GRUPO PLAZA

Compromís y PSPV se han mostrado en contra, mientras que la oposición se ha abstenido

Carcaixent se opone a la macroplanta fotovoltaica porque temen un "impacto medioambiental severo"

30/11/2021 - 

VALÈNCIA. El Ayuntamiento de Carcaixent ha mostrado su oposición al proyecto que pretende instalar una macroplanta fotovoltaica en la zona del Realenc. Así, en el pleno extraordinario celebrado este martes, han aprobado las alegaciones al proyecto que, según han señalado, han estado basadas en los informes técnicos municipales de impacto ambiental y urbanístico

Concretamente, han votado a favor de impedir el proyecto los regidores de Compromís y PSPV-PSOE, mientras que la oposición, formada por el Partido Popular, Units per Carcaixent, Ciudadanos y los dos regidores no adscritos, se han abstenido.

Según han explicado desde el consistorio, los informes técnicos y el posicionamiento en contra de la administración local los remitirán al gobierno de España, la institución encargada de dar la autorización final. Cabe recordar que, en octubre de 2021, llegó al ayuntamiento la solicitud de autorización previa y declaración de impacto ambiental de la "Planta Generadora Fotovoltaica de 90,46 MWp/80 Mwnom", denominada PSFV "Campos Salados" en los términos municipales de Carcaixent y Alzira.

Siguiendo el procedimiento previsto, el consistorio abrió un periodo de exposición pública para que los interesados, entre los cuales se encuentra la propia administración local, informaran sobre su conformidad o disconformidad. En este sentido, desde el ayuntamiento aseguran que el informe técnico de Medio Ambiente concluye que "el impacto medioambiental sobre la zona sería severo, teniendo en cuenta las múltiples afecciones evaluadas".

De entre las más significativas, han destacado el querer modificar la calificación de un terreno que sufrió un incendio en el 2016 y que, según la Ley Forestal Valenciana, no puede cambiar hasta que no pasen 30 años. "Pero también la no valoración del efecto del cambio del drenaje de la zona sobre la inundabilidad del casco urbano, la repercusión de la instalación sobre la capacidad de recarga de los acuíferos, la erosión del terreno, o el impacto sobre los yacimientos arqueológicos", han criticado desde el consistorio.

Además, han subrayado que el análisis urbanístico también informa desfavorablemente el proyecto presentado "al plantear actuaciones no previstas en el planeamiento en vigor, y considera necesario y como paso previo a cualquier actuación la tramitación de un Plan Especial, además de un estudio de paisaje", han explicado. El documento también remarca "la grave afectación a los elementos naturales y patrimoniales de la zona, así como el riesgo de inundaciones que podría provocar la instalación de la planta; y señala graves cuestiones de forma en la redacción del proyecto que supondría la modificación del PGOU al afectar a caminos públicos y viviendas particulares".

Por su parte, el alcalde de Carcaixent, Paco Salom, se ha mostrado contundente con la necesidad de que el consistorio mostrara una oposición unánime a este proyecto en los términos en que se ha presentado. "Creo que no haber tenido un no rotundo nos perjudica gravemente. Una abstención o el voto en contra solo es comprensible si se aportan argumentos técnicos que contrarrestan los informes", ha censurado.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme