GRUPO PLAZA

La epidemia de coronavirus aplaza la entrada del carsharing en València

22/03/2020 - 

VALÈNCIA. Todo parece verse afectado por el estado de alarma decretado por el Gobierno central para intentar contener la epidemia de coronavirus. Esto, sin embargo, viene de antes, cuando el virus comenzó a expandirse en China y el continente asiático. A finales de febrero, la empresa valenciana CarGreen, que será la única en operar un programa piloto de carsharing en la ciudad de València, pidió al Ayuntamiento un aplazamiento en su puesta de largo por la que se veía venir. El consistorio se lo ha otorgado.

Concretamente, en el otorgamiento de la autorización demanial del consistorio a la mencionada empresa, se le daba un plazo hasta el día 13 de marzo para poner en marcha este servicio de coches compartidos en el cap i casal. No obstante, los problemas provocados por la expansión del coronavirus motivaron la petición de posponer el inicio de la actividad en la ciudad.

De esta manera, el Ayuntamiento permitirá, en virtud de una resolución de la concejalía de Espacio Público que dirige Lucía Beamud, aplazar el inicio de la actividad cuatro meses, de manera que los coches podrán empezar a rodar antes del día 13 de julio. La autorización se suscribió tres días antes de que expirase el plazo para la empresa, el día 10 de marzo, cuatro días antes de que el Gobierno central declarara el estado de alarma, por lo que no se entiende como una consecuencia.

A partir de que se ponga en marcha, el proyecto piloto funcionará con un centenar de coches eléctricos y la autorización demanial será de un año, ampliable a seis meses adicionales. La autorización obliga a la empresa a que el servicio esté disponible en toda la ciudad e incluso en las pedanías. Los usuarios podrán aparcar en cualquier zona habilitada para estacionamiento libre de la ciudad.

Aprovechando el cambio en la ordenanza de la ORA, los vehículos de 'carsharing' de este proyecto, al ser vehículos eléctricos, podrán aparcar en la zona azul y naranja sin abonar ningún importe adicional al servicio. Ahora bien, en ningún caso podrán estacionar en las futuras zonas de estacionamiento clasificadas como zona verde, en el centro, dedicada para estacionamiento exclusivo de residentes.

Asimismo, los vehículos contarán con un sistema de geolocalización para el control y gestión de la flota de vehículos y la empresa deberá reubicar correctamente los vehículos que estén incumpliendo obligaciones de estacionamiento en la vía pública, en un plazo de 24 horas. De hecho, será responsabilidad de Cargreen la retirada de los vehículos averiados antes de que expire el plazo.

La autorización se aprueba a cambio de unas tasas. Así, la firma tendrá que abonar al Ayuntamiento de València una tasa anual de 715 euros por vehículo. En este sentido, la previsión es que, como se ha destacado, la empresa despliegue 100 coches, por lo que la suma total que recaudará el consistorio por la puesta en marcha del proyecto piloto será de 71.500 euros al año.

El proyecto servirá de herramienta para el Ayuntamiento de la capital con el propósito de recabar información y datos acerca de la movilidad de la ciudad. En este sentido, se pretende profundizar en cómo afecta la implantación del carsharing con vistas a un futuro servicio en la ciudad. Por ello, Cargreen deberá remitir información con carácter semanal a la concejalía de Movilidad sobre el número y tiempo de utilización, los trayectos y los lugares estacionamientos que realizan cada uno de sus vehículos en la calle, gracias al sistema de geolocalización que servirá para compartir estos datos.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email