GRUPO PLAZA

EL CUDOLEt / OPINIÓN

Los Gabino: maestros arroceros

12/06/2021 - 

Pretendo estas próximas semanas refrescar un poquito la columna de opinión. El tiempo lo requiere. El lector lo necesita. Filosofar, con perdón de los clásicos, del patriotismo de proximidad. El tangible. El visible. El que nos da de comer. Un viaje al interior de la patria chica de cada uno. Porque cada uno tiene su patria. La de la infancia. Un orgullo. Pepe Gabino y María José Cuenca me recibieron en el restaurante que regentan. El Vert i Blau. En la terraza de trencadís -éste está bien colocado-, espacio bautizado como La Tertulia. Lugar idóneo para aprender un poco de la historia local del arroz. Cultivado en el Recatí. Nadie nace enseñado.

Pepe es un tipo de porte mediano. Se maneja muy bien sobre el terreno. En el tractor. En los fogones. En la vida. Y para más inri, ejerce de secretario del Tancat y preside junto a su hijo la comisión fallera Sirena-Delfines. La verdad, no sé de dónde saca tiempo a las manecillas del reloj. Y eso que no consume Red Bull. Acaban de ser abuelos. Manuel es la quinta generación de estos maestros arroceros. Al matrimonio se le notaba feliz. De oreja a oreja. No podía faltar en la tertulia una birra en la mesa. Muchas eran las preguntas que pretendía hacer y otras tantas respuestas quería obtener. Demasiadas sobre un producto básico en nuestra dieta mediterránea. El arroz. La enseña del pueblo valenciano.

Al voltant de l'Albufera se cultiva gran cantidad de arroz que los valencianos consumimos cada día en nuestros menús. De mil formas. De mil colores. De mil olores. Por no decir los domingos, en la paella, con pollo y conejo al costat de amigos y familia. Tres son las variedades que por excelencia se cosechan en el territorio. El Bomba, El Albufera y el J. Sendra, sin menospreciar al Sirio y al Mare. El Albufera da gran rendimiento, ha nacido de la mezcla de la simiente del Bomba y del J. Sendra.

Con algo de cansancio, la entrevista fue al final de la noche, Pepe contaba que tiene en propiedad 120 hanegadas. Ahí es nada. Y que además de estas gestiona otras 350. Un mayorista del arroz. De verdad. No de ficción. En el Recatí no existe cooperativa. Sí en Sueca, El Palmar y Pinedo. Él se reconoce independiente, aunque se puede decir que colabora estrechamente con la SAT arrocera de la pedanía de Pinedo. Desde más o menos la fecha del 15 de mayo los peregrinos que deambulamos por la zona hemos observado los campos inundados. En septiembre obtendrán los resultados de la costosa y laboriosa siembra.

Uno de los grandes problemas para los residentes de la zona es la aparición de la rantella. El agua estancada les aviva. En principio es inofensivo para el cuerpo humano. Pero ellos, los labradores, con sus propios recursos son los responsables de la fumigación de estos insectos que a veces son molestos si estás sentando en una terraza consumiendo y acaban como un bañista más sobre la espuma de la rubia. Otro punto caliente de la tertulia y que surge año tras año es la apertura de las compuertas a la hora del baño con el fin de expulsar el excedente del agua de L'Albufera. Según las autoridades al mando, los arrozales están antes que el turismo. Respuesta incomprensible porque existen medios para evitar la situación.

Tampoco podía faltar la posición personal de Pepe por el espinoso asunto de la quema de la paja del arroz. La Generalitat y Europa condicionan el calendario del tratamiento. Una temporada se quema. Otra se deja pudrir. Hay disparidad de criterios respecto a este tema. Pepe prefiere hacer una hoguera, se nota que es fallero, antes que dejarla pudrir. Es una pena que todo lo que hablamos con profundidad no lo pueda relatar por motivos de extensión de la columna. Con Pepe aprendí mucho y en poco tiempo del cultivo del arroz. Manejó bien los tiempos. Leyó correctamente el partido. Al matrimonio le esperaban en un ágape en El Perelló. Seguro que volveremos a la Tertulia, la famosa receta de la patata Amparín o cualquier arroz que cocinan desde los fogones merece un alto en el camino en la ruta de la felicidad. La del 25.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email