GRUPO PLAZA

Se trata de un texto refundido que incluirá todas las normas con rango de ley 

El Consell ultima una ley para unificar la normativa valenciana en materia de vivienda y arquitectura 

28/06/2021 - 

VALÈNCIA. La dispersión de la normativa en materia de vivienda y arquitectura en la Comunitat Valenciana ha generado ciertos quebraderos de cabeza a los operadores jurídicos por la diversidad de normativa vigente. Una fragmentación que, en ocasiones, dificulta su aplicación. Con el fin de unificar en un único texto toda la regulación con rango de ley, la Conselleria ultima un texto refundido para aglutinar, simplificar y armonizar estas normas en una sola. 

Eso sí, en ningún caso habrá nuevos preceptos, sino que esta nueva ley de Vivienda y Arquitectura aglutinará la legislación autonómica ya en vigor en un único documento que se pulirá para evitar duplicidades y clarificar el articulado.

De esta forma, el departamento que dirige Rubén Martínez Dalmau pretende dotar de claridad, unidad y sistematicidad a todo el entramado normativo. Así, el nuevo texto incluirá la Ley de Vivienda de 2004, la Ley por la Función Social de la Vivienda de 2017, así como el decreto ley de tanteo y retracto y otras disposiciones relativas a la edificación. Y es que el documento solo recogerá las leyes y normativa con rango de ley.

"El futuro texto refundido acabará con la fragmentación legislativa existente en el ámbito de la vivienda y arquitectura, agrupando la totalidad de la normativa valenciana con rango de ley vigente sobre estas materias en un solo texto", explica el conseller Dalmau en declaraciones a este diario. "Será una ley que dará claridad al conjunto de la regulación, facilitará la labor de los operadores jurídicos a la hora de aplicar las normas y, fundamentalmente, acercará las mismas a la ciudadanía, mejorando la comprensión y aplicación", destaca.

La aspiración de agrupar toda la normativa en materia de vivienda en una sola propuesta quedó reflejada en una disposición adicional en la Ley por la Función Social de la Vivienda de 2017. No obstante, el plazo fijado fue de un año, sin que se cumpliera ese objetivo. Así, desde la Conselleria se pidió a Les Corts que autorizara al Consell a llevar a cabo esta armonización normativa, que fue incluida en la Ley de Acompañamiento a los Presupuestos de la Generalitat para 2020.  

"Será la primera vez que la Comunitat Valenciana tenga una normativa conjunta en este nuevo texto refundido en el que se está trabajando. En este tipo de normas no puedes innovar, pero no basta con copiar y pegar los textos legales, sino que hay que trabajarlos", explica Adoración Guamán, directora general de coordinación institucional de la Vicepresidencia Segunda. 

Foto: KIKE TABERNER

El nuevo texto incluirá algunas modificaciones en sus más de 160 artículos, divididos en siete títulos. En concreto, se incluirá un lenguaje inclusivo y no sexista, se eliminarán posibles incoherencias e incluso se volverá a redactar algún apartado que pudiera inducir al error o a la interpretación, de forma que quede más claro. 

Proceso de tramitación

La incorporación de la normativa relativa a la arquitectura no es baladí. Dado que se trata del segundo apellido de este departamento, la Conselleria quiso que la nueva ley incluyera la arquitectura para preservar su interés general. "La vivienda no solo es un derecho, sino que hay que entenderla como un lugar, más allá de un mero contenedor. Un lugar para la vida digna. Y la arquitectura es un instrumento idóneo para promover valores y la inclusión de las normas valencianas que la tratan", puntualiza Guamán. Por tanto, esta vertiente también quedará reflejada en el futuro texto.

El objetivo es lograr que el texto refundido resulte coherente y sistemático y facilite la labor de todo operador jurídico y la comprensión ciudadana. "Vamos a acercar la normativa de vivienda a la ciudadanía. Se trata de conseguir un producto con la mayor calidad técnica", insiste la directora general de coordinación institucional de la Vicepresidencia Segunda.

El texto salió hace unas semanas a consulta pública y se presentará al resto de consellerias para que hagan sus aportaciones. A partir de ahí, serán necesarios los informes pertinentes de la Abogacía de la Generalitat y el Consell Jurídic Consultiu (CJC) para elevar la propuesta al pleno del Consell. El calendario que maneja Vivienda para por que el texto esté listo después del verano, de cara a otoño. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email