Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

opinión

La actuación de los bancos centrales impulsa la cotización del oro

La inversión en el 'metal amarillo' es atractiva a largo plazo porque las circunstancias son idóneas para proyectar el precio hasta máximos como explica el analista

25/05/2020 - 

MADRID. Las medidas monetarias y fiscales sin precedentes que se están dando en todas las economías a nivel mundial van a provocar un débil crecimiento; y surtirán un impacto negativo en las divisas -en menor medida en aquellas que actúan como valor refugio, como es el caso del yen- a nivel mundial. Este perjuicio para la economía en general y para las divisas en particular suscita un interés creciente en la materia prima preciosa por excelencia.

Con la cantidad ingente de capital que están volcando los bancos centrales sobre la economía podría desembocar en un posible crecimiento de las expectativas inflacionistas. Sin embargo, no serán apoyadas por el bajo crecimiento económico que tendremos globalmente -siendo tal vez pronto para protegerse ante un posible aumento de la inflación-pero no desechando de ir acumulando con un horizonte temporal más prolongado.

La alta cantidad de emisiones que han realizado los diferentes entes a nivel mundial limitan la posibilidad de diversificación de inversión en divisas, ya que la depreciación de las monedas no otorga oportunidad de inversión sino incertidumbre sobre este activo. Este punto ocasiona también un camino que conduce al inversor a ver el oro como única alterativa -de presente y futuro-, con muy pocos competidores sustitutivos o complementarios en esta situación.


Durante esta crisis es cierto que el oro ha recibido altas cantidades de inversión ante la incertidumbre que esta provocando esta crisis, pero también esta recibiendo las noticias optimistas, que eliminan las circunstancias negativas, con mucho mayor impacto que en el pasado. Estos movimientos corresponden más a movimientos especulativos, ya que si pensamos en una inversión a largo plazo la alternativa del oro es atractiva porque las circunstancias son idóneas para proyectar el precio hasta máximos históricos.

Si los datos macroeconómicos desalentadores siguen y el temor a un rebrote se mantiene, el oro continuará al alza de una manera más agresiva que la actual. Sin embargosi esto desaparece cualquier recorte debería aprovecharse ante la crudeza de los resultados económicos que están por venir donde el oro reaccionara mejor que sus homólogos en lo que consideramos activos refugio.

Entran los fondos en acción

Lo podemos ver en la reacción que está teniendo la renta variable en comparación con la realidad económica donde según aumenta la inversión dentro del mercado de valores debemos tener en cuenta que los fondos también compran oro. Lo hacen para proteger sus posiciones ante un posible aumento de la volatilidad, lo que incrementa la demanda y ocasiona un encarecimiento de esta materia prima. 

Tal circunstancia podría ser contraria de ver un recorte sustancial de la renta variable donde los gestores viendo el descalabro de las acciones agotarían sus últimas balas. Lo harían deshaciendo posiciones dentro de los activos de cobertura -oro- y lanzando su última compra sobre los activos que componen el fondo para conseguir un precio medio más óptimo e intentar salir airosos si el rebote de los activos que componen su cartera se da.

Jorge López es analista de XTB

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email