GRUPO PLAZA

OPINIÓN

Las elecciones estadounidenses favorecen la rotación de activos

El analista apunta que podría iniciarse un cambio de tendencia de nuevo hacia la filosofía de inversión en valor, es decir, lo que se conoce como 'value investing'

19/10/2020 - 

MADRID. Llevamos prácticamente todo el anterior ciclo expansivo económico -o si nos fijamos solamente en bolsa, con la mayor tendencia alcista de más continuidad- viendo un claro sesgo inversor dirigido a una filosofía sobre valores de crecimiento. Todo ello pasando por alto la más que posible distorsión existente de sus ratios fundamentales, mientras en el escenario que nos actualmente esta tendencia se ha magnificado. Esta ha sido la tónica habitual que ha dominado el mercado y a la que prácticamente se han sumado gran parte de los inversores minoristas, siendo los grandes penalizados los inversores que centran sus estrategias en la búsqueda de valor.

Es cierto que en momentos en los que la sensatez y el estudio se podían imponer, la ventaja la daba el raciocinio de los números y el análisis de estos; pero la realidad es que el intervencionismo de los bancos centrales ha cambiado las reglas del juego y ha distorsionado cualquier realidad. Además, esta pandemia ha 'limpiado' del mercado la idea de invertir en acciones descontadas de precio, favoreciendo a sectores que contenían gran parte de esas compañías que concentran una cantidad muy importante de inversión a nivel global.

Hay diversos estudios que hacen presagiar que cuando esta tendencia cambie -y esperemos que no sea de manera abrupta- se podría iniciar un cambio de tendencia de nuevo hacia la filosofía de inversión en valor. Las elecciones estadounidenses podrían ser un potencial motivo de esa rotación, independientemente de quién sea el elegido. Los datos históricos muestran que el comportamiento de las acciones de valor tiene un desempeño interesante durante los próximos seis meses.


Los inversores que focalizan su estrategia en esta filosofía esperan que sectores rezagados como el financiero, automovilístico, construcción, industria, energía..., que presentan unos descuentos en relación con las posibles ganancias presentes y una mucho mejor proyección futura, tengan un buen comportamiento. Los sectores son principalmente cíclicos, mientras que hay que tener en cuenta que estos valores son los que más han caído en lo que a rendimiento se refiere. De ahí que con la recuperación económica se prevea un mejor comportamiento respecto a los que lo están teniendo ahora.

Todo este escenario dependerá si la situación de la segunda ola no sigue empeorando y, sobre todo, si las ayudas estatales a nivel global se frenan o no. Sin duda, clave para incentivar la recuperación del crecimiento, productividad y consumo, mejorando claramente la económica en general. Una cuestión que favorece a los sectores cíclicos y a sus componentes.

Difícil cambiar la inercia inversora

La situación actual ha llevado a los inversores a buscar seguridad en empresas robustas con balances sólidos y ganancias estables, quedando las acciones baratas en un segundo plano, siendo las más penalizadas y viendo precios en muchos casos de mínimos. Aun en esta circunstancia, cambiar la inercia del inversor será difícil y muchos de ellos seguirán en esos valores considerados 'seguros'; pero habrá otros donde los más especializados en el mundo de la inversión podrán hacer una rotación de activos, esperando una mejora sustancial en las ganancias de estas compañías.

La tendencia de los últimos estudios muestra que está entrando capital en las acciones de valor y saliendo de las acciones crecimiento. Sin embargo, el diferencial es tan amplio que un cambio de tendencia total hacia una rotación sustancial de la mentalidad inversora es muy lejano.

Jorge López es analista de XTB

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email