GRUPO PLAZA

La digitalización y la pandemia elevan un 23% la caída del empleo en la comunicación valenciana

Foto: JORGE GIL/EP
17/02/2022 - 

VALÈNCIA (EP). Los efectos de la digitalización y el fin del modelo de negocio tradicional, junto con la crisis derivada de la covid-19, dejan un aumento del 23% en la destrucción de empleo en el sector valenciano de la comunicación en 2020, según el informe presentado por la Unió de Periodistes Valencians como resultado de la séptima beca de investigación periodística Emili Gisbert.

El objetivo de este estudio, realizado por la periodista Natalia Ponce, ha sido ofrecer una radiografía del estado de salud de la profesión en el territorio valenciano, de 2017 a diciembre de 2020, con la cual actualizar los datos del informe anterior, 'Crisi al sector de periodistes i periodistes gràfics en la Comunitat Valenciana (2007-2016)'.

Las cifras recogidas en el actual documento, 'Crisi del sector de la comunicació a la Comunitat Valenciana (2017-2020)', ponen de manifiesto el "frágil" estado del periodismo en el territorio, subraya la organización profesional en un comunicado.

Así, los datos de paro en el sector de información y comunicación ponen de manifiesto una destrucción del empleo de casi el 23% entre diciembre de 2019 y del 2020, estrechamente vinculada con la crisis sanitaria de la covid-19.

Por eso, hay que destacar la incidencia que ha tenido en el sector esta crisis, tanto en el ámbito laboral (despidos, autonomización, ERTE, etc.) como estructural (cambio en las tendencias de consumo, digitalización de los medios, etc.).

Muestra de la precariedad de la profesión es que, a pesar de que el 88,2% de los profesionales que han acabado los estudios después de 2017 ha podido obtener trabajo en el sector, solo el 20,8% ha conseguido un contrato indefinido y la eventualidad representa el 62,7%.

Además, un 57,1% de los encuestados para esta investigación considera que no tiene estabilidad laboral. A pesar de estos datos, un 65,3% no cambiaría de profesión.

En la Comunitat Valenciana, 2017 supuso una bajada significativa del número de parados al reducirse un 10% respecto de 2016 y situarse en 1.326 profesionales. Como pasó en el ámbito estatal, en 2019 el número de periodistas en el paro volvió a aumentar --tras haber descendido a 1.285 en 2018-- hasta los 1.317 y en 2020 se situaba en 1.273.

La Comunitat Valenciana, junto con Madrid, Andalucía y Cataluña, es donde más ocupación se destruyó en el sector, hasta llegar a representar el 66% del total, según afirma el Informe Anual de la Profesión Periodística 2019 (Asociación de la Prensa de Madrid).

Apertura de À Punt

En este contexto, el estudio menciona el efecto en el sector que ha tenido la apertura de À Punt en 2017, que afectó directa o indirectamente al 39,4% de los encuestados de este estudio.

Por otra parte, según los datos obtenidos en la encuesta realizada, un 20% de los profesionales se encontraban a final de 2020 en situación de paro y, para un 85% de estos, desde hace menos de dos años.

En cuanto a los sexos, un 60% de los encuestados parados son mujeres.
En concreto, la desocupación femenina en el sector en 2020 se situó en el 61,74% y en el 63,15% solo en la categoría de periodistas, cosa que coincide con los datos estatales que la fijan en un 62,41%.

El proceso de autonomización del periodismo también forma parte de la realidad de la profesión, con un aumento del 18% en el número de autónomos registrados como informadores y comunicadores los últimos cuatro años en nuestro territorio. Este hecho es especialmente relevante entre periodistas gráficos, según se desprende del informe.

Respecto de la situación de los y las fotoperiodistas en la Comunitat Valenciana, llama la atención la carencia de incorporaciones de estos profesionales a las redacciones, salvo los casos de jubilaciones o cuando alguien se va y hay que cubrir la vacante.

Debido a la crisis de la covid-19, este colectivo es uno de los que más duramente se ha visto golpeado. Muchos profesionales, sobre todo los freelance, han visto reducidos notablemente sus ingresos por no poder acceder a los acontecimientos informativos y, por lo tanto, no tener imágenes para vender.

Esta situación se dio tanto en el confinamiento, cuando no se podía entrar a residencias, hospitales, cementerios, etc. donde estaba la noticia, como en buena parte del tiempo de pandemia, cuando no tenían acceso a los campos de fútbol, a les Corts o había muchas restricciones para cubrir la información de la Generalitat.

La aceleración del proceso de digitalización con la pandemia es otra de las cuestiones evidenciadas en este estudio. La OJD Interactiva muestra el incremento en el número de visitas que los medios digitales han experimentado los últimos años.

València, ciudad con más medios inteligentes

La Comunitat Valenciana es la cuarta con más medios digitales, por detrás de Madrid, Cataluña y Andalucía, y València es la ciudad con más medios digitales de España.

Una de las consecuencias de la crisis que arrastra el sector los últimos años es la búsqueda de nuevas salidas profesionales como la docencia, la comunicación corporativa o las redes sociales.

Un 31,3% de los encuestados de esta investigación afirma haber cambiado de área laboral cuando se encontraba en el paro, en un 38% hacia la comunicación institucional, un 18% hacia la docencia y un 13,6% hacia la fotografía en general.

El documento completo, resultado de la VII Beca de investigación Emili Gisbert, ya se puede descargar completo en nuestra web en el apartado de Manuales.

Mientras tanto, está todavía abierto el plazo para entregar propuestas para la VIII edición de esta beca que este año hará un estudio sobre la evolución del tratamiento del suicidio en los medios de comunicación en los últimos años. El plazo para entregar propuestas finalizará el 21 de febrero.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme