GRUPO PLAZA

En el marco de su plan de cierres en España

La cadena Marypaz cerrará cuatro tiendas en la Comunitat: una en Valencia y tres en Alicante

20/11/2021 - 

VALÈNCIA. La cadena de zapaterías Marypaz se encuentra inmersa en un nuevo Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que previsiblemente afectará a más del 20% de la plantilla, y conllevará el adelgazamiento de su actual estructura de tiendas. Los planes actuales de la compañía pasan por el cierre definitivo de 19 tiendas, unas clausuras que afectarán a su red en la Comunitat Valenciana, principalmente en Alicante.

En concreto, la compañía bajará la persiana en cuatro locales que tiene en la autonomía valenciana: uno en la provincia de Valencia y tres en Alicante. La mayoría de ellos situados en espacios comerciales. Se trata de sus tiendas ubicadas en el centro comercial de Bonaire en Valencia; l'Aljub en Elche; el Zenia Boulevard en Orihuela y la última la que tenía a pie de calle en Benidorm. 

Por el momento no se prevé que este ajuste afecte a sus establecimientos en Castellón. De esta forma, la cadena de zapaterías reducirá su oferta en la autonomía valenciana donde todavía contará con seis tiendas, dos en cada una de las tres provincias, según consta en su página web. 

Estos cierres forman parte del segundo ERE de la compañía. La empresa cuenta con cerca de 70 tiendas y una plantilla total de 347 personas de las cuales se verían afectadas por este nuevo ajuste unas 74 personas, el 21% de los empleados. La situación de la compañía andaluza es delicada. Ya en 2020 sufrió otra reestructuración de empleo y lleva desde el principio de la pandemia afectada por un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).

Desde CCOO califican las cifras presentadas por la firma para el nuevo ERE de "desproporcionadas e injustificadas" ya que denuncian que "de forma irregular y simultánea, se realizan nuevas contrataciones que aparte de carecer de sentido, no se ajustan a la ley en una empresa que tiene a sus trabajadores afectadas por un ERTE y pretende despedir a una cuarta parte de su plantilla", subraya el sindicato. 

Con más de 40 años de actividad, Marypaz presentó en 2016 un concurso del que la firma salió victorioso tras alcanzar un acuerdo con sus acreedores y dar entrada a Black Toro Capital, lo que le permitió afianzar y potenciar el desarrollo del negocio nacional e internacional. En ese momento, Black Toro Capital realizó una primera inversión de diez millones de euros para realizar la compra de la campaña de otoño-invierno 2016 y, tras la salida del concurso, realizó una segunda por valor de 20 millones de euros que le permitió poner en marcha el nuevo Plan Estratégico 2016-2021.

Pero en 2019, la compañía andaluza volvió a solicitar el concurso de acreedores ante la imposibilidad de hacer frente a sus necesidades de circulante, unos 15 millones de euros, para poder pagar a sus proveedores.

La compañía cerraba su último ejercicio antes de la pandemia con ventas por 98,8 millones de euros, lo que supuso un aumento del 16% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. La facturación a través del canal online, por su parte, también había aumentado un 26%. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email