GRUPO PLAZA

incertidumbre

La banca pierde en bolsa más de 8.000 millones tras el anuncio del impuesto hipotecario

23/10/2018 - 

VALÈNCIA (VP). La banca española volvió a vivir ayer una jornada de fuertes descensos en bolsa donde perdió cerca de 3.000 millones de euros a la espera de que el Tribunal Supremo aclare el 5 de noviembre quién debe pagar el impuesto por la firma de hipotecas. Lo curioso fue que comenzaron la sesión en positivo impulsando al Ibex 35 en más de 1% para superar a primera hora la cota psicológica de los 9.000 puntos. Sin embargo, a media sesión se invirtió la tendencia para acabar con nuevas pérdidas y, en el caso del selectivo, volviendo a tocar mínimos de hace casi dos años.

La capitalización de los bancos españoles se vio mermada en 2.972,8 millones de euros y ya son cerca de 8.200 millones de euros desde que el Alto Tribunal emitió el pasado jueves el fallo en el que decidía que tenían que ser las entidades y no el cliente quien asumiera el pago del impuesto de Actos Jurídicos Documentados.

Dicha noticia sentó como un jarro de agua fría a los inversores, que optaron por vender de forma masiva acciones de los bancos españoles, con lo que provocaron que el valor en bolsa del sector, el que mayor peso tiene en el Ibex 35, mermara en 5.552 millones de euros.

Tras la tregua nuevo revés

Al día siguiente, ya viernes, la tregua a la banca anunciada por el Tribunal Supremo, que entonces aclaró que estudiaría si consolidaba el reciente cambio de las reglas hipotecarias y obligaba de forma generalizada a las entidades a cargar con el impuesto de actos jurídicos documentados en hipotecas, frenó la sangría en bolsa. El anuncio del Alto Tribunal dio ciertas alas a los bancos, aunque en la última sesión de la semana pasada no recuperaron ni siquiera 350 millones de capitalización.

Y ayer, aunque en un primer momento se pensaba en una jornada alcista para la banca, la noticia de que habrá que esperar hasta el 5 de noviembre para aclarar quién pagará el impuesto por la firma de hipotecas volvió a espantar a los inversores, lo que ha provocado que la capitalización bursátil cayera en casi 3.000 millones.

Banco Sabadell se convirtió en el 'farolillo rojo' del sector, con una caída del 5,36%, seguido por Unicaja Banco y Liberbank, con descensos del 4,90% y el 4,81% respectivamente; a continuación figuró Bankia, con un recorte del 4,77% y CaixaBank, con un 3,60%. BBVA, a pesar de su diversificación, retrocedió un 2,13%; mientras que Bankinter bajó un 1,43% y Banco Santander un 0,59%.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email