Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

entrevista

Araceli de Frutos: "El mercado se está dejando llevar sin rumbo por las noticias geopolíticas"

19/10/2020 - 

VALÈNCIA. Araceli de Frutos Casado es una de las pocas mujeres que tiene una empresa de asesoramiento financiero (EAF), cuyo registro oficial de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) se remonta a enero de 2013. Actualmente asesora al fondo de inversión Alhaja Inversiones, que hace cinco meses absorbió a su 'hermano' Presea Talento Selección.

Este diario quiso conocer cómo le está yendo al Alhaja Inversiones tras dicha operación, además de conocer otros aspectos como la 'bancarización' que sufre la industria de fondos, la falta de cultura financiera y, entre otros aspectos, la situación de los mercados de cara a final del año marcado por las elecciones estadounidenses del próximo 3 de noviembre. 

A continuación la charla mantenida con Araceli de Frutos, que volvió a atender amablemente la llamada de Valencia Plaza.

-En primer lugar, ¿qué modelo de asesoramiento sigue en el fondo?
-Digamos que es un modelo tradicional, la forma de trabajar que he venido desarrollando durante mi carrera profesional en la gestión de fondos y sicavs: partimos de un análisis del entorno en el que nos movemos y se realiza primeramente la asignación de activos entre la renta variable y la renta fija. A partir de ahí se centra más en el análisis de la bolsa, ya que el fondo puede estar invertido hasta un 75 % en acciones. Para la selección de sectores también nos centramos en el entorno, en lo que está pasando y qué sectores son actualmente los punteros y tienen más capacidad de revalorización.

-¿En qué basa la estrategia dicho fondo de inversión?
-La estrategia de Alhaja se basa en la diversificación de la cartera, tanto sectorialmente como por valores. En la selección de compañías, el análisis fundamental es el que prima exigiéndoles una serie de características como la capacidad de generación de caja, que sean líderes en ese mercado, una consistente remuneración al accionista y que tenga un bajo endeudamiento. En cuanto al análisis técnico, aunque puede ayudar a fijarse un cierto nivel de referencia en el valor ya que las cotizadas tienen 'memoria' y repiten una serie de comportamientos, en realidad es secundario en la determinación de la selección de valores. Para todo ello nos valemos de informes de las distintas casas de análisis que nos proporcionan.

-¿Qué tal le está yendo al fondo Alhaja Inversiones tras absorber hace cinco meses a su 'hermano' Presea?
-Primero hay que decir que la absorción de Presea fue una pena, ya que era un fondo ideal para los muy pequeños ahorradores, pero la idea no sedujo. Así que como popularmente se dice 'para atrás ni para coger impulso', y seguimos centrados como siempre en mantener a Alhaja en las primeras posiciones de su categoría con las 4 estrellas de Morningstar, que en los tiempos actuales mantenerse arriba es complicado. A fecha 14 de octubre, Alhaja Inversiones llevaba una rentabilidad en el año de -1,51%, con una exposición a renta variable de media en el año del 52%. Desde el inicio en enero 2015 se ha revalorizado un 19%, con una volatilidad a 5 años del 9,36%. La volatilidad en el año es de 12,73%, cuando en el mercado la volatilidad alcanza niveles de 29%.

-¿En qué números se está moviendo actualmente el Alhaja Inversiones?
-En torno a 4,5 millones de euros de patrimonio y 250 particípes.


-¿Qué perspectivas tiene para los próximos meses del Alhaja Inversiones?
-No es descartable que Alhaja acabe el año con una 'sonrisa', en positivo, pero estamos 'presos' de las actuaciones políticas, que harán inclinar la balanza de un lado o de otro. En estos momentos, cuando los fundamentales parecen perdidos y el devenir de los mercados está marcado por el repunte de la covid-19 o por temas políticos como las elecciones estadounidenses, poco se puede prever.

-¿Por qué es tan importante -y más este movido ejercicio- tener controlada la volatilidad?
-Al final de lo que se trata es que los movimientos bruscos de mercado impacten lo menor posible en el fondo. Captar las subidas y que las caídas impacten menos. No obstante, hay momentos -como el actual-, que aunque la volatilidad es elevada es difícil su control.

-¿Cómo ve desde su atalaya el patio financiero?
-Nos adentramos en el último trimestre del año con la misma sensación de inestabilidad que nos lleva acompañando todo el año. Esta inestabilidad se hace más acusada cuando se ha visto una recuperación de los mínimos de mercado casi tan fuerte como lo fue su caída a comienzos de año. En el mes de septiembre se ha observado un cierto agotamiento del mercado, necesitando un nuevo empuje. En las sucesivas reuniones de los distintos bancos centrales (BCE, FED…) estaban pidiendo ayuda a la política fiscal, que parece que no llega, sobre todo en lo que a Estados Unidos se refiere. Se está pendiente del paquete de ayudas que el Gobierno estadounidense debería aprobar para apoyar a la economía como hizo en marzo. Sin embargo, la falta de acuerdo entre demócratas y republicanos, dada también la cercanía de las elecciones, deja al mercado dando tumbos pendientes de rumores sobre acercamiento de posturas. Lo que evidencia esta situación es que el mercado ha perdido los fundamentales y se está dejando llevar sin rumbo por las noticias geopolíticas.

-¿Hasta qué punto el resultado electoral en Estados Unidos marcará el rumbo de los mercados?
-Las elecciones estadounidenses serán el protagonista absoluto para este último trimestre del año, lo que imprime volatilidad e incertidumbre en el mercado. En las últimas semanas se ve una cierta complacencia, una cierta asimilación de la victoria de Biden que en principio no gustaba al mercado por el programa económico, que conllevaría subidas de impuestos y mayor regulación de sectores como el tecnológico que es el que está tirando de las bolsas. Pero quién sabe cómo reaccionará el mercado, incluso a pesar de la ventaja de Biden no daría por muerto a Trump en esta carrera presidencial que puede sorprender ganándola.

-¿Habrá un 'Brexit' pactado entre la Unión Europea y Reino Unido o veremos un 'Brexit duro'?
-Por lo que se ve en las últimas declaraciones de Johnson será un 'Brexit duro'. No obstante, tengo que señalar que aunque estos acontecimientos como el Brexit o las elecciones estadounidenses impriman volatilidad a mercado, no hay que perder la vista que lo que nos interesa es la inversión en buenas empresas, que nos aporten positivamente a la cartera. Estos acontecimientos hay que lidiarlos, pero forman parte más del lado irracional o de sentimiento inversor que la racional o de fundamentales de mercado.


-¿Qué opina que las gestoras de los bancos gestionen casi el 82% de los fondos de inversión españoles como lo recogía esta semana el Banco de España?
-Bueno eso se debe a la bancarización que se sufre en España. Bancarización que distinguiría entre banca comercial, que es la que conoce la mayoría del público, (BBVA, Santander, CaixaBank, Sabadell…) y la banca de inversión, que también tiene gestoras asociadas, pero que son menos conocidas por el público.

-¿Cómo se podría cambiar ese auténtico 'monopolio'?
-La verdad es que parece enquistado y con lo cual es complicado pero no cabe duda que ayudaría una mayor cultura financiera y un mayor interés por parte del inversor en saber qué le están recomendando, entender los productos. En definitiva, en conocer y ser exigente con tus ahorros, con tu patrimonio. No obstante, es bastante complicado ya que figuras como las EAFs, con más de diez años de historia, son aún unas grandes desconocidas para el público en general. Las EAFs serían un cauce a través del cual se pueden diversificar las recomendaciones de carteras de fondos en gestoras -tanto nacionales como internacionales- independientes y no tener, según Inverco, una concentración del 65% en fondos del propio grupo en las carteras de gestión discrecional.

-Que los españoles hasta hace bien poco tuviéramos un billón de euros en depósitos bancarios y cuentas corrientes, ¿es falta de cultura financiera?
-Completamente. En un estudio publicado a comienzos de año por al CNMV reflejaba que casi la mitad de los españoles consideran que sus conocimientos sobre fianzas son bajos y sólo un 8% los considera altos.

-Por último, ¿cuál es su receta para dotar a este país de una mayor cultura financiera?
-Posiblemente empezando la enseñanza financiera desde edad temprana para que el mundo de las finanzas no resulte un ente raro y poco atractivo. Actualmente sólo un 12% encuentra interesante esta materia. A ello se une un lenguaje demasiado técnico que se ha venido utilizando en las entidades financieras que imposibilita su difusión y entendimiento por la mayoría de los ciudadanos. Hay que normalizarlo, integrarlo en el currículo académico, pero no dando un aprobado general (sonríe).

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email