X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

análisis

Bienvenidos a un nuevo régimen de volatilidad en los mercados 

A juicio de la experta de Saxo Bank, si el 'índice del miedo' (Vix Index) se mantiene en niveles altos durante un largo tiempo aumentarán los márgenes de crédito

26/02/2018 - 

MADRID. El pasado 2 de febrero entramos en un nuevo régimen de volatilidad y aún no sabemos cuánto tiempo durará. Si miramos los datos históricos del índice de la volatilidad, el VIX, podemos ver un patrón: una vez que el índice se recupera, le lleva años normalizarse. Aunque el VIX no alcanzó su punto máximo durante la crisis financiera de 2008 y la crisis de deuda en 2011, podemos estar de acuerdo en que no hemos visto una volatilidad tan alta como la actual en siete años, lo que nos hace considerar si las cosas van a cambiar esta vez.

En las últimas semanas, al recuperarse la volatilidad, las bolsas han caído. Sin embargo, los diferenciales de crédito se mantuvieron bastante flexibles, ampliándose un poco debido al movimiento alcista de las tasas de interés. Sin embargo, los diferenciales de crédito siguen siendo los más bajos en 10 años y, aunque la reciente revisión de los precios puede parecer bastante modesta, el mercado ve esto como una oportunidad para comprar la caída en lugar de vender activos caros que podrían estar reteniendo en cartera. 

El único problema es que nadie sabe con certeza qué pasará. Si el índice de volatilidad se mantiene en niveles altos durante un tiempo prolongado, lo más probable es que aumenten los márgenes de crédito. Si ese es el caso, la revisión de los diferenciales de crédito no será inmediata.

Como se puede ver en el gráfico a continuación, para que el VIX retroceda a niveles bajos que hemos alcanzado recientemente (por debajo de 15) tarda entre dos y cuatro años. Durante este tiempo, los diferenciales de crédito estarán expuestos a una presión al alza que causará una revaluación de los valores de renta fija.


Además, teniendo en cuenta que los bancos centrales están poniendo fin a su apuntalamiento de los precios de los activos, podríamos asistir a un período más largo de volatilidad prolongada, lo que podría impulsar los diferenciales de crédito a los niveles que vimos por última vez antes de la crisis financiera. 

Si consideramos que los rendimientos a 10 años de los bonos del Tesoro de los Estados Unidos antes de la crisis se negociaban entre el 4% y el 5%, podemos esperar que la deuda con grado de inversión denominada en dólares regrese por encima de este nivel. Estamos hablando de aproximadamente 200 puntos base desde donde se están negociando en este momento.

Althea Spinozzi es Sales Trader de Saxo Bank

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email