Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

la naviera comienza a cargar este sábado en valència los contenedores de exportación

Más presión a la V-30: la 'fuga' de MSC de Castellón a València añade mil camiones más a la semana

10/02/2020 - 

VALÈNCIA. El traslado de MSC del Puerto de Castellón a València generará externalidades negativas no solo en forma de sobrecostes para las empresas exportadoras, sobre todo azulejeras, sino también para los usuarios de las vías que soportarán el tráfico adicional generado con esa decisión.

Uno de los perjuicios más evidentes se producirá sobre la ya saturada carretera de circunvalación de València, la V-30, que de un plumazo verá incrementarse su tráfico en mil camiones por semana desde la zona norte hasta el acceso sur del Puerto de València.

Los efectos se perciben desde esta misma semana, la naviera italo-suiza ha llevado a cabo su amenaza de trasladar a València la carga de mercancías para exportación que realizaba en el Puerto de Castellón, procedente fundamentalmente de las industrias cerámicas y el resto de factorías de la provincia.

La fuga de MSC, que con ello deja al recinto castellonense de casi un 30% de su tráfico total, obedece al pulso abierto con la terminal explotada por APM Terminals –filial de Maersk–, por el alza de las tarifas que había comenzado a aplicar.

Como consecuencia de ello, alrededor de 25.000 contenedores TEU que antes se cargaban directamente en Castellón ahora se trasladarán por carretera hasta el Puerto de València, lo que a la sazón supone incrementar en mil camiones diarios el tráfico por las vías que discurren, la AP7 y la V-30.

Foto: KIKE TABERNER

La V-30: una circunvalación copada por el transporte pesado

La pasada semana, el estudio elaborado por la UPV sobre el impacto económico y ambiental de la ampliación norte del Puerto de València alertaba del estado de saturación en el que ya se encuentran la vías de acceso al recinto portuario de València, una congestión que atribuye en gran medida al tráfico de camiones procedentes de los polígonos del norte de Valencia y Castellón que no pueden acceder al Puerto de Valencia desde el norte debido a que la única entrada que existe en el recinto portuario está en el sur.

El trabajo, dirigido por el catedrático Vicent Esteban Chapapría, destaca que con las sucesivas ampliaciones del puerto y las restricciones a los camiones en la ciudad, la V-30 se ha transformado en el canal de acceso del tráfico pesado al puerto de Valencia, de manera que el tráfico pesado supone un importante porcentaje de los vehículos que transitan por ella, "causando problemas de congestión, seguridad vial y medio ambiente (ruidos y emisiones)" que ahora se incrementarán con el tráfico adicional.

Llevar un contenedor en camión hasta València: entre 180 y 200 euros

La decisión de MSC de realizar la carga de contenedores en el Puerto de Valencia no les va a salir nada barata a las empresas, por no hablar del impacto sobre el tráfico y las emisiones de CO2 adicionales que se van a producir. Al contrario. Este mismo informe de la UPV cifra en 180 euros el coste del trayecto de ida y vuelta en camión de un contenedor desde Castellón, importe adicional soportado por los exportadores de la provincia con la consiguiente pérdida de competitividad. Ese coste se ve incrementado también por los 17 kilómetros adicionales que los camiones tienen que recorrer hasta llegar al ya mencionado único acceso por el sur del Puerto.

Frente a ello, fuentes del sector apuntan que el incremento del 10% que APM Terminals ha comenzado a aplicar en las tarifas que cobraba a MSC por la carga de sus contenedores apenas suponen para la naviera un coste añadido de 7 euros por unidad.

El propio Aurelio Martínez, presidente de la Autoridad Portuaria de València (APV), destacó recientemente en una jornada sobre corredores ferroviarios el elevado coste de trasladar los contenedores desde Castellón al Puerto de València por carretera. Según dijo, los 200 euros que costaría el traslado en camión desde una factoría cerámica en Nules hasta el Puerto de València sería el mismo de lo que cuesta llevarlo en barco hasta el Puerto de Shanghái.

Foto: KIKE TABERNER 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email