Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

respuesta a una pregunta de Compromís en el senado

Unos 10.223 españoles fueron repatriados en 53 vuelos durante el estado de alarma

Foto: KIKE TABERNER
11/07/2020 - 

VALÈNCIA (EP). El Ministerio de Asuntos Exteriores ha coordinado un total de 53 vuelos de repatriación que han hecho regresar a España a 10.223 personas durante el estado de alarma provocado por la pandemia del coronavirus, según datos facilitados por el Gobierno. El grueso de repatriados han partido desde Argentina (2.011), Perú (1.598) y Ecuador (1.345).

La cifra total la ha aportado el Ejecutivo a través de una respuesta a una pregunta escrita que le había formulado Compromís en el Senado. En el escrito, el Gobierno desglosa los países, el número de aviones, el número de españoles repatriados y el tipo de repatriación.

De este modo, se han realizado 53 vuelos desde diferentes países como Senegal, Tailandia, Australia o Afganistán entre otros, que han acercado a más de 10.220 personas al territorio español dadas las restricciones aéreas con motivo de la pandemia.

Los ciudadanos han contribuido en todos los casos al pago de los billetes, salvo en un vuelo a Centroamérica con Wamos Air, al tratarse de ina situación excepcional de cierre de fronteras, sin que los ciudadanos pudieran reaccionar.

No obstante, el Gobierno señala que no es posible proporcionar actualmente una cifra exacta sobre el número de personas que todavía quedan en el exterior por retornar, ni tampoco sobre las personas que se encontraban en el extranjero y ya han regresado.

Eso se debe al escaso número de personas que se inscriben en el Registro de Viajeros del Ministerio, a lo que se añade el número de personas que han abandonado el país en el que se hallaban sin ponerlo en conocimiento de las representaciones españoles.

Otra de las razones es la aparición de personas que no habían manifestado su voluntad de querer regresar hasta que han conocido que no habría más vuelos y que no se encuadran en el perfil al que se ha dirigido este ejercicio: ciudadanos españoles que se hallaban temporalmente en el extranjero y a quienes les sorprendió la crisis de la covid-19 en situaciones de desarraigo y de falta de estructura familiar o económica en el país en el que se encontraban.

También entraña dificultad la ausencia de voluntad firme a la hora de manifestar la voluntad de regresar o la exigencia de condiciones tales como fechas o precios concretos de los vuelos para querer retornar.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email