Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

la constructora cae casi un 18% desde el 'subidón' tras la primera compra de los mexicanos

Los Amodio tienen trabajo (y mucho) en una OHL que se desinfla en bolsa

16/06/2020 - 

VALÈNCIA. La histórica Obrascón Huarte Lain -el nombre completo de su acrónimo como se conoce en bolsa OHL- inició ayer una nueva etapa con el nombramiento de Luis Amodio Herrera como nuevo presidente. El mexicano sustituyó a Juan Villar Mir de Fuentes, hijo del fundador de Obrascón hace más de tres décadas en lo que fue el embrión de la cotizada madrileña.

El nombramiento tuvo lugar tras la junta de accionistas telemática donde asistieron Luis y su hermano Mauricio -a distancia eso sí-, los mismo que el pasado 21 de mayo compraron el 16% de OHL a los Villar Mir. Para ello pusieron sobre la mesa 1,10 euros por cada título, es decir, algo más de 50 millones de euros. Tal operación provocó que la constructora se disparase ese día -la compra se anunció antes de la apertura bursátil por hecho relevante en la Comisión Naciona del Mercado de Valores (CNMV)- un 56,7% cerrando en los 0,862 euros.

Sin embargo, desde aquel día hasta los 0,709 euros del cambio de ayer se ha dejado en el parqué un 17,8%, tal y como se aprecia en el gráfico de Investing. De este modo, OHL está a un 35,5% por debajo de los 1,10 euros que los Amodio pagaron por el 16% del capital. Y todavía más lejos, un 40,9%, de los 1,20 euros por hacerse con otro 9%, que tienen el derecho de adquirir en cualquier momento hasta el próximo 22 de noviembre, según acordaron con la familia madrileña.

De las 18 sesiones celebradas en bolsa tras la primera compra de los mexicanos, OHL ha acabado en seis de ellas al alza -incluyendo el 'subidón' comentado anteriormente-, ha repetido cambio en otra y ha terminado bajando en las 11 restantes. Así se explica que tomando el cierre de ayer se deje en el parqué este año un tercio de su valor, lo que se traduce en una capitalización de poco más de 203 millones de euros.


El interés de los bolsistas por la nueva OHL ha ido disminuyendo no solo a la vista del precio sino también de los volúmenes de contratación. Así, la media diaria anual situada en los 3,14 millones de títulos, según datos de Infobolsa constatados por este diario, la ha superado solo en tres de las once sesiones celebradas este mes. Sin ir más lejos ayer se intercambiaron de manos 2,53 millones de acciones.

Cuanto menos -como también lo verificó ayer Valencia Plaza de la base de datos pública de la CNMV- no tiene ningún bajista con nombre y apellidos. De tenerlos no poseen en cartera el 0,50% del capital a partir del cual hay que 'desnudarse' ante el mercado, según marca la Ley del Mercado de Valores.

Con la etiqueta de 'penny stock'

Mientras tanto los Amodio tienen claro que actualmente OHL, fruto de su proceso de reestructuración, "camina con esperanza hacia sus principales objetivos, la consecución de la rentabilidad y la estabilidad financiera" y es un "grupo mucho más predecible y estable que en los últimos años". La nueva OHL se ha marcado volver a beneficios, por alcanzar la cota de los 4.000 millones de euros de facturación, desde los 3.000 millones contabilizados en 2019, e impulsar de nuevo el negocio de concesiones. 

Y a fe que de conseguirlo no solo se quitará de encima la etiqueta de 'penny stock' -por aquello de cotizar por debajo del euro, cota que perdió en la última sesión de febrero pasado y no ha vuelto a recuperar- sino que debería recuperar el precio -o precios- que los Amodio han puesto sobre la mesa. Toca esperar...

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email