab VLC, Hackerspace Valencia, Makers UPV, etc. La lista es extensa y seguro que me he dejado muchos muy destacados en el tintero.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email