GRUPO PLAZA

ÍNDICE DE CONFIANZA DE JP MORGAN ASSET MANAGEMENT

La confianza de los inversores valencianos sobre la evolución de las bolsas, al alza

El Índice de Confianza que elabora J.P. Morgan Asset Management refleja una mejora de un punto tras la llegada de las vacunas contra la covid-19

3/03/2021 - 

VALÈNCIA. Coincidiendo con el anuncio del lanzamiento de la vacuna contra la Covid-19, la confianza de los inversores de la Comunitat Valenciana en la evolución de las bolsas en 2021 experimentó una mejora de un punto en el último trimestre de 2020, alcanzando los -0,93 puntos. 

Sin embargo, la recuperación de la confianza no ha logrado llevar el índice a territorio positivo, y se queda por debajo de la media para el conjunto del país (+0.55). En línea con la tendencia experimentada desde el comienzo de la pandemia, los inversores de la Comunitat Valenciana han mostrado un mayor pesimismo que la media de los inversores y ahorradores en el conjunto de España.

Así lo recoge el Índice de Confianza que elabora trimestralmente la gestora internacional J.P. Morgan Asset Management desde 2007 para conocer el comportamiento y las motivaciones de los inversores y ahorradores españoles, así como su nivel de confianza en los mercados.

El Índice de Confianza también recoge la visión de los inversores por Comunidades Autónomas. Si bien el comienzo de la crisis provocada por la Covid-19 empeoró progresivamente la confianza de los españoles en los mercados, hasta niveles no vistos en el índice de la gestora desde 2012, la revisión del cuarto trimestre de 2020 permite observar cómo los inversores de las Comunidades Autónomas con mayor representatividad recogidas en esta muestra comenzaron a vislumbrar un poco la luz con el anuncio de la aprobación de diversas vacunas contra la Covid-19 y trasladaron este sentimiento a su confianza en la evolución de los mercados.

Aun y con todo, aunque la Confianza mejoró notablemente al cierre de 2020 en todas las Comunidades Autónomas, la situación final es desigual con niveles negativos todavía en muchas de ellas. Tres regiones destacan por la recuperación del optimismo: País Vasco encabeza la lista con una subida espectacular hasta los 4,4 puntos; seguida de Madrid, con 1,69 puntos; y Castilla y León, con 0,45 puntos. Por su parte, Andalucía junto con la Comunitat Valenciana, han registrado niveles negativos moderados, con -0,29 puntos y -0,93 puntos, respectivamente.

Pese a mejorar su percepción sobre los mercados con respecto a trimestres anteriores, Cataluña y Galicia se han posicionado en este último estudio como las regiones con valores más negativos, al registrar sus Índices de Confianza niveles de -1,07 y -1,67 puntos, respectivamente.

El cómputo de los datos recogidos en todas las Comunidades Autónomas constata cómo el Índice de Confianza del inversor en España rebotó con fuerza en el último trimestre del 2020, recuperando casi 3,5 puntos y cerrando el año en positivo (+0,55), rompiendo con una fuerte tendencia pesimista registrada a lo largo de cinco trimestres en valores negativos. Desde el segundo trimestre de 2018 la confianza de los españoles en los mercados no había estado en terreno optimista, empujada por la expectativa de que la crisis sanitaria, económica y social provocada por la Covid-19 se estabilizará a corto y medio plazo.

El detalle de la evolución del índice mensual muestra cómo los inversores españoles afrontaron el mes de octubre con grandes niveles de pesimismo en la evolución futura de los mercados (-3,0), en línea con la dinámica negativa del año, a excepción del mes de junio (final del confinamiento). En cambio, se advierte el contraste con los niveles de optimismo registrados en noviembre (1,9) y diciembre (2,8), coincidiendo con la culminación del proceso de fabricación de diversas vacunas contra la Covid-19 y la expectativa de su rápida aprobación, adquisición y distribución.

La recuperación del optimismo coincidió con un rally final de la bolsa española entre noviembre y diciembre, que recuperó más de 1.500 puntos en ese periodo y contribuyó a mejorar las expectativas de los inversores. Así, el 39,1% de los encuestados durante el último trimestre de 2020 estima como probable o muy probable que los mercados bursátiles evolucionen de forma positiva en los próximos seis meses, mientras que el 25% pronostica que se mantendrán estables y un 35,9% cree que continuarán cayendo, motivados principalmente por la influencia del virus y de la crisis económica actual.

Los inversores españoles continúan teniendo un perfil moderado o de bajo riesgo: no perder dinero (40,5%) y asegurar una mayor estabilidad en detrimento de una mayor rentabilidad (30,7%), son principales motivaciones que guían a la mayoría de los inversores españoles. No obstante, en el último trimestre de 2020 aumentó el porcentaje de inversores que persiguen obtener la máxima rentabilidad en sus inversiones, que sube más de cinco puntos hasta el 28,8%.

Productos de ahorro e inversión

Desde la perspectiva de la tenencia actual de productos de ahorro e inversión, continúa la tendencia a la baja un trimestre más en la preferencia por los depósitos y libretas de ahorro como producto financiero (probablemente como consecuencia de los bajos tipos de interés), que alcanza el nivel más bajo de la serie histórica, aunque sigue siendo el preferido para el 86% de los encuestados. Se observa, asimismo, un aumento en la tenencia de planes de pensiones (43,6%), aunque llama la atención que el 45% de los encuestados declara no ahorrar para su jubilación.

La preferencia por los fondos de inversión (28,5%) sube cuatro puntos en tan solo un trimestre, registrando su segundo valor más alto de toda la serie histórica y consolidándose como el tercer producto financiero por el que se decantan los ahorradores e inversores españoles, por delante de la inversión en Bolsa (26,3%). Por su parte, la inversión en activos inmobiliarios -más allá de la tenencia de una primera y segunda vivienda-, vuelve a subir tímidamente y el 18,6% de los encuestados declara invertir en este activo, tras encadenar dos trimestres de ligeras bajadas desde el comienzo de la crisis de la Covid-19.

Por otro lado, al preguntar a los participantes sobre el futuro inmediato y sus intenciones a la hora de ahorrar o invertir en los próximos seis meses, los depósitos repiten como la opción más elegida, con un 36,4% de respuestas, aunque son los fondos de inversión la opción con mayor crecimiento con respecto al anterior trimestre, hasta el 19,1% del total.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email