X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 9 de diciembre y se habla de eresa resonancias magnéticas SANIDAD Botànic II adu mediterraneo
GRUPO PLAZA

la defensa del expresidente suma ya cuatro letrados

Zaplana habilita a sus dos hijas como abogadas en el 'caso Erial'

Foto: EFE/Eusebio Calatayud
28/08/2018 - 

VALÈNCIA. El expresidente de la Generalitat y exministro Eduardo Zaplana, actualmente en prisión preventiva tras la operación Erial, ha contratado a una segunda abogada y, además, ha habilitado a sus dos hijas, María y Rosa María, como letradas en la causa. Así, tras los nuevos fichajes, el expresidente cuenta con un total de cuatro abogados para su defensa.

La nueva letrada de Zaplana es valenciana, lo que permitirá a su defensa, hasta ahora ejercida por el abogado madrileño Santiago Milans del Bosch, agilizar cualquier trámite de urgencia que se pueda producir en València o en la cárcel de Picassent. Se trata de Carmen Gallego, la misma que defendió y consiguió el archivo para Belén Reyero en el caso Valmor.

Además de esta especialista en derecho penal, las dos hijas de Zaplana también se han habilitado como abogadas y parte de la defensa. Ello permitirá a María y a Rosa María ver a su padre en la cárcel siempre que lo consideren necesario. Esas visitas son privilegio que tienen gracias a su licenciatura en Derecho, ya que en caso contrario solo podrían verlo en las visitas programadas, como el resto de familiares de presos.

La defensa del expresidente está ‘tirando la casa por la ventana’ en lo que a la estrategia de defensa se refiere. Han intentado hasta en tres ocasiones que se le conceda la libertad por razones humanitarias, y el día 8 anunció que recurrirá por cuarta vez. Todo ello acompañado de comunicados sobre su estado de salud difundidos por dos agencias de comunicación y recogidos por los medios. Sin embargo, sus peticiones han chocado siempre con un muro pues, tanto la magistrada instructora primero, como la Audiencia Provincial después siempre han negado la petición de los abogados del expresidente.

La juez llegó a decir en su auto, en referencia al peligro de que pueda fallecer en prisión, que su diagnóstico es "un futurible que no tiene por qué suceder", dado que ya "hace años" de la última operación relacionada con la enfermedad que padece el expresidente. Hasta ahora, Zaplana "ha llevado una vida totalmente normal, de lo que nos alegramos, viajando, acudiendo a lugares públicos, dando conferencias, etc.", comenta la magistrada.

'Caso Erial'

Eduardo Zaplana está en prisión junto a sus presuntos testaferros, Joaquín Barceló y Francisco Grau, tras ser detenidos el pasado 23 de mayo dentro del marco de la operación Erial. Tanto los tres presos como el resto de investigados, entre los que se encuentra la mujer de Zaplana, el exconseller Juan Cotino y sus dos sobrinos, su exjefe de gabinete Juan Francisco García y su secretaria, Mitsouko Henríquez, están imputados por delitos de blanqueo de capitales, cohecho, malversación de caudales públicos, delito fiscal y asociación ilícita.

Zaplana, el día que fue detenido. Foto: EFE/Morell

La Fiscalía Anticorrupción y la Guardia Civil rastrean el supuesto blanqueo de casi once millones de euros en comisiones ilegales recibidas presuntamente por la adjudicación de contratos públicos relativos a la concesión de las ITV y el plan eólico, durante la etapa de Eduardo Zaplana al frente de la Generalitat (1995-2002). La investigación del llamado caso Erial ha sido dirigida por Juzgado de Instrucción número 8 de València y por la Fiscalía Anticorrupción y se centra en adjudicaciones por las que la familia Cotino podría haber pagado en torno a once millones de euros.

Las indagaciones comenzaron cuando Marcos Benavent, exgerente de la empresa pública de la Diputación de Valencia Imelsa y autodenominado 'yonqui del dinero', entregó a la Guardia Civil un manuscrito con el esquema del supuesto movimiento de dinero negro entre sociedades para blanquearlo.

La causa continua bajo secreto de sumario y se prevé que siga así durante varios meses más mientras las Unidad Central Operativa de la Guardia Civil termina los primeros informes derivados de las detenciones. 

De hecho, entre las pocas informaciones que se han hecho públicas desde que Zaplana ingresara en prisión se encuentra el decomiso de casi siete millones de euros entre efectivo, propiedades inmobiliarias, vehículos y enseres de los diferentes imputados en la causa ordenado por la magistrada y publicado por Valencia Plaza en exclusiva. Entre los enseres está la colección de relojes de alta gama del expresidente valenciano.

En ese auto, que decomisaba objetos comprados con dinero presuntamente de procedencia ilícita, se fechaba la primera compra en el año 2006, cuando supuestamente la trama adquirió un vehículo de alta gama con dinero negro.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email